Grupo de Cata Mediterráneo

Encuentro y maridaje en Restaurante ÁTICO.

 

Queridos amigos. Teníamos esta crónica pendiente de publicación y aprovechando el parón navideño, aquí la traemos. 
El pasado 14 de octubre nos citamos un buen grupo de amigos a disfrutar de la buena compañía y el buen vino en uno de los locales más interesantes de la ciudad de Alicante: Restaurante Ático, sito en “El Barrio de Santacruz”, lugar de marcha y ocio clásico, muy conocido por todos. 
Desde su espectacular ático, que de allí le llega su nombre, se disfrutan unas estupendas vistas del Castillo de Santa Bárbara, totalmente iluminado. 
 
Los amigos de Restaurante Ático nos prepararon para la ocasión un menú especial que “regamos” con buenos vinos aportados por nosotros. 
Os contamos a continuación nuestras impresiones. 
Los aperitivos y entrantes que teníamos preparados fueron los siguientes:
 
Tabla de patés ibéricos con confituras varias. Nada excepcional, muy corrientes. 
Plato de jamón ibérico al corte fino; que nos gustó. 
Carpaccio de buey con trufa negra, caviar rojo y escamas de foie. Nos engatusó; nos encantó su preparación. 
Langostinos enrollados en pasta fina crujiente sobre endivias.  Una sorpresa ingeniosa.
 
Para comenzar abrimos un Lagar de Cervera, Albariño 2010. Un albariño de corte “clásico”, no tan suave como nos tienen acostumbrados en Galicia, pero redondo. Continuamos con un Pago de Tharsys 2007 Millesime Brut Reserva. Un cava excepcional, amplio, equilibrado, con notas de miel y frutos secos. Elegante.
Entramos enseguida con un tinto, buscando cierta frescura, y disfrutamos un Ferrer Bobet 2008 (Priorat). Una maravilla mediterránea. Con aromas frutales y recuerdos de bosque frondoso. Muy mediterráneo.
 
Seguimos con más platos, ahora los principales:
 
Foie templado con escalivada y confitura de rosas rojas. Excelente. Nos tienen acostumbrados por ahí a los foies enlatados. En el Ático nos prepararon unos “filetes” marcados en plancha que estaban en su punto; muy buena guarnición.
En mesa a continuación los amigos pudieron elegir entre un plato de carne o pescado:
 
Confit de pato con salsa al tinto, fruta braseada y su puré.
Entrecott de novillo irlandés con verdura tricolor y salsa del bosque.
Dorada sobre fondue de patatas al oliva y judias salteadas.
Bacalao del ático al gusto del cheff.
Quien esto escribe probó el entrecott, y de él puedo escribir. No es lo que más me gustó de la cena, ya que no podría destacar ninguna cualidad especial. Un plato aceptable, sin más. Los compañeros que probaron el bacalao lo disfrutaron enormemente, al parecer, estaba exquisito.
 
Nos quedaban muchos más vinos: 
Semelé Ribera del Duero 2008. Un tinto franco, con carácter, con notas de madera y fruta bien conjuntadas. Habla del Silencio... 2010 (Extremadura). Un vino especial, una rara avis que ya comentados en otro post anterior. Nos esperaba también un Château Moulin de la Rosa 2004 Saint-Julien (bourgeois superieur). Un “gabacho” que estaba de lo más especial, con una elegancia admirable. O qué decir del Château Charman 2004 MARGAUX. Bordeaux.  En buena lid con el anterior, protagonizaron las sorpresas vinícolas de la jornada. Una nariz tremenda, suave. Un vino largo, para gaznates sensibles.
 
 
Nos esperaban los postres de la casa. Y debemos indicar que los postres eran estupendos. Sin ser caseros, sí parecen ser expresamente preparados para el local por manos expertas. Son postres semifríos y otros tradicionales. Muy recomendables. Los maridamos con un clásico Enrique Mendoza 2008 Moscatel de la Marina, que fue del agrado de todos los presentes. 
 
 
Quedamos citados para un nuevo encuentro próximamente. Destacar en todo momento el trato exquisito del equipo en sala y toda la amabilidad de los profesionales del Restaurante Ático. Volveremos. 
 
2012, Alberto Bermejo
Grupo de cata Mediterráneo
Alicante
 

Herramientas del blog


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar