Cordillera Carmenère 2008

Vino Cordillera Carmenère 2008

Puntuación del vino
Puntuación sobre 100:
89
Puntuación Media:
7,8
Calidad-precio:
6,3

Bodega: Miguel Torres Chile
D.O./Zona: Valle de Curicó
País: Chile
Tipo de vino: Tinto
Crianza: Con crianza
Graduación (vol): 14,50%
Varietales: 100% Carmenère
Precio aproximado: De 5 a 9,9 €
Descripción
Otros vinos catados de esta bodega

Elaboración: Proveniente de viñas de Carmenère situadas en el Valle de Colchagua, Entre Cordillera, Zona Peumo. La vendimia se realizó el 19 de abril de 2008. El vino Cordillera Carmenère 2008 ha sido macerado durante 1 mes y fermentado durante 7 días a 28ºC. Posteriormente fue sometido a una crianza de 11 meses en barrica de roble francés nueva al 30% y de segundo año al 70%. Fue embotellado en marzo de 2009. Las viñas de Carmenère están situadas entre dos países y entre dos culturas, justo en los montes de la Cordillera del Valle de Maule, que establecen la frontera entre Chile y Argentina. Dichos ensamblajes de cordillera aúnan los privilegios de esta variedad, la Carmenère, pudiendo ofrecer un producto con identidad propia. Bien conservado mejorará en los próximos 7-9 años.

Varietales: 100% Carmenère

53 Opiniones de Cordillera Carmenère

Picota de ribete granate y buena capa. Límpido y brillante.

Inicialmente se muestra algo cerrado. Tras la aireación desarrolla aromas de buena intensidad a frutos rojos maduros, notas florales, leves recuerdos de tapenade, guindas en licor, cueros nuevos y caja de puros. Todo ello sobre un fondo balsámico de eucalipto.

Sabroso, taninos presentes y secantes con una acidez algo corta. El resultado es un vino más cálido de lo esperado. Recorrido medio.

Nariz interesante, pero boca muy "sosa"

Picota con ribete granatoso, capa media subida.
Nariz de media intensidad, donde predomina un marcado carácter balsámico a eucalipto, frutas rojas, especiados.
Tiene un paso ligero, casi goloso, con buena acidez que le da alegría en el paso., de trago fácil con el tanino pulido y goloso y buen recorrido por los amargosos que tiene, percibo más las notas vegetales en esta fase que en nariz.

Color cereza picota, capa alta, brillante, lágrima amplia y espesa, en nariz destacan los

balsámicos, regaliz, fruta madura,potente y poderoso. En boca es algo menos expresivo al

principio, le cuesta sacar todo su potencial,toques vegetales y astringentes al inicio,

para ir mejorando con la oxigenación, fruta madura, especias, torrefactos.

Definitivamente es un vino diferente.

Ya hubiese querido acallar su rasgo vegetal. Al final acabo rendido y por premiar a una variedad que cuenta con rusticidad y originalidad también. Pero antes, una sentencia rápida: Sí es un vino del nuevo mundo.
Su color muestra la edad que tiene, su capa es media-alta, la orilla granate con una ligera tendencia al teja, de lágrima densa y gruesa que vela la copa al girarla lentamente.
Su aroma inicial es de unas bayas silvestres algo verdes. Necesita mucha aireación, tarda en expresarse, y es cuando empiezas a notar de fondo sus balsámicos mentolados, y en medio, su complejidad, es sanguino, con esa característica metálica, aceite rancio, mineral... y ese tiempo abierto lo lleva finalmente a una grosella madura.
En boca guarda un mayor equilibrio, menos rústico, le sale su parte más golosa, con apuntes licorosos, tiene cuerpo. Sigue sin embargo con sus vegetales, pimiento verde, picante incluso, tiene buena acidez y es jugoso, con un postgusto a café quemado muy interesante y que remarca aún más sus amargos.
Ha acabado gustándome más de lo que esperaba durante la misma cata. No valoraré su RCP, cosa que siempre hago, por no tener datos ni respuesta todavía de la bodega. Pero si nos ceñimos a lo que se ha puesto arriba en la ficha, me parece barato aunque sólo sea por su original resultado.

Rojo picota intenso, ribete granatoso, de buena capa, tintando la copa.

Nariz compleja y equilibrada, con madera notoria, pero con fruta madura(frutas del bosque), eucalipto
y cuero. Con notas a pan tostado, especias (laurel y clavo, regaliz
y pimienta negra)

Gran amplitud en boca , sabrosa, algo astringente, pero sin desagradar....
Aromas a pan tostado y especias, que acaban en
un postgusto largo.

Color rojo picota intenso, granatoso, capa media tirando a alta, por el color diría que es un vino joven, brillante con grandes destellos y una lágrima deslizándose rápidamente, algún toque violáceo pero muy ligero.

En la fase olfativa al comienzo después de tenerlo decantado una hora se muestra un poco cerrado, a medida que pasa el tiempo van surgiendo los aromas, es un vino con una gran complejidad en nariz, muchos matices intensos, toques herbáceos muy marcados, balsámicos como el eucalipto, me recuerda el vip vaporus, la menta intensa, fruta madura, arándanos, cuero, regaliz y pimienta negra muy intensa.

Lo encuentro bastante complejo entrando en el paladar y a la vez fresco, unos taninos muy bien integrados, con cuerpo, estructurado, un toque anisado dulce, tostado de pan con azúcar, y un extenso final.

Mar Galván
Escritora, Enóloga, Analista de Productos Agro-alimentarios y Poeta.
www.esenciadehafida.com
[email protected]
https://www.verema.com/blog/vitisvinifera/

De color cereza picota, tapado, de capa alta. Reflejos rojizos, vivos, brillante. Lágrima tintada.

Potente en nariz, con mucha sensación de madera tostada y balsámicos (eucalipto, regaliz, anís estrellado). Va sacando algo de fruta, roja, muy madura, soterrada por el tabaco, clavo, especias...

En boca es duro y ligeramente rugoso, taninos marcados. Cálido, cremoso, con más impronta de la barrica.

Capa alta y color muy granate. Pocos indicios de su edad ya para 7 años.
En nariz predominan notas de aceite y aceituna, zumo de granada y orejones. El típico cuero de la variedad se deja notar sutilmente pero no predomina
En boca es equilibrado aunque le falt a longitud final.
Correcto para beber ya.

Bonito color rojo cereza bastante cerrado.

Nariz de buena intensidad, en primer termino aparecen noras de cuero limpio, marcados especiados, con la aireación aparece la fruta roja y negra madura y en alcohol, notas vegetales, balsámicos y fondo mineral. Nariz muy aceptable.

En boca se queda algo atrás con respecto a la nariz, tien dos fases , en la entrada se muestra dulzon y en su final se hace seco y ligeramnete amargoso, entre medio nos deja con la acidez un poco baja, marcados los taninos, algo astringente, recuerdos de fruta y crianza con armonio, final de media intensidad con toque mineral y recuerdos de regaliz.

Presentación que no impresiona ni desagrada, información justa en la etiqueta. Bonito detalle en oro que llama la atención, es lo que más me hará recordar la botella.
Mal comienzo al abrirlo; se rompe el corcho, con claros síntomas de sequedad excesiva. No afecta, aparentemente, al estado del vino, que presenta una capa alta, con color muy denso, matices violáceos en el menisco, que se tornan más pardos o atejados hacia adentro, delatando su edad finalmente. Si uno se fija sólo en el borde, puede engañar sus tonos casi púrpura, que lo hacen parecer más joven.
En nariz, frutas maduras con pimienta o pimentón al principio, luego mostrando mentolados y especias, todo ello con alcohol bien presente; cálido. Parece elegante, aunque no impresiona.
En boca, entra fácil, afirma su carácter alcohólico, aunque la etiqueta marca 14º, nada sobresaliente en estos tiempos. Tampoco se puede decir que tenga un ataque fuerte, sino bastante suave, nada agresivo; deja, eso sí, una sensación secante en la lengua. Buen amargor, que lo hace apetecible e incita a volver a probar. Al hacerlo, está cada vez más claro que su acidez es muy justita. Se le perdona por el equilibrio que le aporta ese punto de especias y amargor de los taninos bien domados, que contribuyen a su redondez, sin estrías de ningún tipo.
En fin, vino agradable, equilibrado, para paladares prudentes que no buscan aventura ni sobresaltos. Buen vino, quizá un poco falto de emoción. No llega a ser aburrido, pero tampoco despierta el "lado salvaje". Aunque se tenga, no es día para su pleno disfrute. Pero merece la pena dejarlo para otro día; el disfrute calmado, reflexivo también tiene su punto, con este vino, por ejemplo

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar