Entrevista2

Pepe Rodríguez Rey, la gastronomía y El Bohío

Hace unos días abríamos el hilo Entrevista: Pepe Rodríguez, el Bohío y Masterchef a vuestra disposición para que dejarais vuestras preguntas a Pepe. Pues bien, ya os hemos transcrito sus respuestas y las podéis leer a continuación.

Por motivos de agenda y disponibilidad de Pepe, la entrevista se hizo por teléfono y se han copiado sus respuestas, os lo comento ya que,  para mantener la esencia de la entrevista y por supuesto la esencia de Pepe Rodríguez, las respuestas se han transcrito tal cuál nos las dio. Por ese mismo motivo, y para no dilatar la entrevista en exceso, las preguntas que eran similares, se le formularon una sola vez.
Como Pepe suscitó mucho interés entre todos nuestros foreros y recibimos un considerable número de preguntas, hemos decidido separarlas en dos artículos diferentes. Pepe Rodríguez Rey, la gastronomía y El Bohío y Pepe Rodríguez Rey y Masterchef.

Ahora sí, si más dilación, os dejo con Pepe Rodríguez.

Pepe Rodríguez y la Gastronomía

Hola, me pregunto como un chef tan afamado puede patrocinar un arroz envasado llamado paella Valenciana en el cual entre sus ingredientes hay puerro,zanahoria,pimiento rojo,etc. ¿Acaso no tiene la paella Valenciana una D.O. protegida?
Un saludo.
Yo no lo patrocino, esa empresa es mía y estamos desarrollando caldos para poder hacer arroces: un arroz con verdura, un arroz con conejo…. y uno genérico, paella valenciana. Y en ese caldo, ojo, intervienen productos como el puerro…. para que tú cojas los ingredientes de paella valenciana que tú creas y utilices mi caldo.
A este forero le recomiendo leer el libro de la Gran Paella Vasca. Porque no sé si hay una paella en la que tú me digas, estos son los ingredientes de la paella. Ya que en el pueblo de 10 km más allá a lo mejor te cambian un ingrediente por otro, las recetas no son exactas, depende del pueblo en el que estés.
Aún así hay un genérico, no le voy a poner ciervo a la paella valenciana, no toca. Pero de llevar pimiento rojo o verde, o le echo conejo pero yo le pongo pollo, de esto hay un gran debate y por eso debería leer el libro de Gran Paella Vasca.

 

Pepe Rodríguez

¿Por qué pese al estallido mediático de la cocina cada vez se cocina menos en las casas?
Lógico y normal, se cocina menos pero no tiene nada que ver con el estallido mediático, son cosas diferentes. Ha habido un problema en este país, como lo habrá habido en otros seguramente, donde la mujer accede al mundo laboral y ahí se corta la cadena que se transmitía de las abuelas, a las madres… estas mujeres acceden al mercado laboral y ya no cocinan, se pierden ciertas recetas o la costumbre de cocinar en casa, hay un nuevo orden social, una nueva manera de convivir y de vivir. Las cocinas ya no son el eje principal de un piso o de una casa, no son el centro neurálgico donde antes se compartía todo, hay una nueva manera de relacionarse. Que por otro lado ¿hay un estallido, un boom en la cocina, en lo mediático y tal? Sí, pero no tiene nada que ver una cosa con la otra. Y yo creo que siempre habrá que ver lo positivo que tiene las cosas, como que gracias a este estallido alguien se anima a cocinar,  a buscarse un hueco o se recupera la causa, en fin, al fomento de la gastronomía. Lo que hay, hay. Yo no puedo cambiar el orden social, bastante hago con promover y estar ahí vendiendo una marca España, también. Y anunciando a cocineros a través de un programa de televisión, para poder llegar a millones de personas que no podría haberlo hecho de otra manera.

 

¿Por qué pese a ese estallido mediático los mercados tradicionales se vacían de público que es incapaz de comprar producto fresco y de temporada?
¿Por qué ese estallido mediático en lugar de redundar en la modificación de hábitos está llevando a que los mercados tradicionales se conviertan en zonas de ocio muy ligeramente relacionados con la alimentación y la gastronomía (se convierten en bares, sin más)?

Buenos, pues porque hay una nueva manera de entender el ocio, la cultura, el alternar, el salir y bueno, ahí está, no pasa nada. Cambiará, pero todavía hay gente interesada, claro que la hay. Y  de comer medianamente sano, de cocinar ellos en casa de quitarse del producto industrializado que tanto nos ha invadido.

Pero claro, antes se trabajaba de una manera y ahora se trabaja de otra, antes se echaban dos horas de siesta y hoy cuesta mucho más echarselas. Antes había una manera de hacer ejercicio, porque había un trabajo más físico, hoy no lo hay y la gente va a los gimnasios, esto no existía hace 30 años. Imagínate a tu abuelo en un gimnasio, sería algo exótico. A lo mejor iba el hombre al campo andando y se hacía 18 km, como para decirle luego ¡vete a un gimnasio!

Es que ha cambiado la sociedad, es verdad que cambian muchos mercados naturales por hacer espacios de ocio, pero siempre aparece ese pequeño artesano que tiene quesos, que tiene tal, que tiene cual… yo creo que sí, que no desaparecen del todo, cambian.

Pero es verdad que en mi pueblo antes había 16 verduleras que se ponían con unos carros en medio de la plaza y vendían todos lo dias y hoy eso está reglado, no pueden vender todos los días, ya no hay campo, está todo lleno de chalets adosados. Bueno es el panorama que tenemos y la industrialización y esta nueva manera de vivir que nos parece más cómoda, pues a veces trae cosas muy buenas y también trae cosas peores, claro.

 

¿Por qué sigue siendo lamentablemente habitual el que en hostelería se sirvan de trabajadores mal (o nulamente pagados) y en situación irregular en lo que se refiere a las cuestiones tributarias (dicho en plata: pago en sobre y sin alta en SS y eso cuando existe pago alguno)?
Pero no sólo en la hostelería, en cualquier otro trabajo, seguramente. Yo oigo más quejarse a becarios en la televisión, becarios en la arquitectura, becarios en la abogacía, como se quejan también los becarios de la cocina.

Bueno esto hay que regularlo y tendremos que ser todos consecuentes. Yo nunca he tenido a algún trabajador mío sin dar de alta., pero es verdad que tengo el taller, que vienen aquí a pasar un mes, seis o siete y vienen gratis, y se pagan ellos a veces el piso, yo lo he hecho así para aprender hace 25 años. Esto no me parece mal, porque he sacado tanto de aquello que invertí, son como pequeñas inversiones.

Ahora, que tú no tengas dado de alta a alguien en tu empresa, es un delito, para empezar. No creo que sea una cosa sólo de la hostelería, ocurrirá en muchos sitios.

 

¿Son conscientes los cocineros, reconocidos y reconocibles, de lo alejados que se encuentran la mayoría de ellos del mercado real de cada día? Contexto, que siempre es importante. En número superlativo (yo soy así) hablando de "Vuestros proveedores". En la calle no tenemos proveedores, vamos a la tienda, hablamos con el tendero o vamos al supermercado. El trato entre cocineros / chefs y distribuidores y personas de la calle y tiendas es distinto en cuanto a los productos, el trato de los mismos y, sobre todo, el precio.

Esto nos lleva a cuando dicen que algo está bien de precio. Hay que ser conscientes de que en casa se cocina para la familia y pese a que determinados productos tienen un buen precio en términos absolutos, no lo tienen en términos relativos y se disocia inmediatamente el mensaje de lo que se cuenta de la vida real.
No estoy de acuerdo. Hay un mercado en mi pueblo, un mercado de toda la vida, que, es verdad que cada vez están cerrando más puestos, tiene una pescadería maravillosa donde no te tienes porque ir a Madrid, maravillosa que tiene un apartado con pescados de estos lujuriosos a 20, 25, 30, 35, 40€ el kilo, ¿vale? Hay que pagarlo, lo bueno hay que pagarlo. Pero tiene otro apartado al lado, extraordinariamente bueno, con caballa a 3€, 4€, a dos y pico, boquerones a 6€, no sé, pescado accesible, unos salmonetes pequeñísimos para hacer fritura, riquísimos, a 15€ el kilo, ¿vale? Y yo veo a la gente (lo que pasa es que ahí hay una incultura total) llevarse, que esto lo comento con el pescadero muchísimo, pescado de este que no sé de dónde viene, vendrá de por ahí del Vietnam, que no tiene escamas, ni piel… que ya no hay que hacer nada con él, solo echarlo en la sartén y freirlo y vale a 19€ el kilos, es decir, paga 2 ó 3 euros más por comer una guarrería. O sea, hay un problema de incultura.

Pero no es que los cocineros tenemos un acceso a algo que la gente común no tiene, compro el calabacín al mismo precio que lo compran ellos y el tomate igual. Hago un esfuerzo, por si hay algo de mejor calidad, pagarlo porque para eso lo cobro en mi restaurante y quiero lo mejor, pero a veces lo mejor no vale tanto. Y en una casa, hacer unas patatas guisadas con carne, hoy sigue siendo barato, muy barato, unas patatas con costillas. Lo que hay que saber es alimentarse y tener ganas de perder todos los días una hora para cocinar, si eres consciente de que lo que comes es la gasolina de tu cuerpo y redundará en un futuro en ti, entonces a lo mejor te lo planteas. Si eso no lo tienes planteado, verás pájaros y alucinaciones.

 

¿Por qué el porcentaje mayoritario de restaurantes, cualquiera que sea su nivel, se mueven en un orbital de productos? Esto es, ofrecen su interpretación de un escueto subconjunto y no la enorme diversidad del medio en que se encuentran.
Adicionalmente, ¿por qué todos ofrecen lo mismo independientemente de su entorno y la época del año?

Muchas gracias & saludos,
No, no, es una pregunta que no sé, tendríamos que hacer un análisis real de dónde habla, de qué zona, todos los restaurantes son así…

Mira, un restaurante es un negocio, y un restaurante está para muchas cosas, unos están para dar placer, muy hedonistas, y otros están para cumplir una función de quitarle el hambre a alguien que todavía tiene que comer a las 15 de la tarde y paga 10, 15, 20 o 50€ para comer. Cada uno en un restaurante va buscando lo que quiere, pero hay una diversidad extraordinaria  ahora mismo en la gastronomía, puedes comer de pinchos, pues comer sentado, de pie, puedes comer por 10, por 15, por 20, por 25, puedes comer en un restaurante ecológico... no sé hoy tienes una oferta y una variedad extraordinaria, no todo es jauja ni es extraordinario, pero oferta hay. No es la que te gusta a ti, pues busca la que te guste a ti. Yo creo que la diversidad es lo bueno y que cada uno se plantee dónde quiere estar, y donde quiere alternar, pero yo no voy a decirle a nadie dónde no puede ir, yo le diré dónde sí puede ir.

 

Muchísimas gracias por dedicarnos tu tiempo y responder nuestras preguntas. Desde hace unos años existe un “enfrentamiento” en el mundo de la gastronomía entre la cocina tradicional y la cocina de autor o vanguardista. Hay quienes optan por una o por la otra y quienes apuestan por la conciliación y tratan de unir ambas.
Creo, además, que existe otro enfrentamiento en el mundo de la gastronomía, uno que tiene que ver con la puesta en escena. Hay restaurantes que ofrecen su gastronomía y sus vinos y nada más, que se centran en el producto y en el resultado, siendo lo que hay en la mesa el principal objeto de disfrute de los comensales. Por otra parte, hay otros restaurantes que apuestan, además de por la gastronomía, por el espectáculo y el misterio con cambios de sala, proyecciones, comer a ciegas, localizaciones secretas, etc. ¿qué opinas de estos últimos? ¿crees que le restan protagonismo a la comida?
Un saludo!

Vamos a ver, mira, hace ya muchísimos años, unos 25 años, había una revista americana que enumeraba por lo que la gente iba a un restaurante, y ¡en el séptimo lugar estaba la cocina! ¡La gente tiene que ir a los restaurantes a lo que le dé la gana! Yo creo que se va a comer, pero entiendo que hay gente que va a dejarse ver, que va alternar, que va pq le gusta la camarera, porque el sitio es espectacular, porque cambia de look, porque tiene una decoración exquisita, y otros van porque se come muy bien. Mira chico, libertad absoluta. ¿Que me tapan los ojos? ¿Que nos ponen mirando para atrás? Yo a lo mejor no soy consumidor de ese tipo de sitio, no son los que a mí más me gustan o donde yo más disfruto, pero me parece una oferta de ocio extraordinaria, pues que la gente vaya. Y cuando veamos que funciona, pues montaremos uno en cada pueblo, y cuando vean que eso no funciona, pues se irán cerrando, esto es la vida misma.

Es como si dijese yo, oigan no hagan vinos malos, solamente hagan vinos buenos. Pues mira, tienen que haber vinos mediocres, malos porque se venden también a granel, hay quien lo compra por el precio nada más, y le importa tres narices la calidad. Oiga usted, que yo no le puedo decir nada, yo le diría que probase y que viese y que se formase y que disfrutase, si usted no lo entiende así pues es libre y usted tiene que ser feliz, como usted quiera.

 

Tus restauantes favoritos con y sin estrella michelin...
Hay muchos, con estrella muchos, muchos y sin estrella también los hay, claro que sí. Es que yo me divierto mucho comiéndome un arroz en una arrocería normal que hace un arroz de diez que ni tiene estrella ni aspira a eso ni le interesa, pero hace un arroz de diez. O la señora que hace un guiso de no sé qué y esos restaurantes son la leche, son restaurantes que no tienen estrella ni falta que les hace. Y hay restaurantes con tres estrellas que no me gustan nada y restaurantes con dos que tampoco me gustan y restaurantes con una estrella que no me gustan nada. Y restaurantes que no tienen estrella que tampoco me gustan. Me gusta lo que me gusta.

 

Pepe Rodríguez y El Bohío

Me gustaría saber porque la mayoría de reconocimientos de El Bohío se centra en la carta de vinos, maridajes y demás, parece como el Atrio, que su fama se sustentó, por lo menos fuera de España, en su fabulosa bodega. Parece que en lugar de cocineros, sois una mezcla entre enólogos y sommelier, y para terminar, por qué en la carta de vinos de los grandes restaurantes, no aparecen vinos canarios, sobre todo los blancos, que son considerados sobre todo en Alemania y Francia entre los más grandes.
El restaurante El Bohío ha sido premiado por la carta de vinos, maravillosa… pero seguramente tenemos menos premios dedicados al tema de sala y vinos que al tema de cocina. No te imaginas la de premios que nos has dado que recojo con todo el cariño del mundo, dedicados a la cocina. Desde el premio nacional de gastronomía al mejor jefe de cocina, por poner un pequeño ejemplo. Y si te dan una estrella Michelin me imagino que se comparte entre una buena cocina y una buena sala. Y si te lo dan a una buena carta de vinos, fenomenal. No se suele dar un premio a la mejor carta de restaurante, no tiene sentido, esto no se ha hecho nunca, se supone que tienes una buena carta. Pero si no también se podría hacer, ¿por qué se lo dedicas (el premio) al vino que además es algo que no hacemos nosotros?, simplemente lo que hacemos es comprarlo, venderlo y servirlo, nosotros no participamos para nada en el vino. ¿Me entiendes lo que te digo? Fíjate que cosa más tonta, te premian por tener un inmovilizado que, al final, para tener una buena carta de vinos, ¿hay que comprar vinos compulsivamente? Y tenerlos incluso hasta de Canarias, porque este señor dice que los vinos blancos de Canarias son extraordinarios. Mire, me gustaría tener todos los vinos del mundo pero para eso necesitaría no sé cuántos metros cuadrados de bodega y no hay clientela, ni restaurante que lo pueda soportar. A veces damos más importancia al champagne, a veces más importancia al vinos de Castilla la Mancha, a veces hay más blancos que tintos o más tintos que blancos… y en fin, el restaurante lo oriento también como yo quiero que para eso soy el dueño, claro.

 

Creo que habéis conseguido que la gente vaya por quien está en la cocina, pero cuando ya has estado más de una vez en ese local, quién hace que vuelvas a ese local y no que te vayas a probar otro, es el personal de la sala (summelier, [email protected] de sala, profesionalidad de camareros, etc...  También puede que dicho personal haga que no vayas más que la primera vez.
Ahora sois las estrellas pero ¿en qué porcentaje te parece que interviene la sala para el mantenimiento y  la progresión de clientes?

Felicidades por haber conseguido poner la cocina en el primer escalón mediático y lo que ello conlleva de reconocimiento profesional.
No lo sé, un restaurante son muchas cosas. A un restaurante normalmente vas a comer, pero es verdad que hay algo más que comer y saciar el hambre, hay un servicio también y una puesta en escena, una manera de atender, o debe de haberlo, hay una copa, hay una vajilla, hay un detalle mínimo que debes cuidar, ¿no? Y a veces vuelves por la cocina, a veces vuelves por el trato, a veces vuelves por el local. Te vuelvo a repetir, no lo sé, ¿sólamente por la cocina? No, si de cocina sabemos 16 en este país, el resto no saben, el resto han de pasar un rato agradable en un restaurante y no sacarle punta al contexto y tal que para eso ya hay 4, 5, 16 periodistas de sociedad que les gusta ejercer de todo eso.  La gente tiene que venir a pasar un rato agradable a los restaurantes y llevarse la sensación placentera de todo, desde que entra hasta que sale y si eso es así, volverá. Y volverá por un conjunto de cocina, de sala, del camarero, del local, de la ubicación… mil aspectos que yo no sabría controlarlos todos.

 

Hola Pepe, gracias por dedicarnos parte de tu tiempo.
¿No crees que el concepto de menú degustación ha tocado techo?.¿ Se está volviendo a menús más cortos o carta?.

No. Yo creo que si mirásemos el porcentaje de restaurantes que hay en este país que trabajaban carta con respecto a los que trabajan con menú degustación, yo creo que nos ganarían por goleada, pero por goleada. Ahora, ¿lo que tú quieres es ir a casa de Martín Berasategui, o al Celler de Can Roca y que te de un primero y un segundo?, pues hay restaurantes que sí lo tienen y otros que no. Se ha optado por un menú degustación porque nos parece que la fiesta nunca se compuso de dos platos, la fiesta es algo más. Y algo más es todo eso, una sucesión de muchas cosas, de lo último en técnica, de lo último en producto…. y eso no solamente son 6 cosas, 12, 15, cada uno juega a lo que quiera. Cuando quiero comer un primero y un segundo, sé dónde tengo que ir, pero cuando quiero darme un día de fiesta, también sé dónde tengo que ir. Lo que tú no puedes hacerles es al de la mariscada que te de alta cocina y al de la alta cocina que te de la mariscada. Mire usted, diferencie, así de claro. Y disfrute en todos los sitios.

 

Buenos días Pepe, un placer tenerte por esta nuestra comunidad. Como seguramente la mayoría de preguntas vayan relacionadas en torno a tu participación como juez en Masterchef y/o relacionadas con el mundo del vino, yo voy a ir por otros derroteros. He tenido el placer de probar la cerveza Sagra Bohío, y he de decir que es una "Ale" con la que hay que tener cuidado (por lo bien que entra y por la carga alcohólica que tiene) y me gustaría saber un par de cosas:
¿Cuál fue tu aportación personal al proyecto de esta cerveza?

¿Con qué platos maridarías o armonizarías Sagra Bohío?
Gracias y un cordial saludo.
No tengo nada que ver ya con esa cerveza. Entré en el proyecto al principio porque me dijeron si podían utilizar mi nombre, les dije que sí. Con ellos la catamos, la probamos, comentamos darle un poco más de matiz aquí… los que saben hacer cerveza eran ellos, pero es verdad que a mi tuvieron el gusto de preguntarme que me parecía.

Era una cerveza pensada para postres, creo que es un acabado maravilloso, ya te digo que no tengo nada que ver, y no tengo porque venderla ahora mismo, pero creo que es una cerveza muy digna para que te aguante toda una comida, o para el final para postre, para tomarte una copa. Marida perfectamente con toques de café, con toques de regaliz, bizcochos de chocolate, me parece una cerveza maravillosa para acabar un postre. Una alternativa más y diferente.

Hola Pepe. Mis felicitaciones por tu trayectoria y por tu labor en El Bohío (donde las dos veces que he ido he disfrutado y bien) y otras colaboraciones.
Me gustaria saber que buscas en las personas que trabajan contigo en la cocina. No hablo en su experiencia ya que estoy pensando en alguna persona que esté empezando. Quiero decir, hay varios afamados cursos de cocina (Le Cordon Bleu aquí en Madrid por ejemplo) y creo que forman muy bien. Pero es para ti requisito imprescindible esas titulaciones ? Entiendo que si, pero de que nivel buscais la formacion para los fichajes novatos?

Muchas gracias y un saludo
Solamente busco chavales que tengan mucha ilusión y ganas de trabajar, el resto me da igual. A veces cuando vienen profesores de escuela aquí me dicen: te traigo al número uno de la promoción. Y yo le digo, mira tráeme al tío con más ganas. En la cocina solamente hace falta ganas, de verdad, no busco nada más. Lo que busco es un tío con ganas de trabajar, con ilusión y con ganas de aprender, porque esto es lo único que se necesita en una cocina. Fíjate que cosa más básica pido.
Porque a un chaval de 20 años no le voy a pedir un nivel de cocina, le pido nivel de implicación, el nivel de cocina ya se lo daré yo.

 

¿Cómo ha afectado tu paso por Masterchef a El Bohío?
Pues extraordinariamente bien. Solamente me ha dado alegrías, Masterchef, muchas alegrías. Y me ha llenado el restaurante más de lo normal. ¿qué más le puedo pedir?

 

¿De dónde salen las ideas de los nuevos platos? ¿Son todo ideas tuya o tu equipo de cocina propone cosas nuevas? ¿Cuál es el proceso de creación de un plato, desde que se tiene la idea hasta que el plato se incluyen en la carta?
Yo creo que todavía el 90% o el 95% de los platos que salen del Bohío salen de mi cabeza. No sé si es bueno o es malo, y digo que no sé si es bueno o es malo porque a lo mejor debería tener un equipo más estructurado que me diese más ideas. Es verdad que tengo ya dos manos derechas, y sobretodo una que es Pedro, que comparto siempre con él mis ideas cada vez que voy a sacar un plato.

Esto antes no lo hacía. Pero ya llevo 4-5 años con él y le digo: Pedro ando buscando esta idea. Y él enseguida me entiende. Yo se la voy perfilando, puliendo… y al final sale, en el 95% de los casos. Comparto mucho con él, pero al final el que decido soy yo y el que da el visto bueno a un plato acabado soy yo y digo esto es lo que quiero porque esto es lo que ando buscando.

 

Sois la tercera generación en el Bohío, ¿como se consigue seguir ofreciendo calidad sin caer en la monotonía después de tantos años? ¿Cuáles son los pasos que llevan a El Bohío a evolucionar desde el sencillo mesón castellano que era en sus inicios al restaurante estrellado que es en la actualidad?
De la manera más natural del mundo. Me tengo que meter en la cocina por obligación mientras mi madre cae enferma y coges el toro por los cuernos. Pues pegándome muchas tortas, prueba-error, prueba-error . Y vas quitándote unos clientes que tenías y vas cogiendo otros, a veces momentos muy malos, muy malos y a veces momentos medianamente buenos., Pero aquí estás, porque lo has hecho con ilusión. Pero es una cosa tan natural ese proceso. Como pasan las cosas de padres a hijos, de una forma natural, no hay nada, no pasé por una escuela, no pasé por ningún lado, no tuve esa suerte. Me metí directamente donde me tenía que meter y prueba-error, currando mucho. Tan sencillo y tan básico como eso.

 

Pepe RodríguezY la cuarta generación, ¿tomará el relevo en la El Bohío?
Pues no lo sé. No sé qué ocurrirá, tampoco me preocupa, en exceso. Todavía me quedan bastantes años de estar yo aquí y mis hijos son pequeños. Que hagan lo que les dé la gana, que sean libres, que sean felices que hagan lo que les guste. Esto lo tendrán, si lo quieren coger que lo cojan.

Hago todo lo posible para que coman muy bien, que conozcan muchos restaurantes, y conozcan un montón de variedad en la cocina, si eso alguna vez les sirve para algo, cuando se metan a cocina o en el negocio, fenomenal y si no lo van a tocar nunca les servirá para su vida. Pero no estoy preocupado a ver si alguien lo va a llevar. Hasta aquí hemos llegado,un día empezó y un día acabó, ningún problema. Que sean felices.

 

¿Crees que, en general, la fama ayuda a conseguir estrellas Michelin?
Eso habría que preguntárselo a Michelin, yo no soy el que da las estrellas. Yo, te vuelvo a repetir, hay cosas que me gustan y cosas que no me gustan, cosas de Michelin que me gustan y cosas que no me gustan. No sé si te dan las estrellas  por tener más fama o no, entiendo que tienen un criterio y hay que respetarles, yo creo que te las dan porque te las mereces y porque ellos tiene  unos parámetros de calidad, que no sé cuales son, creetelo, no los sabemos ninguno, y te dan una, te dan dos o te dan tres, ¿porque sales en la tele te van a a dar más? No, no lo creo.¿ Y porque no salgas te van a dar más? No, no lo creo. Hay que apelar al sentido común, las darán por que ellos crean que se las merecen y tal. No soy capaz de plantearme eso.

 

Cuando eras más joven aprovechabas los veranos para ir a otros restaurantes a comer y a aprender, ¿lo sigues haciendo?
Sí, no me voy como me iba antes con tanta fijación, no lo necesito, pero siempre me gusta visitar a los grandes restaurantes. Hay que estar al día, a ver qué hace aquel y cómo, mira que detalle, mira que tal. Es importante que los profesionales salgamos a los restaurantes, aprenderemos tanto o más fuera que dentro. Yo creo que eso es básico, ¿no?

Antes lo hacía en verano, me iba a trabajar con otros y hacia ya mi periplo y ahora lo puedo hacer durante el año porque estoy grabando y si vamos a grabar a Gerona, pues mira hemos comido en el Celler de Can Roca, ¿que estamos grabando no sé dónde?, pues como donde Quique o como donde Dani. Tengo más facilidad por las grabaciones, antes lo condensaba casi todo en el mes de agosto, ahora lo voy variando más, por eso en el mes de agosto no tengo porque estresarme más por eso.


 

Podéis terminar de leer el resto de la entrevista en Entrevista: Pepe Rodríguez, el Bohío y Masterchef a vuestra disposición.


Próximos Eventos Verema 2016

Experiencia Verema Valencia

Viernes 19 y sábado 20 de febrero de 2016.

Experiencia Verema Mallorca

Lunes 11 de abril de 2016.

Experiencia Verema Málaga

Lunes 9 de mayo de 2016.

Experiencia Verema Madrid

Lunes 30 de mayo de 2016.

Experiencia Verema Bilbao

Lunes 24 de octubre de 2016.

Experiencia Verema Barcelona

Lunes 14 de noviembre de 2016.

Experiencia Verema Vigo

Lunes 28 de noviembre de 2016.

Anteriores Eventos

Wine Lovers Experience. Gastrónoma 2015

Sábado 14, domingo 15 y lunes 16 de noviembre de 2015

Experiencia Verema Barcelona

Lunes, 9 de noviembre de 2015.

Experiencia Verema Bilbao

Lunes, 26 de octubre de 2015.

Encuentro Foreros Verema Marco de Jerez

Viernes 9, sábado 10 y domingo 11 de octubre de 2015.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar