Finca Terrerazo 2015

Vino Finca Terrerazo 2015

Puntuación del vino
Puntuación sobre 100:
93
Puntuación Media:
8,5
Calidad-precio:
8,0

Bodega: Bodega Mustiguillo
D.O./Zona: Pago El Terrerazo
País: España
Tipo de vino: Tinto
Crianza: Con crianza
Graduación (vol): 14,50%
Varietales: Bobal 100%
Precio aproximado: De 20 a 29,9 €
Descripción
Otros vinos catados de esta bodega

Elaboración: Viñedos situados a 800 metros de altitud. Conducción en vaso de secano con labranzas. Cultivo y vino ecológico con el sello de la UE. Superficie de 66 hectáreas amparadas por la DOP El Terrerazo.Viñas viejas plantadas en 1945 y en 1970. Suelo calizo de origen dolomítico, con textura franco arenosa. Añada 2015 caracterizada por su baja pluviometría. Rendimiento medio de 0,4 kilogramos por metro cuadrado de superficie foliar. Vendimia manual en cajas de 15 kg. La vendimia transcurrió del 16 de septiembre al 5 de octubre. Cada parcela o lote se vinifica por separado. Maceración en frío sobre cajas de vendimia. Doble mesa de selección, despalillado, estrujado leve. Fermentación en tinas de roble francés de 35 hectolitros a 28ºC durante 8 -10 días con pequeños remontados y "pigeage". Maceración post fermentativa de 12 a 16 días. Descube manual por gravedad, utilizando solo el vino flor. Fermentación maloláctica en barrica y 4 semanas de batonage. Crianza de 21 meses en roble francés. Embotellado en abril de 2017 sin tratamientos de estabilización ni filtrados.

Varietales: Bobal 100%

3 Opiniones de Finca Terrerazo

Rojo picota, de ribete cardenal, capa media alta.nariz amplia, con fondo floral a violetas, fruta negra y chuchería. Juvenil pero serio. Ataque suave y aterciopelado rápidamente sustituido por amargor serio y astringencia potente, acidez justa y final larguísimo, a regaliz, confitura de arándanos y toques licorosos.

Color rojo cereza picota de capa media-alta, ribete granate rubí, brillante. 

Nariz de buena intensidad con aromas de fruta negra madura, cedro, suave barniz, fruta negra madura, final de notas herbáceas y balsámicos. 

En boca es fresco, sabroso, fruta negra madura, corpóreo, final balsámico con notas de cedro con buena persistencia. 

Y hoy vamos a probar la añada 2015 de esta bobal de Pago. La añada 2014 nos encantó por lo que no esperamos menos de ésta. Estamos en un restaurante y nos sacan la botella de la vinoteca a 15°C. La dejamos respirar unos 20 minutos y probamos a 17°C:

VISUAL: Mantiene un color rojo picota de capa alta con el ribete cardenalicio, muy brillante. Lágrima esbelta, abundante y ligeramente tintada (94).

OLFATIVA: A copa parada nos muestra su lado frutal, acompotado e intenso. En movimiento surgen aromas de montebajo y bosque umbrío, especiados de pimienta negra, incienso, apuntes avainillados, regaliz, balsámicos de eucalipto, notas minerales y de nuevo una buena pátina terciaria: cuero curtido, cacao en polvo, caja de puros y tostados, con un puntito amaderado de fondo muy elegante. Intensidad media-alta y elevada complejidad (92).

GUSTATIVA: En boca es un cañonazo frutal, carnoso, amplio y un tanto untuoso. Acidez descomunal con los taninos a medio pulir, bastante notorios. Da la sensación de que le falta un poco más de botella. Se presenta rocoso con un retronasal mineral con dulzones apuntes frutales (moras) y especiados (canela) bajo un velo de recuerdos balsámicos y ahumados. Su persistencia es de tres minutos y 45 segundos, una eternidad. Vino con un potencial tremendo, en plena fase ascendente, un mozalbete haciéndose adulto. Tendremos que probar esta añada en un par de años a ver qué tal, aunque por el momento me ha parecido un par de escalones por debajo de la 2014 (87).

La RCP la mantengo en muy buena. Pese a costar 22 euros tiene todas las papeletas de convertirse en un gran vino.

MARIDAJE: Nos lo tomamos en un restaurante para acompañar unos entrantes: Mejillones de roca, carpaccio de gambas y de plato fuerte un arroz de carabineros y bacalao que quitaba el hipo. Con los "musclos" y con el carpaccio muy acertado. Su juventud y frescura fueron las necesarias para acompañar los apuntes salinos. Pero con el arroz de carabineros y bacalao triunfamos. Maridaje sensacional pues la tanicidad y los toques especiados y frutales de nuestra bobal armonizaron maravillosamente con los intensos sabores del arroz. Otro disfrute de los "güenos" amigos ):

Salud-os!!

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar