Cepas Viejas Bobal 2014

Vino Cepas Viejas Bobal 2014

Puntuación del vino
Puntuación sobre 100:
91
Puntuación Media:
8,1
Calidad-precio:
7,8

Bodega: Bodegas Murviedro
D.O./Zona: D.O. Utiel-Requena
País: España
Tipo de vino: Tinto
Crianza: Con crianza
Graduación (vol): 13,00%
Varietales: 100% Bobal
Precio aproximado: De 10 a 19,9 €
Descripción
Otros vinos catados de esta bodega

Elaboración: Elaborado exclusivamente a partir de uvas de la variedad local Bobal provenientes de viñedos de la zona del ‘Medio Día’, donde el escaso contenido orgánico del terreno y las elevadas horas de insolación, dan una baja producción por planta pero de altísima calidad. Madurado en roble americano y francés hasta obtener un intenso color rojo picota, reforzado con aroma a frutillas rojas. Bien conservado es un vino que evolucionará notablemente en los próximos años.

Varietales: 100% Bobal

7 Opiniones de Cepas Viejas Bobal

El vino Cepas Viejas Bobal 2014 es de un bonito color rojo picota, de capa media-alta y ribete rojizo.
En nariz tiene demuestra complejidad. Presenta mucha fruta roja madura, agradables notas vegetales refrescantes, notas avainilladas y regaliz.
En boca es denso, amplio y de tanino muy elegante y fino. Se ve acompañado por sutiles notas balsámicas que lo vuelven fresco y fácil de beber.

Especial desde la botella, a medio camino entre una bordelesa y una de oporto, hasta el varietal y lo que yo esperaba de un vino de estas características. En todo caso la botella es original y no pasa para nada desapercibida.

Corcho de mucha calidad, etiqueta original, contraetiqueta sin información.

Color rojo granate, capa media-baja, menisco malva, lágrima muy abundante.

Aroma de intensidad media-baja, habitación cerrada y fruta roja con la aireación.

En boca es suave y delicado, equlibrado y de correcto posgusto.

Ya ves, esperaba un vino carnoso y corpulento y me encuentro un caldo completamente diferente. En una cata ciega digo que es un tinto atlántico y me quedo tan fresco. Este mundo del vino no te lo acabas nunca...

El hecho es que nos ha gustado bastante y acompaña perfectamente una gran variedad de platos.

Vino encerrado en una botella de diseño que está vestida con una etiqueta de diseño clásico y cerrada con un corcho que está prácticamente impregnado de vino en su totalidad. Poco le falta para comenzar a rezumar.

        A la vista un color rojo picota de capa media, limpio y brillante,  con una fina lágrima a la que cuesta arrancar en su lento deslizamiento por el cáliz de la copa. Ribete rubí y con incipientes notas teja.

        En nariz frescas frutas rojas del bosque, ligeras notas de su crianza en madera y leve monte bajo.

         En boca frescas frutas rojas sazonándose,  notas cítricas, monte bajo, madera y sus ahumados de su estancia en madera. Taninos domándose. Le falta cuerpo y volumen. Discreto paso de boca. Es un vino largo.Me da una permanencia de 2,00 minutos. Esperaba más de esta bobal.

De color rojo cereza y capa media.
En nariz se percibe la fruta roja, especias, tostados muy suaves y se denota cierta madurez.
La entrada en boca es amplia, se percibe cierto volumen, es fino, la acidez correcta y frescura al final

De color rojo cereza con matices granates.

En nariz, hay media intensidad, notas de frutillas y hierbas de monte, hay golosidad y frescura al tiempo.

En boca entra con garra, es alegre, el tanino marca, junto con la acidez. Rusticidad controlada.

Color picota granatoso.
La nariz es fina, elegante, fruta roja y negra en buen equilibrio con marcadas especias, tostados y ahumados. Sensación madura que se equilibra con frescura.
En boca resulta jugoso, con el paso de las horas es más frutal, amplio, con buena acidez, la crianza pasa a un segundo plano y le da estructura, final de buena longitud.
Interesante

En la copa se muestra con un aroma frutal potente, es una fragancia de la crianza entre mezclada y la sensación de conjunto es de madurez si bien el trasfondo es de ligereza. Al movimiento surge un fino toque especiado y un rico fondo goloso de la fruta en mermelada, te seduce.

La entrada en boca es inmediata y clara, el tanino marca y de qué manera, seco y verde, rompe en mil pedazos la expectativa creada en nariz, le resta elegancia. Pese a todo hay frescura frutal y una rica acidez, quien sabe si la botella obrara un milagro, te esperare.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar