Blog de Verema.com

Bodegas Protos: Lo que no se ve

Día 21 de mayo, amanece con sol y nubes en Peñafiel y con expectación entre los miembros del equipo de Verema que vamos a realizar esta visita. Vamos a visitar Bodegas Protos ¿Quién no conoce Bodegas Protos? Sin embargo, a pesar de su visibilidad a lo largo y ancho de nuestro territorio,

¿Conocemos realmente Bodegas Protos?

Lo primero que nos vemos obligados a hacer es quitarnos el sombrero ante el diseño de la bodega realizado por el prestigioso arquitecto británico Richard Rogers, responsable entre otros muchos, del emblemático Museo Pompidou de París, la terminal T4 del Aeropuerto de Madrid-Barajas y que comparte junto a otras estrellas de la arquitectura mundial como Norman Foster, el no menos simbólico proyecto de reconstrucción del World Trade Center en Nueva York.

Carlos Villar Bada, director general de Bodegas Protos simbolizaba esta importancia comentando:

La verdad es que es un gran genio y esto es lo más pequeño que ha hecho en su vida... y lo más grande que va a hacer Protos en su vida también! Para él fue un reto porque nunca antes se había enfrentado a la idea de construir una bodega con toda su problemática. Nuestro equipo de enólogos tuvo que reunirse con frecuencia con él para explicarle en profundidad las necesidades operativas de una bodega. De estas conversaciones también sacó la idea de los materiales fundamentales: el acero y la madera.

Además la estructura tenía que estar perfectamente ensamblada con 2 km. de galerías subterráneas en las que se almacenan 3.000 de las 14.000 barricas que almacena la bodega.

Carlos Villar Bada empezó su trayectoria como director de exportación en el año 2004, año en el que empezaron los trabajos de construcción de la bodega que culminaron 4 años más tarde, en el año 2008. Las instalaciones de la bodega se han ido ampliando según las necesidades de producción que han ido aumentando de manera progresiva y consolidada a lo largo de los últimos años:

Hemos disfrutado de un gran crecimiento pero tampoco es algo que hayamos buscado, que hayamos forzado. Lo que sí es cierto es que es mucho más difícil hacer 5.000.000 de botellas bien hechas que 500, no se debe olvidar que aquí se manejan 1.500 Ha. de viñedo.

Exterior de Bodegas Protos Visita a Bodegas Protos. Castillo de Peñafiel desde el interior de la bodega.
Exterior de la bodega diseñada por Richard Rogers. / Castillo de Peñafiel desde el interior de la bodega.

El equipamiento es de última generación, dotado de la más avanzada tecnología, pero en Bodegas Protos no se olvida jamás el factor humano:

Las personas deben estar donde creen valor: por ejemplo, nosotros triplicamos la plantilla en época de vendimia y no por vendimiar, sino para realizar la selección de la uva, el control del viñedo...

Las obligaciones de su cargo obligan a Carlos a despedirse de nosotros pero nos deja en las mejores manos posibles para continuar la visita, la pareja formada por Fernando Villalba: Responsable de Comunicación y Marketing, y Marilena Bonilla, enóloga y parte del equipo de la bodega que consta de 5 personas incluyendo al personal de laboratorio.

Marilena, que empezó a trabajar en Bodegas Protos en el año 2005, fue la impulsora de las actividades de enoturismo aunque ya no se ocupe de ello directamente:

Le tengo un gran cariño al tema del turismo, creo que es muy importante que se siga haciendo bien, que se trate bien a la gente. La gente percibe lo que le das y les cambias el concepto con el que venían antes, ven que lo que le decimos es verdad, que la edad de las barricas es real.

Mientras caminamos desde las instalaciones nuevas de la bodega hacia las antiguas, donde empezaríamos la visita, Fernando nos comenta un bonito proyecto que van a llevar a cabo este verano con un concierto de música clásica al aire libre, en las faldas del Castillo de Peñafiel, ejecutado por jóvenes británicos procedentes de los mejores conservatorios del Reino Unido. Os iremos dando más detalles...

Sala de visitas de Bodegas Protos

En la bodega vieja

Los terrenos donde se ubica se empezaron a adquirir en los década de los 60 del siglo pasado y se empezaron a utilizar en los 70. Se trata de 2,5 km. en forma de galerías subterráneas que a lo largo de los años se ha ido ampliando según las necesidades de la bodega y que enlazan con la bodega nueva en un recorrido bajo tierra.

Es una bodega de crianza donde entra el vino ya elaborado. Se proveen de distintas bodegas de elaboración:

La bodega nueva de la que partimos al inicio de la jornada (750.000 kg. de uva tinta aproximadamente).

La bodega de Anguix que se encuentra a unos 30 km pero ya en la provincia de Burgos y donde elaboran desde el año 1995 parte de sus mejores vinos porque reciben uva muy vieja de esa zona muy cercana a Roa (3.000.0000 de kg. uva tinta se llega a elaborar allí) y en la que cuentan con distintas tolvas de recepción y varias naves.

Y la bodega más antigua, la de Peñafiel, ubicada al lado de la carretera y con una capacidad de 1.800.000 kg. de uva. Construida en 1927, la fachada se ha mantenido tal y como estaba entonces y se utiliza sólo para elaboración En total elaboran unos 5.000.000 kg. de uva tinta al año, aproximadamente.

Paralelamente cuentan con una bodega en La Seca (Rueda) donde elaboran sus vinos blancos.

Barrica de Bodegas Protos

Protos: Ser primero

Protos es una palabra griega que significa "el primero". Se eligió este nombre porque fue la primera bodega con carácter comercial que se fundó en la Ribera del Duero cuando no era ni siquiera Ribera del Duero todavía. El germen fue la unión de 11 viticultores de la comarca en régimen de cooperativa.

Desde hace 25 años es una sociedad limitada pero sigue manteniendo su carácter familiar puesto que el presidente, el vice-presidente y uno de los vocales del consejo de administración son nietos directos de los fundadores de la cooperativa.

Los inicios

Su idea desde el inicio fue la elaboración de vinos de calidad y con criterios comerciales como ya se hacía en Rioja, desmarcándose de lo habitual de la zona que era el granel y el vino de consumo familiar.

Se empezó con 3 marcas diferentes:

  • Protos que se utilizaba para los gran reservas.
  • Peñafiel utilizada para los reservas.
  • Ribera del Duero empleada para los vinos jóvenes y los claretes.

En los años 80 se procedió a la unificación de marcas pasando a llamarse todos Protos y en el año 1982, autorizaron al consejo regulador el uso de su marca Ribera del Duero para que pudiera utilizarse como nombre de la denominación de origen.

Estos criterios de calidad se ven claramente apuntalados cuando con motivo del primer gran concurso internacional de vinos que se celebró en España (Barcelona) en 1930 presentan sus dos primeras añadas, algo que ahora es tan habitual pero que entonces era todo lo contrario. Ambos obtuvieron sendas grandes medallas de oro y no fue fácil porque fueron pocos los vinos españoles que las consiguieron: Vega Sicilia, Lope de Heredia y pocos más.

La Guerra Civil supone un parón en la elaboración. Cuando se reaunudan las actividades empiezan a comercializar por la zona y después por el norte de España. Poco a poco incrementan la produccion hasta que en los años sesenta como se mencionó antes, adquieren los terrenos en Peñafiel por necesidad de ampliación pues la primera bodega ya se les había quedado pequeña.

El siguiente punto de expansión fue la bodega de Anguix en 1995 y se elige la localización con criterio de cercanía a la calidad de la uva, en una zona donde hay viñedo viejo y de calidad, para de esta manera evitar que la fruta sufra por el transporte a largas distancias.

Exterior de Bodegas Protos

Nuestros días

En esa bodega de Anguix existen varios puntos de recepción de uva y dicha recepción se realiza: vía mesa de selección en cajas de 20 kg. procedente del viñedo más viejo que va destinado a los vinos de más edad y vía tolva lo que va destinado a los vinos más jóvenes.

En 2006 se empieza a elaborar el vino blanco en La Seca (Rueda) que desde el primer momento fue acogido con éxito y que les ha obligado a ampliar instalaciones para duplicar la producción.

En 2008 se produce la última incorporación con la inauguración de la bodega nueva, la de Richard Rogers. Aquí no hay tolva, se recibe todo por mesa, uva muy seleccionada, destinado a los vinos de más alta gama: Protos Reserva, Protos Gran Reserva, El Grajo Viejo... Consiguientemente, la primera bodega se centra en la elaboración de los vinos jóvenes.

Controlan 1500 Ha. de viñedo de las cuales 100 Ha. son de su propiedad y el resto pertenecen a socios viticultores asiduos con 3 personas de la bodega encargadas de marcarles las pautas, establecer los criterios de calidad y el destino de cada uva ya desde el campo.

Sólo 2 variedades Tinta Fina y Verdejo.

Un mes antes de la vendimia se pone en marcha un segundo laboratorio que se mantendrá hasta que se dé por terminada. Es imprescindible dado el volumen de uva que se tiene que controlar si se tiene en cuanta que diariamente hay que analizar más de 200 muestras de diferentes zonas, muestras representativas para poder llevar a cabo un seguimiento adecuado de la maduración de la uva y así poder decidir el momento adecuado para vendimiar.

Túneles de barricas de Bodegas Protos

Empezamos la visita propiamente dicha: Las galerías

El recorrido empieza por las galerías más viejas que se empiezan a re-construir en el año 1970. Se cree que datan del siglo XV y muy posiblemente fueron construidas por los monjes cistercienses, sí habéis oído bien, los monjes cistercienses de nuevo. Habían quedado sepultadas tras un derrumbe y son descubiertas en el año 1978.

Las barricas

Las 14.000 barricas que hay actualmente en la bodega están todas personalizadas con el nombre de Protos. 3.000 se encuentran reposando en este complejo de túneles y las otras se dividen en 5.000 ubicadas en la ampliación de la bodega que veríamos más tarde y unas 6.000 en la nueva de la que habíamos partido.

El origen es roble americano y roble francés al 50% y trabajan con las mejores tonelerías. Buscan heterogeneidad en el vino, más complejidad hacen mezclas de distintas tonelerías. Marilena nos comenta que cada tipo de vino lleva un porcentaje diferente de roble:

El vino roble lleva prácticamente un 80% de roble americano, que va heredando del resto de los vinos, en el crianza se utiliza un 60-40% entre francés y americano, y el reserva y gran reserva llevan un 80% de roble francés, pero también se elabora menos cantidad de esos vinos, obviamente. El Finca Grajo Viejo sólo toca roble francés, 100%.

Barricas de Bodegas ProtosLa vida de una barrica en Bodegas Protos se extiende durante 4 años, tras los cuales son vendidas de segunda mano porque se consideran que ya han dado lo mejor de sí mismas. Los vinos de más alta gama sólo llevan barrica nueva o máximo de un año, el crianza una mezcla de nueva, 1 año y 2 años, y para el joven roble se compran algunas barricas nuevas de roble americano para que no sea todo barrica heredada de otros vinos que tras 2 años ya no se utilizan para el crianza.

Pasamos por barricas totalmente nuevas en las que duermen el Protos Reserva y el Gran Reserva dispuestas a dos alturas para poderlas rellenar, tarea que se efectúa semanalmente, y para la toma de muestras.

Marilena comenta que trabajar en este tipo de entorno es mucho más costoso puesto que obliga a trabajar de forma totalmente manual, aquí no puede entrar ninguna máquina y hay que vaciar las barricas, limpiarlas, transportarlas con carretilla...

Cada vez que bajamos aquí somos conscientes de que cualquier movimiento de vino que vayamos a realizar nos va a llevar el doble de tiempo que en unas instalaciones más adecuadas a nuestro tiempo.

Pero..., toda moneda tiene 2 caras y las galerías subterráneas cuentan con la ventaja de que en ellas la temperatura es constante y se mantiene durante todo el año entre 13º y 15º. Al igual que la temperatura, el nivel de humedad es el adecuado para la crianza y conservación del vino. Todo el complejo de galerías está equipado con medidores de temperatura y humedad que se controla semanalmente

Las salas excavadas

Paramos junto a lo que parece una pequeña cueva escavada en la pared del túnel, pero más que una cueva se asemeja a una capilla de catedral en la que las imágenes han sido subtituidas por botellas muy viejas que reposan imperturbables en sueño profundo.

Fernando Villalba nos explica:

Aquí están las añadas históricas desde la de 1927 hasta la de 1999 más o menos, incluso alguna de las 3 únicas botellas que tenemos de 1927 están por aquí.

El resto de las añadas históricas se encuentran en la ampliación de la bodega que veríamos más tarde.

Enfilamos el último de los túneles, uno de los más largos y bonitos y construido en los años 80 por necesidades de espacio. Al final, de estos se construyeron 22 depósitos con capacidades de entre 24.000 y 48.000 lt. A lo largo de todas las galerías se intercalan luceras enfrentadas a una salida al exterior para favorecer la circulación del aire, y hay varias salidas de emergencia, las condiciones de seguridad están estrictamente cuidadas.

Túneles de barricas de Bodegas Protos

Llegamos a la segunda cueva o "capilla", santuario de las botellas más nuevas que mencionamos antes. Alberga las añadas que van desde 1999 hasta ahora y ha sido inaugurada hace apenas una semana. Es una pequeña sala forrada de estantes de botellas pero con suficiente espacio en el centro para que varias personas puedan disfrutar de una cata, un picoteo...

A los pocos metros nos encontramos con una tercera sala de reposo de botellas en la que nos llama la atención, una botella vestida con una etiqueta que reproduce con precisión aquélla de la primera añada de Protos de 1927, se trata de una edición especial que se ha lanzado ahora pero con la misma creatividad de entonces.

A los lados, observamos que debajo de algunos estantes hay unas pequeñas placas con nombres,

Fernando se encargaría de explicárnoslo:

En la bodega llamamos a esta sala El Círculo de los Primeros, una iniciativa que empezamos el año pasado y que fue inaugurada por la Ministra de Agricultura Doña Isabel García Tejerina. Con ella queremos brindar un pequeño homenaje al espíritu de los 11 fundadores de la bodega, queremos traspasar a los tiempos actuales sus valores de iniciativa, de arriesgar, de ser pioneros en una zona, por lo que hemos buscado personalidades de nuestros días que representen esos mismos valores. Vamos buscando a personas que se distingan por hacer más buena nuestra sociedad y les ofrecemos éste vínculo con la bodega. Ellos tienen aquí su propia bodega particular y pueden disponer del vino cuando quieran.

En las placas encontramos nombres ilustres de disciplinas tan diferentes como la literatura con Antonio Muñoz Molina o el deporte con David Cal, recientemente noticia al haber anunciado su retirada.

Botelleros en Bodegas Protos

Sala de Depósitos y nueva sala de barricas

Abandonamos las galerías y entramos una gran sala con depósitos de acero inoxidable. Marilena nos explica:

Para construir este espacio se tuvo que "desmontar" la montaña (estamos en zona de la ladera). Se metieron estos grandes depósitos y luego se volvió a tapar. Aquí tenemos depósitos de 94.000 lt. pero no son depósitos de fermentación, ésta es una bodega de crianza. Aquí traemos el vino de las bodegas de elaboración, de Anguix, de la otra bodega de Peñafiel...

El traslado se efectúa en camiones cisterna refrigerados y una vez en los depósitos se somete a los análisis pertinentes para después pasar a las barricas o bien, cuando las barricas las trasegamos el vino pasa a estos depósitos antes de volver a su barrica.

Los grandes depósitos se utilizan para la homogeneización del vino tras la crianza en barrica (la mezcla de roble francés y americano en sus justas proporciones dependiendo de la línea de vino al que va destinado). De éstos pasa a depósitos más pequeños y de allí a la línea de embotellado.

Aquí se embotellan del orden de 8.000 botellas por hora.

Depósitos de fermentación en Bodegas ProtosComo dije al principio de este artículo, en Bodegas Protos se cuida mucho el factor humano:

El personal de bodega lo compone gente que ya lleva tiempo con nosotros, porque con un volumen tan grande de elaboración necesitamos tener esa confianza, además participan y aportan, es importante tener al equipo implicado en lo que hacen.

Pasamos a otra zona con depósitos más pequeños de 30.000 lt, se trata de una ampliación por necesidades de producción.

Aquí tenemos el equipo de frío pero los únicos vinos que se estabilizan son los vinos jóvenes. Los reservas y gran reservas pasan por un proceso de clarifación pero no pasan por frío.

El camino nos vuelve a llevar a otra sala de barricas con capacidad para 5.000 barricas. Todavía seguimos en el interior de la montaña por lo que se repiten las condiciones ambientales favorables de humedad y temperatura.

Esta zona se amplió en al año 1995 y tiene como característica principal que al encontrarse los depósitos de fermentación arriba, las barricas se rellenan por gravedad.

Y de vuelta al principio

El camino de vuelta nos lleva a la bodega nueva donde habíamos conocido a Carlos Villar Bada y lo primero que sentimos es el cambio de temperatura, aquí es más alta. Accedemos a la zona donde se ubican los despachos y el laboratorio donde trabaja el equipo técnico. Hay zonas de lavado distribuidas por varios puntos de toda la instalación.

Marilena nos enseña las tuberías a través de las cuales se hace el traslado del vino por las instalaciones. Asimismo nos comenta que se han adquirido 1.000 barricas más que el año pasado porque se han marcado como objetivo mejorar su vino crianza y la manera de hacerlo es incorporar más barricas nuevas y que parte del vino realice la fermentación maloláctica en barrica.

Llevan un minucioso control de todos los procesos gracias a un potente programa informático personalizado que les permite acceder a todos los datos que precisen en cada momento.

Gracias a esta visita entendimos el valor de lo que Bodegas Protos ofrece, la combinación de lo clásico, con su historia desde los albores del siglo XX, con lo más rabiosamente moderno, que toma forma con la bodega de Richard Rogers.

Trabajo con barricas en ProtosCatar, catar y catar

Para Marilena el mayor trabajo es catar todo el vino y decidir, es lo más complicado:

Catar todas las piladas y decidir lo que va para cada vino. Somos seis personas y catamos 4 veces antes de hacer una mezcla. Tenemos que estar muy seguros de que ése vino va a dar la talla para el destino al que va dirigido. Por ejemplo, hemos decidido no hacer ni Gran Reserva ni Grajo Viejo del 2013.

El vino Finca El Grajo Viejo es el único que hace las dos fermentaciones (alcohólica y maloláctica) en barrica nueva. Este vino tuvo su origen en el Protos Selección que se empezó a elaborar en el año 2001, de corte más moderno, en contraposición con el estilo más clásico de los grandes reservas que venían elaborando.

Del 2001 al 2009 se llevó a cabo un exhaustivo estudio de los pagos y en el 2009 se decidió que el Pago del Grajo Alto era el mejor de todos, en consecuencia, a partir de esa añada el Protos Selección se elaboró con uva procedente únicamente de ese pago y fue precisamente ese año en el que se produjo el cambio de nombre pasándose a llamar Protos Selección Finca Grajo Viejo. Estamos hablando de cepas de entre 70 y 80 años plantadas en vaso y que se vendimian a mano. Son 9.000 botellas de un vino solo se elabora en añadas excepcionalmente buenas.

Pasamos por el botellero y es aquí donde Marilena nos explica el seguimiento minucioso que se hace a los corchos y la trayectoria de las empresas corcheras para minimizar en la medida de lo posible las contaminaciones por TCA.

Y nos muestra los depósitos troncocónicos equipados con camisa aislante y control de temperatura automatizado adonde se traslada el vino después de mezclado antes de embotellar.

Para terminar hicimos un recorrido por la zona donde se realiza la pequeña parte de elaboración que se lleva a cabo en la bodega nueva. Explicado el proceso paso a paso por Marilena, cabe destacar el sistema de bazuqueo que se lleva a cabo con un plato y un pistón, el plato es colocado encima del depósito y cuando se considera oportuno se le da la orden de bajar sumergiendo así el sombrero.

Hay un sistema de micro-oxigenación instalado en toda la bodega para actuar entre la fermentación alcohólica y la maloláctica para obtener más estabilidad de color.

Cata de vinos de Bodegas Protos

 

Los vinos de Bodegas Protos

Una visita a una bodega irremediablemente tiene que terminar con la cata de sus vinos y después de haber conocido todos los secretos de la elaboración y crianza de los vinos la expectación estaba llegando a cotas muy altas.

Así que nos pusimos manos a la obra y nos enfrentamos a una hermosa mesa de cata. Los vinos a catar serían:

  • Protos Verdejo 2014.
  • Protos Verdejo Fermentado en Barrica 2013.
  • Protos Roble 2013.
  • Protos Crianza 2011.
  • Protos Reserva 2010.
  • Protos Gran Reserva 2009.
  • Protos El Grajo Viejo 2012.

Protos Verdejo 2014Y ya sin más dilación os dejamos con nuestras impresiones de cata:

Protos Verdejo Blanco 2014

  • D.O./Zona: Rueda.
  • Variedad: 100% Verdejo.
  • Elaboración: El vino Protos Verdejo 2014 recibe una maceración y fermentación a temperatura controlada (14ºC) y está criado sobre lías finas. Protos Verdejo 2014 ha sido elaborado con las más modernas tecnologías en las nuevas instalaciones de Bodegas Protos en la D.O. Rueda, a partir de uva verdejo seleccionada.

Tiene un bonito color amarillo limón con destellos verdosos.
Los aromas son muy varietales, limpios y frescos: fruta blanca (pera) heno, manzana golden y limón. Con movimiento aparece notas cremosas y una pincelada dulce de anís.
En boca son claras las notas vegetales de la variedad; tene cierta untuosidad compensada por una notable acidez, es cítrico y amplio al tacto, con unas notas amargas en el retrogusto que le aportan largura.

Protos Verdejo Fermentado en Barrica 2013

  • D.O./Zona: Rueda.
  • Variedad: 100% Verdejo.
  • Elaboración: El vino Protos Verdejo Fermentado en Barrica 2013, además de realizar una fermentación en barrica, como su nombre indica, realiza una crianza en madera durante 6 meses, previo a un periodo de al menos 1 año en botella. Está elaborado completamente con la uva verdejo.

El tono limón de su amarillo se ve suavizado y redondeado con tonalidades doradas.
Se abre con fruta tropical (mango) y un agradable toque de hidrobcarburos. Con oxigenación despliega notas lácteas, con una untuosidad de bollería que lo envuelve todo pero que no pesa gracias a unas deliciosas notas cítricas de limón.
El primer contacto en boca es sutilmente amaderado pero enseguida se eleva con una buena acidez cítrica. Tiene un tacto carnoso y buen volumen. El sabor es cítrico con un fondo de frutos secos, más tarde nos regala notas de manzana.

Cata de vinos en Bodegas Protos

Protos Roble 2013

  • D.O./Zona: Ribera del Duero.
  • Variedad: 100% Tinta del País.
  • Elaboración: El vino Protos Roble 2013 está elaborado completamente con la variedad Tinta del País y recibe una crianza de 6 meses en barricas de roble americano y al menos otros 6 meses más en botella antes de comercializarse.

Color rojo picota amoratado y bien cubierto.
En nariz destacan los aromas de fruta roja madura sobre un fondo especiado de vainilla y canela. Con oxigenación la fruta roja se convierte en caramelo duro y asoman notas torrefactas con recuerdos a café.
En boca se muestra tánico, con buena estructura, largo de recorrido y carnoso al tacto.

Protos Crianza 2011

  • D.O./Zona: Ribera del Duero.
  • Variedad: 100% Tinta del País.
  • Elaboración: El vino Protos Crianza 2011 está elaborado completamente con la variedad Tinta del País y recibe una crianza de 14 meses en barricas de roble francés y americano, más 12 meses en botella antes de salir al mercado. Desde bodega recomiendan conservar este vino hasta 26 meses, momento óptimo para su consumo.

Color rojo picota granatoso de capa alta.
Aromáticamente combina la fruta roja madura con especias picantes como la pimienta negra y el clavo, refrescadas con pinceladas de ligero barniz.
En boca el tanino está todavía muy marcado pero se encuentra fruta roja y notas especiadas. Tiene largura y un punto dulce de canela en el postgusto. Mejorará con más botella.

Los vinos de Protos durante la cata

Protos Reserva 2010

  • D.O./Zona: Ribera del Duero.
  • Variedad: 100% Tinta del País.
  • Elaboración: El vino Protos Reserva 2010 está elaborado al completo con la variedad Tinta del País y ha pasado por un periodo de crianza de 18 meses en barrica francesa y americana, y al menos 24 meses en botella antes de su comercialización.

Color rojo picota granatoso muy concentrado.
Aparece al fruta negra por primera vez (mora) combinada con la roja (cereza). Balsámicos de regaliz negro y notas de madera muy especiada.
En este vino la tanicidad está mucho más equilibrada y en armonía con la acidez. Hay notas de pimienta blanca y el final es cálido y muy dulce, casi de golosina.

Protos Gran Reserva 2009

  • D.O./Zona: Ribera del Duero.
  • Variedad: 100% Tinta del País.
  • Elaboración: El vino Protos Gran Reserva 2009 procede de viñas antiguas de hasta 60 años de la variedad Tinta del País y recibe una crianza de 24 meses en barrica de roble, más un mínimo de 36 meses en botella.

Color rojo picota muy concentrado y brillante.
Presenta una gran densidad aromática con protagonismo de los colores oscuros: fruta negra muy madura, especias picantes, regaliz negro y hierbas aromáticas de monte bajo. Curiosa y atrayente.
En boca es pura seda al tacto, pero es la seda que cubre una estructura tánica corpulenta con abundancia de fruta roja y su acidez. Por el conseguido equilibrio considero que este vino puede tener mucha progresión en el futuro.

Protos Selección Finca El Grajo Viejo 2012

  • D.O./Zona: Ribera del Duero.
  • Variedad: 100% Tinta del País.
  • Elaboración: El vino Protos Selección Finca el Grajo Viejo 2012 está elaborado al 100% con la variedad Tinta del País, procedente de cepas de más de 70 años seleccionadas de 18 pagos distintos. Protos Selección Finca el Grajo Viejo 2012 fermenta en grandes barricas nuevas de roble francés de 500 litros de tres tonelerías distintas, con largas maceraciones durante 3 o 4 semanas. Posteriormente realiza la fermentación maloláctica y una crianza de 18 meses en el mismo tipo de roble. Es el vino más exclusivo de Protos, y hace honor a su terroir de la Ribera del Duero.

Color rojo picota marcadamente violáceo todavía.
Aromáticamente es muy potente con gran presencia frutal roja y negra, intensos balsámicos de pinos y cremosa nata líquida.
En boca se repiten los lácteos en forma de caramelo toffee, fresco y cálido a la vez, con un tanino de calidad que lo hace muy persistente y buena acidez que le proporciona largura y frescura. Otro vino que por lo que muestra en la actualidad, va a ganar en complejidad y seriedad en los años venideros.

Asador Mauro: Protos Crianza 2011 y cordero lechal

  1. #1

    EduardoM-Pons

    Magnífico, útil y completo artículo-reportaje-entrada.
    Gracias por tu dedicación.
    Eduardo

  2. #2

    Abreunvinito

    Gran bodega (incluso por su extensión que necesita de tren para su recorrido) en magnifica localización y que merece la pena su visita guiada.

  3. #3

    Mara Funes

    en respuesta a EduardoM-Pons
    Ver mensaje de EduardoM-Pons

    Siempre es bueno dar a conocer lo que hay detrás de un gran nombre.
    Gracias y saludos!

  4. #4

    Mara Funes

    en respuesta a Abreunvinito
    Ver mensaje de Abreunvinito

    Desde luego que merece la pena!


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar