Los almuerzos, esa otra gastronomía.

315 respuestas
    Otilio Haro
    en respuesta a jose

    Re: Recomendación bar para almorzar domingo alrededor estación Joaquin Sorolla

    Ver mensaje de jose
    Cerrar mensaje

    Y yo porque desconocía que fuera una franquicia. Ahora entiendo ese capital que no me cuadraba en la zona. Pues si, el par de veces que he almorzado ahí, más que razonable.

    Un hombre ha de tener vicios, a ser posible de categoría, o cuando llega a la vejez no tiene de qué redimirse.

    Otilio Haro
    en respuesta a Gediagal

    Re: Recomendación bar para almorzar domingo alrededor estación Joaquin Sorolla

    Ver mensaje de Gediagal
    Cerrar mensaje

    Estupendo pues. Llamé para asegurarte que abrían en domingo. Para más señas hace esquina con la calle que emboca a la estación. Cl Roís de Corella.

    Un saludo.

     

    Un hombre ha de tener vicios, a ser posible de categoría, o cuando llega a la vejez no tiene de qué redimirse.

    Swinsword
    en respuesta a Otilio Haro

    Re: Recomendación bar para almorzar domingo alrededor estación Joaquin Sorolla

    Ver mensaje de Otilio Haro
    Cerrar mensaje

    Otro que se acaba de enterar, porque en Castellón también hay una y pensaba que era un negocio local, no una franquicia.

    Una barrica de vino puede realizar más milagros que una iglesia llena de santos

    Rafa72

    Re: Los almuerzos, esa otra gastronomía.

    Os voy a recomendar un bar donde creo que se almuerza más que dignamente. En mi primera visita hace un par de meses ya me causó una muy buena impresión, pero por aquello de que quizás tuve un día de suerte quise volver cuando tuviera ocasión para corroborar si sólo fue un espejismo fugaz o si se trata realmente de un sitio a tener en cuenta a la hora del almuerzo. Pues bien el jueves pasado el destino quiso que volviera por la zona y como se hizo la hora del almuerzo decidí volver a aquel bar. Pues bien, ahora si, tras dos visitas en un margen de tiempo razonable, puedo dar fe de que se trata de un buen bar en lo que almuerzos se refiere. Se trata del bar que se encuentra dentro del mercado de Castilla, situado entre la Avenida Tres Forques y la Avenida del Cid y próximo al Hospital General. Se trata de un bar no muy grande con unas 8-10 mesas y una gran barra y donde si no llegas pronto te toca esperar sitio pues siempre está lleno. La clave de su gran concurrencia, además de su estratégico emplazamiento dentro de un mercado donde siempre hay clientes y trabajadores hay que buscarla en su oferta culinaria basada en los productos típicos del almuerzo valenciano de toda la vida, es decir calamares, sepia, buen embutido, tortillas y revueltos de lo más variados, etc. Todo por supuesto hecho con mimo y cariño la misma mañana y utilizando productos de calidad y seguramente comprados en el mismo mercado (lo que en lenguaje cursi y moderno se le llama producto de cercanía). En mi anterior visita recuerdo que me decanté por un bocata (bueno medio, que hay que controlar un poco la dieta)de revuelto de chistorra que estaba buenísimo y esta vez el elegido fue todo un clásico en tierras valencianas como es el bocata de blanco y negro con pisto casero. Dios como disfruto cuando consigo encontrar un bar donde hagan tan humilde y rico acompañante como es el pisto casero pues hay que ver lo que cuesta de encontrar un bar en toda Valencia donde lo tengan a diario. A las claves anteriormente señaladas añadiría también la excelente calidad del pan que utilizan para los bocatas, un pan tipo de pueblo y muy crujiente, además de su agradecida costumbre de sacarte por cortesía de la casa los consabidos platitos de cacao y olivas (que en ocasiones cambian por un platito de ensalada lo que ya eleva bastante su nivel de atención con el cliente) y por último, aunque no menos importante me gustaría también destacar como elemento positivo la campechanía y simpatía del dueño que atiende a las mesas y del que puede averiguar que se llama Jaume. En cuanto al precio he de decir que éste no se pasa en absoluto sino que está dentro de la media e incluso algo por debajo de la calidad ofrecida. En mi caso el medio bocata acompañado del plato de cacaos y olivas, un tercio de cerveza y un cortado me costó 4,20 euros. Todo un descubrimiento este bar que a pesar de su ubicación un tanto escondida merece una visita si se está por la zona

    Rafa72

    Re: Los almuerzos, esa otra gastronomía.

        Venga vamos a darle un podo de vidilla a este hilo que arrancó con mucha fuerza y que lleva ya un tiempo durmiendo el sueño de los justos. No será por la ancestral costumbre del "esmorzaret" por estas tierras (auténtico emblema del carácter de todo un pueblo como el valenciano) y tampoco será por la cantidad de bares que existen por estas latitudes donde uno puede almorzar más que bien, aunque en muchos casos cueste encontrarlos. Bueno aqui va mi nueva aportación, se trata de la taberna "Carmen de Ronda" situada en la calle Lorca y por tanto muy cerca del centro. Se trata de un sitio que yo conocía por haber ido a comer hace ya algunos años, y por cierto donde recuerdo que comí fenomenal aunque no escribí ninguna reseña por aqui pues eso fue antes de conocer siquiera la existencia de esta gran familia que es Verema. En cambio, nunca habia estado para el almuerzo. Ayer, el destino y la casualidad se aliaron para que recayera allí  a la hora de almorzar y la elección no pudo ser más afortunada. Además de que el sitio es coqueto y agradable, donde sólo traspasar la puerta ya notas que te encuentras en una buena taberna, su valor no obstante radica en la calidad de la materia prima con la que trabajan y,más importante aún que eso, con la gran variedad de viandas que tienen para sorprender y deleitar al comensal. Así, cuando llegas allí a la hora del almuerzo tus sentidos te guían inexorablemente hacia el mostrador habilitado especialmente para tal ocasión y donde te aguardan no menos de 15-20 bandejas de alimentos a cual más apetecible. Allí  te encuentras con 3-4 tortillas diferentes y maravillosas todas ellas, sepia plancha que no engaña de su calidad, chipirones a la plancha cuyo maravilloso aspecto y presencia te están diciendo "cómeme", buen embutido (que luego supe que procedía de la afamada zona de Utiel-Requena), titaina, pisto casero, etc. La verdad es que estuve dudando entre los chipirones o el embutido con pisto casero y al final para no traicionarme a mi mismo me decanté por este último. Reconozco que a veces funciono con el piloto autómatico del sota, caballo y rey, y cuando hay pisto casero (que tendría que ser obligatorio en todos los bares que se precien de serlo) la verdad es que no tengo dudas. Ese pisto era un auténtico deleite para el paladar en si mismo por su adecuada proporción en la cantidad de sus ingredientes (fundamentalmente tomate y pimiento verde) y por su punto adecuado de cocción (yo prefiero que quede tirando a crudo a que se pase) y de sal. El embutido (longaniza y morcilla) no se quedaba atrás, especialmente la morcilla, pero lo mejor de todo con diferencia fue el pan. Se trataba de un pequeño bocata (pedi medio) de pan de pueblo que te arrancaba unas lágrimas de alegría al primer bocado por su crujiente textura y sabor. Auténtico pan de los de antes (es decir de hace muchos años) y encima en formato de bocata individual (además con un tamaño medio adecuado), vamos todo un milagro en los tiempos que corren. Ese pan sospecho que pronto será nominado por la Unesco para pasar a formar parte de los tesoros inmateriales de la Humanidad. Me gustó tanto que quise saber si lo hacían ellos o se lo suministraba un horno, y la respuesta fue que lo segundo y que no era nada barato pero que preferían pagar más por un buen pan para sus clientes antes que ahorrar costes a costa de ofrecer un pan mediocre, y tras oir esto no pude más que sentir un profundo sentimiento de admiración y reconocimiento hacia todos esos hosteleros honrados y preocupados por la felicidad del comensal que afortunadamente aún quedan en este país. Acompañé el bocata con unas aceitunas variadas cortesía de la casa, un tercio de cerveza sin (lo siento pero cometo este tipo de sacrilegios de vez en cuando) y un café cortado que remató la faena. Además y por si lo narrado hasta ahora no justificase ya en si mismo una posterior visita, he de decir que la RCP me pareció de lo más ajustada pues almorcé como un campeón (como hacía ya tiempo que no lo hacía) por sólo 4,50 euros. En fin, que este sitio ha pasado ya por méritos propios a mi olimpo particular de grandes bares "almorzariles" y recomiendo a cualquiera que esté por la zona a la hora del almuerzo que si quiere almorzar "a cuerpo de rey" que no busque más pues este es su sitio.

     

    Rafa72

    Re: Bar Alhambra

                      El pasado jueves por fin tuve la oportunidad de visitar por primera vez este archiconocido bar de Valencia que, de un tiempo a esta parte, se ha convertido en el templo de las tortillas para muchos valencianos que peregrinan en masa diariamente hacia él . Llego a la hora típica del almuerzo (las 10:30h) y como me imaginaba estaba bastante lleno y sin parar de llegar gente. Aquí lo realmente importantes son sus tortillas, de las que se ha llegado a decir que son las mejores no sólo de Valencia y su provincia sino de toda España, como nos recuerdan los numerosos artículos periodísticos que debidamente enmarcados cuelgan de las paredes como reclamo de nuevos clientes (aunque éstos en su mayoría vienen ya entregados de casa, fruto de la fama que ha ido adquiriendo el local). Ese día las tortillas eran de tres tipos: la reina indiscutible, es decir la de patata, aunque la hacen también con cebolla pero ese día ya no les quedaba; de alcachofas; y de sobrasada, que fue la que yo pedí. Me sorprendió tan escasa variedad, pues me esperaba un catálogo más amplio de tortillas para elegir. Como curiosidad decir que todas llevan patata a modo de base sobre la que se le agregan otros ingredientes según el caso (alcachofas, sobrasada, etc). Se trata de unas tortillas espectaculares por su diámetro y sobre todo por su grosor (calculo que tendrían facilmente unos 8-10 cm) e ignoro cuántos huevos utilizan para cada una de ellas pero sospecho que no deben ser menos de 10-12 para cada una. La verdad es que la tortilla que probé estaba muy buena de sabor y sobre todo con el punto de cocción ideal para mi, es decir con el huevo poco hecho con lo que al morder el interior estaba semiliquido como a mi me gustan las tortillas. Por otro lado destacar que el pan era de muy buena calidad, tipo de pueblo en barras de cuarto que iban cortando para los bocatas. Aparte de las tortillas y más por decoración que otra cosa (pues allí todo quisqui pide tortilla) la oferta para almorzar se completaba con otros platos típicos como embutido (en este caso longanizas), pisto que parecía casero, sangre con cebolla (delicioso plato muy típico en algunos pueblos de Valencia aunque no tanto en la capital), esgarradet y alguna cosita más que no recuerdo. La verdad es que el éxito de este bar merece un detallado estudio acerca del poder que tienen los medios y una buena prensa para encumbrar a un local que de otra forma no pasaría de ser un bar de barrio más como los cientos de bares que hay en los diferentes barrios de Valencia. La verdad es que a priori lo tiene todo para no salir del anonimato: local pequeñisimo, hasta el punto de que no tiene mesas dentro pues no le caben, sólo tiene tres en la pequeña terraza sobre la acera y los clientes en el interior se acomodan como pueden en la barra principal y en otra más pequeña adosada a la pared; en cuanto a la decoración se trata de un bar viejo que no ha cambiado su decoración desde que abrió hace ya muchos años y que no ha hecho el más mínimo esfuerzo por adecuarse a los nuevos tiempos; se encuentra además situado en una zona donde no es nada fácil aparcar; Además no podemos decir que sea caro (a mi el medio bocata, un tercio de cerveza y un cortado me costó 4,75e) pero tampoco es el más barato de la zona. Y por último, la esposa del dueño que parece ser la que atiende en la barra digamos que tiene un carácter un tanto particular y no parece que destaque por su simpatía y amabilidad. Así pues, todo su potencial y única baza para el éxito se encuentra en sus tortillas publicitadas debidamente por los medios a través de numerosos reportajes, tanto en prensa escrita como en televisión. A fe de ser sincero he de reiterar que su tortilla me pareció muy rica (y lo dice uno que no es precisamente un enamorado de las tortillas), y que por supuesto merece estar en un sitio destacado muy por encima de la mayoría de bares donde sirven unas infames tortillas resecas y que no saben a nada pues básicamente todo lo que llevan es levadura (para que engorden). Pero no obstante, y después de decir esto, no seré yo quien se atreva a definir sus tortillas como las mejores de España, eso ya son palabras mayores, pues en España seguro que hay otros muchos sitios donde comer excelentes tortillas. No obstante y como experiencia piloto vale la pena visitarlo, vivirlo y probarlo personalmente y que así no te lo cuenten. 

    Tremolantepenacho
    en respuesta a Rafa72

    Re: Bar Alhambra

    Ver mensaje de Rafa72
    Cerrar mensaje

    Respecto al Alhambra, no digo que no salga mucho en los periódicos, pero más que un éxito de márketing es simplemente que la tortilla está muy buena. La has definido perfectamente, tortilla grande y gruesa (me suena que de 36 huevos, nada de diez o 12), cocinada a la perfección y con alguna variedad diferente dependiendo del día que vayas.

     

    El sitio es cutre, sí, no es barato, aunque tampoco caro, y la camarera es borde hasta que le coges el punto, pero es que su encanto es ese. No serán las mejores tortillas de España, pero lo son de Valencia, al menos las que puedas pedir para almorzar y que te las pongan en dos minutos en un bar auténtico, como hace 40 años, que de esos también hay pocos en Valencia. No es para ir todos los días, pero si pasas por allí de nueve y media a once y media no entrar es un pecado.

     

    Y del bar del mercado de Castilla, te doy la razón, fue hace tiempo sin haber leído lo que escribiste y suscribo cada una de tus palabras, muy recomendable.

    Rafa72

    Re: Los almuerzos, esa otra gastronomía.

    Ahi va otra propuesta justo de esta misma mañana, vamos más de actualidad imposible. Parece que últimamente sólo almuerzo yo por estas tierras jajaja, pero bueno seguiré difundiendo las buenas costumbres (y ésta del almuerzo es una de ellas) y los sitios que merecen al menos una visita. Hoy, llegada la hora del almuerzo el destino ha querido que diera con mis huesos en un maravilloso bar que se ha convertido ya para mi, y por derecho propio, en uno de esos templos obligados para el almuerzo. Se trata del bar del mercado de Rojas Clemente, situado entre la Gran Vía Fernando el Católico y la calle Guillem de Castro. Antes de entrar ya intuia que la experiencia iba a ser positiva pues recuerdo que estuve comiendo ( de menu del dia)en este mismo sitio un dia entre semana por fallas y la comida resultó fenomenal. Efectivamente y, como intuía, nada más traspasar la puerta te encuentras la barra repleta de viandas como a mi me gusta, si señor: tortillas, revueltos, embutido, magro con tomate, etc. En este caso me decanté por medio bocata de revuelto de chistorra que estaba espectacular.  A destacar el pan, un bocadillo ideal en tamaño, con forma de media luna y tipo de pueblo maravilloso, con la textura crujiente y el sabor de antaño. Acompañado de un tercio sin, platitos de olivas y cacau cortesia de la casa y un cortado como remate final. El precio 4,25e más que correcto para la calidad del producto. Nuevamente se confirma mi teoría de que para el almuerzo, los bares de polígonos industriales y los de los mercados municipales son siempre la mejor opción.

Novedades de Verema

  • I Experiencia Verema Alicante

    Ven a descubrir la nueva sede de la Experiencia Verema Alicante que se celebrará el lunes 30 de octubre en la Antigua Estación de Autobuses de Alicante.

  • II Experiencia Verema Vigo

    Comenzamos noviembre con la 2ª Experiencia Verema Vigo, ¡Te esperamos el lunes 13 de noviembre!

Conoce la otra comunidad del grupo Emergia:

Rankia: Finanzas, Economía, Bolsa y Banca

Copyright © 2000 - 2017 Verema Interactiva S.L. Aviso legal - Política de cookies - Quienes somos.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.

Cerrar