Grupo de Cata Mediterráneo

Visita a El Capricho de Raquel (Urbanova) Alicante

 

El pasado sábado 30 de junio  tuvimos un encuentro fantástico una parte de los componentes del Grupo de cata Mediterráneo en EL CAPRICHO DE RAQUEL, restaurante sito en Urbanova (Alicante), dirigido por Sergio su sumiller y jefe de sala.  

Nos encanta este restaurante mediterráneo pegado al mar, especializado en cocina de mercado, que fácilmente puede confundirse con una arrocería, pero que es mucho más que eso. Y lo mejor de todo es que si disfrutas con los buenos vinos, el restaurante los ofrece en carta a precios de bodega. Así que, no podemos quejarnos:  buena mesa y mejor vino al mejor precio. En la actualidad, además,   El Capricho de Raquel ofrece unos menús gastronómicos a precio cerrado 31-35 euros, que incluye las bebidas, en una buena apuesta para atajar estos tiempos de crisis.

En esta oportunidad elegimos el siguiente menú, que Sergio nos sirvió con unos muy interesantes vinos, que pasamos a comentar.

Comenzamos disfrutando con aperitivos, una ensalada de salmón y gulas y con unas tapas de boquerones en vinagre, muy bien elaborados. Acompañamos estos aperitivos con Cava Montsarra Brut Nature, un cava muy fresco y afrutado. Los entrantes que siguieron fueron queso curado de oveja y lomo ibérico, buen producto; y también pulpo cocido a la gallega,   de muy buena calidad. También el restaurante nos ofreció un plato de calamar de bahía rebozado, excelente, muy lejos en calidad respecto al duro calamar-pota que frecuenta las mesas de los restaurantes alicantinos. Los entrantes los maridamos con el vino Castaño Macabeo Chardonnay 2011, un buen referente del buen hacer de nuestros amigos bodegueros yeclanos, un vino fresco y agradable. 

El plato principal era el arroz, que lo preparan muy bien en esta casa. Y nos pedimos dos medias raciones cada uno de los arroces arroz abanda y arroz de magro y verduras, riquísimos. Con estos estupendos arroces pudimos disfrutar un vino excelente: el Ijalba Maturana Blanca 2011, elegante,  con unas notas almibaradas destacables. Me gustó muchísimo, pues no lo conocía. 

Los postres fueron a elegir, entre los de la casa. Sergió nos ofreció un vino de postre muy aromático y dulce, el palma blanca vino dulce moscatel, un buen representante de los vinos mediterráneos dulces naturales. 

Y de este modo celebrábamos nuestra entrada en el verano de este año 2012. En próximos posts os contaremos próximas visitas y también contaremos en un par de meses lo que deparará gastronómicamente mi viaje a Kenia (septiembre 2013) y una visita que realizaremos a Penedés en el mes de octubre.

 

2012, Alberto Bermejo

Grupo de cata Mediterráneo

Alicante

Herramientas del blog


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar