La Bota De Nº 35. Fino Macharnudo Alto
Vino La Bota De Nº 35. Fino Macharnudo Alto
FICHA TÉCNICA
D.O./Zona
Pais:
España
Tipo de Vino:
Dulces y Generosos
Crianza:
Con crianza
Graduación (vol):
15,00%
Varietales:
Palomino.
Precio aproximado
Precio Aprox:
De 10 a 19,9 €
PUNTUACIÓN
Nota de cata NOTA MEDIA:
9.26
/
96
Nota de cata CALIDAD-PRECIO:
9,7
ELABORACIÓN
Selección de solera, con una edad media de 10 años.
OTROS VINOS CATADOS DE ESTA BODEGA
VER MÁS
Opiniones de La Bota De Nº 35. Fino Macharnudo Alto
OPINIONES
20

Vino color dorado oscuro, algo turbio y lágrima abundante.

En nariz con buena intensidad notas leves de levaduras para darnos paso a puntas de fruta blanca escarchada, tostados y frutos secos.

El paso por boca, suave, amable, equilibrado, buena acidez, más fresco de lo que esperaba y con un final salino y tostado. Está muy redondito, fino maduro y disfrutable, mucho más que otros embotellamientos que ha habido más tarde.

Retronasal, tostados.

Postgusto, largo y muy bueno.

A pesar de los años transcurridos, los aromas son muy parejos a los descritos y la boca casi lo mismo, sólo se aprecia la típica oxidificación, propia de la pureza y el tiempo transcurrido desde la salida de la barrica.

Menos mal que lo he podido consumir con cierta garantia.

Esta ficha la tenia en el archivo del año anterior.

Ahí sigue, con un color subido y su nariz potente y con punch, en la que aparecen marcadas sensaciones punzantes, el toque de aceitunas "picadas", los matices de frutos secos ligeramente tostados y ese fondo levemente "barnizado". En boca con presencia, fluido peor con peso, fresco, con buenos amargos, especiados en el retronasal y gran persistencia. Un vino de reflexión...

Presenta color oro viejo, algo turbio por el tiempo que lleva en botella.
Nariz intensa y compleja, exquisita, con aromas a avellana tostada, barniz, levaduras, yodados exquisitos, oxidación.
En boca es amplio, punzante, elocuente. Voluminoso, graso, persistente, profundo, con los frutos secos en primer plano, así como los barnices y yodados. Equilibrado, mineral, con final largo, magnífico, duradero...
Estupendo generoso.

Esta saca de Junio de 2012 aparece, 2 años después de su embotellado algo más subida de color, que sigue siendo oro viejo aunque los destellos rozan ya las tonalidad marrones. La nariz mantiene su su carácter punzante, con las huellas de la crianza biológica en primer plano, hay toques de aceitunas verdes, recuerdos a frutos secos, toques de flor seca y un seductor punto de barniz de mueble viejo. En boca el ataque es intenso, tiene un paso firme y atractivo, con muy buenos amargos, sensaciones de volumen, fresco, con algún matiz mineral y notable persistencia.

De color dorado intenso, limpio y brillante.

Nariz de gran intensidad, almendras tostadas, manzana asada, mieles, azúcar quemado, notas yodadas, hierbas aromáticas y aromas de oxidación.

En boca es poderoso, paso muy marcado, final largo amargo y salino con gran persistencia de frutos secos.

Un fino un tanto "salvaje" que me encanta.

Otra botella disfrutada, y creo que esta es la última.

Ya lo he comentado en las últimas ocasiones que he disfrutado este vino, me sigue gustando enormemente, por eso lo puntuo con sobresaliente "medio", sigo reconociendo su gran caracter, su personalidad, su variada via aromática y sus toques de elegancia y mineralidad en boca.
Pero vuelvo a insistir que esas leves notas oxidatívas no me gustan, ademas en mis botellas el vino ha cambiado mucho de color, ahora se ve turbio y más pardo que dorado, y que conste que creo que lo tengo bien conservado.

Resumiendo, a pesar de esos pequeños "defectos", lo sigo considerando un EXCELENTE FINO.

Dorado intenso limpio y brillante.
Nariz intensa y compleja, con notas de frutos secos, infusiones, trazas minerales, especias, recuerdos salinos, puntas herbáceas. La nariz con el paso del tiempo muestra una gama más oxidativa que aldehídica, pero aun así no pierde frescura.
En boca es limpio, poderoso, armónico, equilibrado, una delicia de vino en todas sus fases. Con ese peso que siempre tiene y destacando por su carácter algo graso, que resulta encantador en la mesa. Final de frutos secos amargos con trazas minerales y especiadas. Larga persistencia.
Año tras año y bota tras bota, Macharnudo Alto nos confirma que está en la cúspide los finos en la actualidad, Fino viejo y poderoso, maravilloso en la mesa por su balance de registros. Nos gusta más con año y medio de botella tras la saca, como está en la actualidad. Gran vino a precio de risa. Imprescindible.

Otra botella disfrutada, por supuesto que indico lo mismo que más abajo, el vino sigue estando excelente, aunque el tema de la evolución lo penaliza un poco.

En esta ocasión lo acompañé de un surtido de queso de la Serena, los Ibores y de quesos del Casar, y se porto de forma extraordinaria.

Sigue siendo, y será durante algunos años, otro gran vino del fabuloso equipo Navazos.

Disfruto de otra botella y observo que las sensaciones, tanto en la vista, como en la nariz y la boca, son las mismas expresadas más abajo.

El vino esta muy bebible y excepcionalmente sabroso y complejo, aunque a mi no me gustan demasiado los aromas oxidativos que está desarrollando.

En esta ocasión lo acompañé de un jamon de bellota D.O. y aunque estuvo sobresaliente, dominó un poco la mesa.

Repito para que quede claro, el vino esta EXCELENTE y en perfectas condiciones, lo que ocurre que a mi los toquecitos oxidativos no me gustan.

Cookies en verema.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra Ver política de cookies.

Aceptar