Grupo de Cata Mediterráneo

Cena Maridaje en Restaurante LA FINCA - Elche

El pasado viernes 4 de junio, el grupo de cata Mediterráneo de la Zona del Club CAM Alicante celebró su tradicional cena-maridaje estival en el restaurante ilicitano LA FINCA, http://www.lafinca.es . Cerca de una treintena de comensales nos juntamos en Elche para disfrutar una estupenda cena.

Fue todo un honor para nosotros, en un importante salto de calidad poderla llevar a cabo en uno de los restaurantes más reconocidos de la provincia, con más de dos décadas de trayectoria. Restaurante que cuenta con una Estrella Michelín, y que en nuestra opinión habría sido merecedor de la segunda en la última renovación de la guía.

Susi Díaz, Jefa de Cocina, nos preparó un menú ad hoc para nuestro grupo (comentado posteriormente) e Irene García, Sumiller, se ocupó de hacer los honores del maridaje, en esta oportunidad (vinos alicantinos por elección del propio establecimiento) con vinos de Bodegas y Viñedos Heretat de Cesilia, bodega bien conocida por todos vosotros.  

José María García (Gerente) y Susi Díaz (Jefa de Cocina) de La Finca,  han liderado este proyecto que ofrece a los amantes de la cocina una propuesta original, dentro de la variada gama de estilos que propone la cocina española actual, desarrollada sobre la base de la tradición mediterránea.

 

 

La Finca está ubicada en una casa de labor con más de cien años de historia, restaurada con mimo para conseguir un ambiente acogedor y situada en una de las zonas más agradables del campo de Elche, rodeada de naranjos, limoneros, almendros y, por supuesto, palmeras.

La lectura y los viajes, con especial atención a la gastronomía de todo el mundo, han sido las fuentes sobre las que la Chef de La Finca ha cultivado su formación culinaria, complementada en gran medida gracias al intercambio de conocimientos con profesionales de todo el mundo.

Cuando Susi se pone manos a la obra aplica un principio fundamental: no es cuestión de revolucionar los planteamientos sólo por introducir cambios, es más importante asimilar los conocimientos y tener carácter para ejecutar las cosas… Esto le hace ser muy delicada y sutil en sus apreciaciones, con el objetivo de contribuir a crear un buen ambiente en la mesa.

 

 

Tiene algo de especial LA FINCA. Puede ser su entorno magnífico, su tranquilidad "zen" que se percibe nada más poner pie en este recinto gastronómico. Se agradece que te reciban con una sonrisa y que todo sean facilidades para organizar una cena con los amigos del grupo de cata Mediterráneo. 


Susi Díaz es embajadora de la buena cocina Mediterránea. Elabora platos de acá, con productos de acá, con el toque de fascinación que sólo ella sabe poner en ellos. 
Irene atiende en los afanes de la sumillería. 
El trato y el servicio al vino es de buena calidad. 
El menú que paso a comentar fue maridado con los vinos de Heretat de Cesilia, que en justicia, quedaron quizás en un segundo plano; pues no es nada fácil pelear con los platos que Susi elabora. Pero por motivos de presupuesto organizamos la velada en torno a los siempre interesantes vinos de Sebastièn. Bebimos Señor de la Sirera Blanco 2008, Cesilia Rosado 2009, Heretat de Ceslia Tinto 2005 y Cardenal Álvarez Tinto Dulce. 
Los Snacks y aperitivos de la Finca siempre son un prometedor punto de partida. 
El Helado de espárragos con praliné de cacahuete nos refrescó suficientemente; y apreciamos todos los matices propuestos. 
La Anchoa Cantábrica, tosta con pimientos, queso y aire de remolacha. Un plato interesante y muy agradable. 
Vieira templada en carpaccio con trufas y ceps. Una obra maestra. En la foto  podéis apreciar su elaboración exquisita. Una abstracción de sabores diversos, en buena compaña, con la base del carpaccio de vieira. Excelente. 
El Corazón de alcachofa con cebolla, gamba roja y mayonesa de ajo. Es un clásico del local, muy solicitado por la clientela. Siempre está en la carta y gustó a la concurrencia. Muchísimo. 
Merluza plancha, royal y chips de pulpo con tempura. Un plato correctísimo. Nos sorprendió menos, pero no se le puede poner ningún pero. 
Suprema de pintada con aguaturma en texturas. Una porción de pechuga de pintada. Una carne magníficamente 

 

 

 

 

 

 

 

cocinada y con muy buena presentación. 
El postre no se quedó a la zaga. Mousse, caramelo y rocas de chocolate. Exquisito. 
El pero que puede ponerse a LA FINCA es que un buen comedor siempre espera comer un poco más de cantidad; raciones más generosas. Pero esto es absolutamente opinable!!! 
Excelente materia prima, gratísimo servicio. 
E Irene, la sumiller, fue quien se ocupó del maridaje explícandonos los vinos de la cena mesa a mesa, con perfecto dominio de toda la información.

Hasta un nuevo evento, amigos!!

 

Alberto Bermejo

Grupo de cata Mediterráneo

Club CAM Zona Alicante

Herramientas del blog


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar