Finca Dofí 2002
Vino Finca Dofí 2002
FICHA TÉCNICA
D.O./Zona
Pais:
España
Tipo de Vino:
Tinto
Graduación (vol):
14,00%
Varietales:
55% Garnatxa, 40% Cabernet Sauvignon, resto de Syrah y Merlot.
Precio aproximado
Precio Aprox:
De 50 a 99,9 €
PUNTUACIÓN
Nota de cata NOTA MEDIA:
8.88
/
94
Nota de cata CALIDAD-PRECIO:
5,2
ELABORACIÓN
15 meses en barrica de roble francés de diversos productores. 6.000 botellas
OTROS VINOS CATADOS DE ESTA BODEGA
VER MÁS
Opiniones de Finca Dofí
OPINIONES
30

Color rojo oscuro intenso, ribete granatoso algo atejado, capa media y gruesa lágrima bien abundante y suavemente tintada. Nariz de buena intensidad con aromas de fruta bien madura y compota de grosellas y arándanos, los tostados de la barrica muy bien integrados aunque a ratos nos inunda cierto aurea de maderas viejas, especiados secos (granos de pimientas y algo de clavo), eucaliptos secos y raíz de regaliz bien seca, notas de chocolate, hojas de tabajo secas, hojarasca, cueros viejos, café tostado y suave fondo de terruño y piedra húmeda. Suave entrada en boca con una breve sensación de sequedad muy suave, buen recorrido de cuerpo medio y unos tostados muy bien integrados, acidez algo justa, especiados bien marcados (destacan los granos de pimienta y pimentón dulce), balsámicos finos, equilibrado, cierta sedosidad y fina textura, taninos suaves, buen conjunto y fina persistencia. Final medio-largo, postgusto de fruta madura y retronasal ahumado.

Más información en: http://www.elvi.net/2013/10/28/finca-dofi-2002/

Sorprende totalmente su vigor, su viveza, su nervio, su aparente juventud.
Y tiene ya más de 11 años.
Desde luego la pinta la tiene de aguantar otros tantos.
Gran vino. Y grande su acidez, de las que te elevan.

Esta cata es un error: corresponde a la añada 2003, no a la 2002

Poco o nada queda por decir o descubrir que no sepamos ya de Álvaro Palacios.
Sabemos cuánta importancia tuvo (junto a otros personajes importantes del mundo del vino), en el nuevo renacer del Priorat.
Además, el crear criaturas líquidas capaces de transmitirnos muchas emociones y hacernos sentir ese embrujo que tiene esta comarca.
L'Ermita, Gratallops, Les Terrasses...todos ellos, hijos enológicos de Palacios. Y por supuesto este Finca Dofí (ex-Clos, tiempo ha). Después de mucho soñar con él, el tener un bis a bis (o copa a copa, mejor), apareció volando desde tierras levantinas, por obra y gracia de veremeros, hasta mi mesa.
La emoción no fué poca, desde luego. Estaba delante de algo casi mítico (por lo menos en el Priorat); de alto rango y mejor familia (poderosa).
Pero todo esto pesa demasiado, y se diluye y volatiliza cuando olemos la primera copa y saboreamos el primer trago.
Decantado unas 3-4 horas antes de degustarlo.
Visualmente no parecen que pasen los años. Tampoco no es espectacular en color, ni en profundidad. Capa media-alta. No es brillante; sí algo granatoso, incluso terroso, enturbecido. La lágrima se aprecia, pero tampoco es poderosa. Transparente y tirando a ligera.
La nariz...oh, la nariz!! Aquí aparecen y de qué manera los primeros signos inequívocos de cansancio: sí existe el bosque Mediterráneo; hay algo de Tomillo y Romero. Pero todo parece sutil como un susurro. Alguna nota derivada de la crianza y una fruta madura que se diluye en este conjunto olfativo. Está cansado, alicaído, desposeído de su explendor (que sin duda este vino posee).
Aún así y con todo, no se puede negar que sus maneras son educadas y elegantes. Pero casi extinguidas.
En boca, el vino se bebe; que no es poco, pero tampoco suficiente para las expectativas creadas acerca de este caldo. Porque no hace falta ser Ermita para emocionar ni para recibir el calificativo de "vino de guarda". Han pasado 10 años desde su alumbramiento y creo que ha perdido mucha luz en el camino.
El tanino está fundido en el conjunto. El vino se aligera; resulta sedoso, de nuevo noble.
No hay asomo de acidez, y al final concede un toque de frutosidad. Poco más.
Soy un amante del Priorat (no sólo de sus vinos). Pero por encima de todo, se apodera de mí
la decepción, y la sensación de faltarme algo (o mucho) de la magia del Priorat: lo mineral, lo balsámico, lo pétreo; la brisa del clima Mediterráneo...

Pienso, quizás, que mi boca y mi nariz hayan sido injustas tal vez, con este pequeño "pedazo" de Priorat.
A pesar de que mi nota global, no resultará buena, no he querido dejar de ponerle nota; casi lo sentiría como un desprecio.
Pero, no temas, Dofí: sabré recuperar fuerzas y volveremos a vernos de nuevo...en la copa. Disfrutándolo.

http://www.youtube.com/watch?v=bYAluz6aaTc

Recién abierto y muestra un atractivo color rojo profundo de capa media alta.Pletórico desde el inicio en nariz, con fruta negra madura, mineral, balsámico y notas de monte bajo.En ataque se muestra rotundo, llena la boca de sensaciones, de buena acidez y tanino pulido. Postgusto largo donde se repiten las sensaciones percibidas en nariz y boca.
Todavía tengo otra botella y, si sale como esta, no va a tener problemas para descansar un poco más de tiempo en el armario.
Costó alrededor de 36€ en una oferta de cierta cadena para hostelería hace unos años.

Picota con borde ligeramente atejado. Espejo limpio, capa alta. lagrima verical, lenta y que no tinta la copa
Nariz media, al princpio con tonos reducidos, mas tarde mineral, frutas rojas sobre fondo balsamico
Paso por boca con cuerpo medio, sin aristas, redondo , con sabor frutal sobre fondo mineral
Postgusto medio
No le queda mucho recorrido. pero ahora esta todavía en buen nievel

Picota con reflejos guinda.
La nariz aboca de manera armónica y profunda mucha fruta negra acompañada de balsámicos -mentolados-, mineral y notas de bosque.
Compacto, sedoso, armóncio, equilibrado. Un conjunto elegante y seductor, con gran estructura frutal y un mineral que transporta el vino. Largo y muy persistente.

Decididamente un Dofi de mala añada y menor categoría.
Rubí intenso y oscuro.
Aroma tímido, fruta negra, mineral y especiado pero sin un relieve especial
boca ligera, algo rápido y terroso, buena acidez y buena expresividad, ha ido perdiendo desde la última vez que lo probé.

Picota cubierto de capa media alta, ribete violáceo. Lágrima fina.
En nariz, al principio está cerrado y no nos dice mucho. Poco a poco se va abriendo, y aparecen cada vez más aromas. Al principio frutas negras y madera. Después clavo, chocolate amargo, pimiento, regaliz y aromas minerales.
En boca es un vino muy fácil de beber, de trago largo, donde predomina la fruta negra, las especias y los sabores minerales. Tiene un alto grado de acidez, conserva cierta astringencia y está todavía muy vivo.
La botella duró alrededor de una hora, a lo largo de la cual, como he ido comentando, poco a poco iban desplegándose una gran gama de aromas y sabores. Cada copa estaba mejor que la anterior, y cuando al final se acabó, casi ni me di cuenta. De lo bueno que está te lo vas bebiendo sin enterarte.
Ha ido mejorando en botella. Lo probé hace casi tres años, y no estaba más descompensado. Muy pulido, pero todavía con mucha fuerza.

No se si será casualidad pero me identifico totalmente con el comentario anterior del buen amigo Javier, con la diferencia que a mi se me partio el corcho a pesar de que no presentaba mal aspecto, lo que obligo a tener que filtrarlo. Fue abierto cerca de dos horas antes de su consumo.
Color picota granatoso con ribete anaranjado y de buena capa.
Aromas de buena intensidad, con notas de caza, cuero, tostados de madera, minerales, fruta en compota sobre todo negra y ligera apreciación licorosa.
En boca presenta una entrada noble, suave, goloso, elegante, buena acidez, equilibrado, bastante frutal, de recorrido medio y persistencia licorosa.

Conseguida la botella a buen precio de un lote comprado las pasadas navidades, pese a que exteriormente la botella no tiene mala pinta, el vino se encuentra bastante evolucionado, pero todavía se puede beber y disfrutar. El corcho se presenta en buenas condiciones, no está manchado y es elástico, quizás demasiado, tiende a romperse, por lo que utilizo el sacacorchos de cuchillas.

Vista: Picota con el ribete granatoso, el color no presenta evolución, lagrima fina y lenta.

Nariz: : Inicialmente y a copa parada me da notas extrañas para este tipo de vino, frutos secos y queso de cabra???, con la aireación, van apareciendo lacas, barnices, al tiempo aparecen las notas minerales características de la zona, fruta roja y negra, mentolados, balsámicos, empieza con las notas típicas de ebanistería y cueros, alguna nota especiada, sobre un fondo elegante de la barrica.

Boca: : Ataque muy elegante, muy buena acidez, taninos pulidos, bastante pulido pero no muy expresivo en esta fase, licor de guindas, fruta roja y negra, retrogusto con notas de barnices y persistencia en boca media.

Desde luego que no es la mejor añada de la bodega, pero hay que poder beber todas las añadas posibles para poder valorar la calidad del vino.

Valoro la RPC por el precio pagado por este vino y no por el precio de mercado.......

Cookies en verema.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra Ver política de cookies.

Aceptar