Ardovino

Vertical del vino Imperial en el Remenetxe de Gernika

 

El pasado 2 de Mayo tuvimos -el grupo de cata del Bilboko Drink Team- la ocasión de asistir a una cata vertical de Imperial con cinco de sus vinos, en la mejor bodega del País Vasco, la bodega del Restaurante Remenetxe en Muxika · Gernika.

· Página web del Restaurante Remenetxe · hacer click ·

 

 

· Restaurante Remenetxe en Google Maps · hacer click ·

 

 

Jon Andoni Rementería, sumiller del restaurante, hizo un repaso de la historia del vino en Rioja desde sus orígenes, con un estudio pormenorizado de datos en cuanto a extensión, porcentajes de producción, historia y expansión del viñedo, variedades a lo largo de los siglos, para detenerse con mayor capacidad de atención y análisis en estos dos últimos siglos, que es donde surge la historia moderna del vino en Rioja.

 

 

Nombres como Manuel Quintano · nacido en Labastida y pionero en la introducción de las técnicas bordelesas ·, Luciano Murrieta, Jean Pineau o Camilo Hurtado de Amézaga · Marqués de Riscal, los hermanos Raimundo y Eusebio Real de Asúa · fundadores de CVNE ·, fueron configurando las piezas fundamentales, el esqueleto sobre el que ha ido creciendo la denominación de Origen.

El nacimiento de grandes bodegas en torno al Barrio de la Estación en Haro como lugar de referencia de la actividad comercial, y en concreto la evolución de una de ellas como es CVNE, fue clave para el desarrollo de marcas que han hecho historia, como es la del eje central de la cata: Imperial de CVNE.

 

 

Hablar de la historia de CVNE es hablar del origen de la revolución del vino riojano a finales del S.XIX · la bodega se funda en 1879 · Mantiene su emplazamiento original en el Barrio de la Estación de Haro y su referencia Imperial sobre 1920.

La intrahistoria de la bodega, con los galardones internacionales de primeros de siglo, la nave diseñada por Gustave Eiffel en la bodega como espacio diáfano sin columnas como un avance en el diseño de vanguardia, los éxitos y reconocimiento internacionales en las exposiciones de Amberes y Burdeos, la creación de la primera nave de hormigón de Rioja en 1940 o la introducción del modelo de bodega al estilo de los Châteaux franceses a través de Viñedos del Contino en 1973, la inauguración de la nueva bodega de Viña Real en 2004 y la de Real de Asúa en 2005, así como la constante incorporación de tecnología puntera en el sector… fueron temas analizados y comentados por Jonan a lo largo de la cata …

 

· 

 

Imperial 1975

El más viejuno de la cata, nada menos que 41 años desde la vendimia. Este vino elaborado a partir de un 40% de tempranillo, 40% garnacha y un 20% entre graciano y mazuelo, tuvo una crianza en roble de 60 meses, en barricas seminuevas con un 70% americano y un 30% francés. Un mínimo de 36 meses de guarda en los calados antes de ser comercializado a mediados de los años 80.

Colores y tonos teja con ribetes yodados, cobrizos, de media capa y la sensación aún más presente de estar ante una joya al acercarse la copa a la nariz, con esas notas a reducción no disimulada, la expresión de quien ha integrado y evolucionado bien con la sabiduría que dan los años en calma, oscuridad y reposo, sumando aromas complejos, virtudes que sólo el paso del tiempo es capaz de trenzar, mostrar y regalar

 

·  Imperial 1985

Sorprendente vino, por la carnosidad que muestra. Equilibrio de fuerzas vivas que compiten en expresividad, sensacional color en todos sus matices. Fruta, madera y licor en un solo aroma, multitud de pequeños retazos de balsámicos, toffee, cafés y chocolate. Un vino con nervio que se abría en nuevos paisajes, en constante evolución a lo largo de la cata, un ejemplo de vino y añada que engrandece a la marca, bodega y a la historia viva de Rioja. Vinos como éste son los que suman y marcan un listón muy, muy alto.

Sin duda, uno de los que más gustó al grupo del Bilboko Drink Team   

 

·  Imperial 1995

Aquí con este vino, pasamos a una concentración mayor, un color de media capa precioso, en el que no se disimula el pasar de los años. Añada excelente en Rioja y una de las que iban a dar, junto a la anterior de 1994, un nuevo impulso en cuanto a expansión y nuevas formas de elaboración. Los tiempos de las crianzas en barrica y la estancia en botella se reducen, la salida al mercado es mucho más rápida, el mercado se mueve con más rapidez.

El vino no es tan expresivo como las otras dos añadas anteriores, parece que habla en voz baja, aún teniendo mucho que decir. El paso en boca es corpulento, tiene volumen, deja muy buenas sensaciones al final y es largo, muy largo, pero quizás le falte esa magia que encontramos en el 1975 y 1985.

Hubo catadores que lo puntuaron como el mejor de la velada, por ese equilibrio entre edad, añada y momento óptimo de cata, pasados 21 años de fecha de vendimia, momento ideal para el despliegue de todo su potencial, …

 

·  Imperial 2009

Entramos en los vinos de `antes de ayer´ de la bodega. Vinos que circulan por las cartas de los restaurantes y que son actualidad. Este de 2009 es una puesta al día de los gustos que el mercado demanda a un vino clásico de Rioja, tradición y modernidad, que sea capaz de expresar Rioja y que sume frescura, armonía fruta – madera y sea fiel reflejo del saber hacer de una bodega centenaria, capaz de sacar lo mejor del viñedo riojano y de ser valorado por las generaciones de antes como por las de ahora.

Expresión en todos los sentidos, colores vivos, brillantes, aromas limpios, tostados y especias junto a fruta roja, negra, perfil moderno y actualizado a los paladares del S.XXI. Un vino para catar y disfrutar bebiendo.  

 

·  Imperial 2011

El niño aún por madurar, crecer y expresarse. Una añada que será de las grandes y que dará mucho que hablar. Añada de guarda que ya avisa y asoma una barbaridad de cosas buenas. Brutal. Mucho y bueno tiene este vino, potencial para poder disfrutarlo a la vuelta de 5, 10, 20 ó 30 años.

 

 

Los vinos se abrieron 2 horas y media · en torno a las 5 de la tarde · antes de empezar la cata · 7,30 de la tarde ·, y fueron conservados en la bodega del Restaurante Remenetxe en condiciones ideales de luz, temperatura y humedad constantes, vibraciones y una pasión y entrega sólo al alcance de quien vive con humildad, conocimiento y generosidad este mundo del vino:

Jon Andoni Rementería.

La tertulia, comentarios y posterior debate en torno a la mesa de cata, se hizo acompañados por 6 quesos de diferentes zonas y elaboraciones, desde quesos locales como idiazábal, hasta quesos del Roncal, quesos azules o de oveja, y 7 panes con distintos puntos de cocción, ingredientes y texturas … un lujazo !!!

 

Una cata inolvidable para todos los miembros del grupo y para el que escribe estas líneas

Mil gracias, Jonan, eskerrik asko Remenetxe !!!

 

.

  1. #1

    pepecano

    Una pregunta ¿ El estilo del vino Imperial ha cambiado? Te hago la pregunta porque recuerdo que había catado añadas viejas y era lo clásico de Rioja y hace unos días cate el 2011 y me lleve una sorpresa, no se si fue apreciación mia o lo encontré algo mas moderno, con mas estructura y cuerpo que antes

  2. #2

    Ardovino

    en respuesta a pepecano
    Ver mensaje de pepecano

    Pues sí, esa misma apreciación es la que tuvimos en general, de hecho salió el tema varias veces a lo largo de la cata. Tanto la añada 2009 como la 2011 eran vinos más subidos de capa, volumen en boca y textura más carnosa que los Imperiales clásicos de antaño, salvando las distancias, por supuesto, y recordando añadas pasadas, con los mismos plazos de tiempo - año de cosecha · momento de catarlo / beberlo. Es la conversión hacia gustos más actuales, pero manteniendo una calidad y un perfil, que si bien sigue siendo clásico, ha derivado hacia cambios en ese sentido.

    Una cata y velada extraordinarias, donde pudimos apreciar la evolución y matices en copa durante varias horas.

    Mucho Rock & Roll en estos vinos !!!

  3. #3

    pepecano

    en respuesta a Ardovino
    Ver mensaje de Ardovino

    Sin duda las dos opciones son buenas, es un vino que todos conocemos y eso no se consigue facilmente.

  4. #4

    EuSaenz

    en respuesta a pepecano
    Ver mensaje de pepecano

    Casi todos los grandes han cambiado, Imperial, Viña Real, Ygay, Riscal, Monte Real…es un hecho. Y lamentablemente a peor. Solo resiste López de Heredia, ahora hacen incluso mejores vinos que antaño, por lo menos con una regularidad mayor.

    Saludos,
    Eugenio.

  5. #5

    Joaquin1965

    Otra pregunta: ¿La cata se hizo del más viejo al más joven -como parece de la crónica- o al revés?

  6. #6

    Juanjosantos

    en respuesta a EuSaenz
    Ver mensaje de EuSaenz

    Ponías puntos suspensivos y justamente faltaba, de entre las "ilustres" que también han cambiado: La Rioja Alta (890 GR, 904 GR, Viña Ardanza Reserva y Viña Arana),...

    Como dices, ahora, siguiendo "los gustos del mercado", tenemos que todas las bodegas clásicas van a vinos con más concentración, más extracción de color, más capa, crianzas más cortas pero con madera más nueva, más taninos de la fruta pero... a cambio de una menor acidez total, un PH algo más subido y menor frescura (pues es imposible tenerlo todo).

    A corto y medio plazo no pasará nada: el vino estará muy bueno para disfrutar ya y en los próximos 10 años. Un Reserva 2011 de Imperial aguantará bien, como es normal, 10-15 años (una birria de guarda para un grande)... pero dudo mucho que llegue ni a 2035 en buenas condiciones (mientras que cualquier Imperial de los 70 y 80 llega sobradísimamente a los 30-40 años en muy buena forma).

    Y esto mismo lo aplico a 904, a 890, a Viña Real Gran Reserva, a Ygay y a todas (excepto López de Heredia y sus Viña Tondonia Reserva y Gran Reserva).

    Con esa carencia de acidez respecto a sus homólogos clásicos de décadas pasadas y con esos menores tiempos de crianza en madera, tengo muchísimas dudas que los actuales vinos de esas bodegas vayan a vivir ni siquiera los preceptivos 25-30 años con dignidad (y digo 25-30 años, porque EMHO, es la frontera entre un muy buen vino de guarda y un Gran Vino de guarda).

    Saludos

  7. #7

    Ardovino

    en respuesta a Joaquin1965
    Ver mensaje de Joaquin1965

    Así es, la cata se hizo siguiendo los gustos de Jonan, es decir, de la añada 1975 en adelante. De todas maneras, la cata se planeó con varias horas por delante para ir en ese sentido y viceversa, pero la primera impresión, en la que los sentidos están `con las orejas tiesas´ se hizo de esa manera.

  8. #8

    EuSaenz

    en respuesta a Juanjosantos
    Ver mensaje de Juanjosantos

    En efecto, LRA es otra de las que están cambiando y no a mejor, se percibe claramente con la cata del GR 904 2005 o del GR 890 2004 si los comparamos con los del 2004/2001 respectivamente. Espero que sean problemas de juventud, porque si no ya casi nos quedaríamos solos con LdH…

    Saludos,
    Eugenio.


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar