Fino Una Palma

Vino Fino Una Palma

Puntuación del vino
Puntuación sobre 100:
95
Puntuación Media:
9,1
Calidad-precio:
9,5

Bodega: Tío Pepe - González Byass
D.O./Zona: D.O. Jerez y Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda
País: España
Tipo de vino: Dulces y Generosos
Crianza: Con crianza
Graduación (vol): 15,50%
Varietales: 100% palomino fino
Precio aproximado: De 10 a 19,9 €
Descripción
Otros vinos catados de esta bodega

Elaboración: Selección de 3 botas de la 4º criadera de fino amontillado con unos 6 años de vejez. Saca de 600 botellas.

Varietales: 100% palomino fino

22 Opiniones de Fino Una Palma

Visual: amarillo pajizo dorado con reflejos tirando a dorado oscuro, limpio y brillante.

Nariz: de intensidad que crece con la temperatura hacia media-alta casi alta, frutos secos tostados (avellanas y almendras), aldehídos, velo de flor, notable salinidad, botas jerezanas, ligeros herbáceos, flores marchitas a tope, laca de uñas muy muy ligera y, en general, buena intensidad y complejidad que, como digo, aumenta con la temperatura (muy frío pierde un poco).

Boca: ataque de volumen medio-alto, de buen frescor y notable sapidez, buena estructura y cuerpo para un fino, densidad media plus, agradable y sabroso con notas salinas y a frutos secos en el paso por boca. El final es largo, sápido, salino y con notas a frutos secos en retrogusto; la retronasal aparece plena en aldehídos, velo de flor, botas jerezanas y más frutos secos y salinidad que lo redondean fantásticamente bien.

Muy buen fino este Una Palma en otra botella más a los 6 meses de su saca.

Selección de 3 botas. Embotellado, en este caso, el 14/10/2016 (Saca de Octubre 2016).

Es conveniente no tomarlo excesivamente frío, entre 10-13ºC es la horquilla óptima, menos sí, entrará fácil, pero supone perder muchas sensaciones en nariz y boca.

Visual: amarillo dorado oscuro con ligeros reflejos ámbar-claro, límpido y limpio, brillante y con buena y abundante lágrima (a pesar de la crianza biológica) de rápida caída.

Nariz: de intensidad media-alta que crece conforme gana temperatura en copa; tenemos acetaldehídos potentes, velo de flor, tiza, frutos secos tostados (almendras y avellanas), salinidad notable, brisa marina, salmuera, flores marchitas, sacristía, ligero incienso, balsámico-mentolados potentes, maderas viejas, botas jerezanas y aún ligeros recuerdos a fruta (sutiles cítricos y manzana verde ya algo madura). Se ve un fino de buena complejidad y de buena madurez pero tampoco muy viejo todavía. Maduro pero aún en plenitud de toda su crianza biológica y de velo de flor.

Boca: de ataque fresco, punzante y todavía algo joven pero, a la vez, potente y sabroso. Desde la entrada, y en todo el paso por boca, se percibe salino, salado y sápido a tope, algo cremoso, con muy buenas hechuras, volumen medio-alto, buen cuerpo y estructura, densidad media tirando ya a media-alta, acidez discreta pero razonable (entre media-baja y media), se mascan los frutos secos y los balsámicos en el paso por boca. Muy agradable. El final es largo y persistente, amargoso, redondo y sutilmente punzante, con recuerdos en retrogusto a esas almendras tostadas (algo amargas), a esas avellanas junto a potentes mentolados y abundantes notas salinas; en retronasal sale toda su amplitud con muchas notas de las descritas en la nariz: flores marchitas, tiza, sacristía, maderas jerezanas viejas, salmuera y aldehídos que lo rematan fantásticamente bien.

Un fino por encima de lo que se considera un buen Fino de Jerez habitual. Si ya la inmensa mayoría de Finos de Jerez son muy buenos incluso en gamas básicas, este Fino está ya algún escalón por encima... no tiene quizás tanta frescura como un fino algo más joven (un Tío Pepe "normal" de 4 años de crianza, por ejemplo) pero sí tiene una complejidad superior conservando buena parte (todavía) de dicha (relativa) juventud. Encima, como la saca fue de aproximadamente hace 3 meses pues todavía tenemos bastantes notas punzantes en nariz y buena frescura en boca.

Su PVP ronda los 16€ en formato de 50 cl.

  • Fino Una Palma González Byass Saca Octubre 2016

  • Fino Una Palma González Byass Saca Octubre 2016

De la saca 2016, todavía joven tiene una frescura y salinidad extaordinaria. Su color dorado y brillante, sus aromas frescos y su sabor redondo y salino hacen de este fino un buen acompañante de embutidos y de aperitivos.

Visual:

Amarillo dorado. Cierta turbidez.

Olfativa:

Nariz muy fresca. Frutos secos, flores secas y un fondo mineral. Con movimiento se definen mejor los frutos secos, y con especial claridad la almendra amarga y la pipa de girasol. También se aprecian notas almiraradas y de aceituna verde.

Gustativa:

Potente, de paso y final amargo, buena persistencia, sápido y expresivo. Notas de frutos secos y retronasal de panaderia.

Amarillo pajizo con reflejos dorados, brillante.
De intensidad aromática media alta. Fruta blanca, almendra y tostados sobre un fondo mineral (tiza)
En boca es elegante sutil y equilibrado, no cansa, es de trago largo.

De color amarillo pálido con ribete acerado y aspecto luminoso.
Nariz con buena intensidad, seco y algo punzante, ligeramnete cremoso, destacando aromas del velo en flor, albariza, frutos secos y buen peso salino. Ligeras notas afrutadas y un punto almendrado cierran el circulo, con sutilezas de flores marchitas al fondo.
En boca es seco pero de ligero tacto graso, con recuerdos de almendras amargas, manzanilla (de infusión), levaduras y algo de aceituna verde. Muy buen paso de boca, bastante seco, repuntes amargos, acidez fina y redonda. Final de boca con postgusto de frutos secos y toques salinos.

En la cata del día 18 de Mayo en Barcelona de Jereces, con un olor en toda la sala que reflejaba los buenos jereces que se podían degustar. Este fino fresco y salino, es exquisito. Tanto sus aromas a frutos secos, como su sabor fresco y redondo hacen de este fino el acompañamiento a cualquier embutido o queso.

Singular, se siente la crianza biológica, es elegante y potente, amable y profundo, te envuelve y te lleva, cautiva con sus aromas punzantes, casi llevados al extremo. Hay un suave aspecto almendrado, de frutos secos tostados a albariza.

En boca es grande, se unta y se rechupetea, es seco, profundo, salino, amable y vivo, dotado de frescura. El alcohol asciende conforme el vino se va, trae y quedan atrapados los matices apreciados en la nariz, se comunican, estallan, perduran, gustan.

Se embotellan 3.000 botellas, tras 6 años de crianza biológica y previa selección de 147 botas.
Presenta amarillo dorado con tonos verdosos, muy limpio y muy brillante.
En nariz, frutos secos, almendras, manzanilla, salinidad.
Muy mineral en boca, largo, potente y fresco. Posgusto amargo, persistente.

Un pelín más subida de color que el Tío Pepe en Rama, con un atractivo color amarillo dorado pálido. Siguen dominando las notas de la crianza biológica, con bastantes acetificados, algo de frutos secos, destacando los recuerdos almendrados, hierba de infusión (manzanilla), sal gorda y un deje mineral. En boca es sabroso, seco, fresco, pero con profundidad, con notables amargos y gran persistencia. Subiendo en la escala de la complejidad.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar