Malditos Camaradas

Ruta de vinos: Bodega Hoyos de Bandama y Gabriel Morales

 Coincidimos nuevamente con Gabi Morales en una cata de los vinos de Tenerife cuando presentaba el Clásico 2010 que elabora en la Bodega Dominguez 4ª Generación. Está actualmente llevando el proyecto de un primer vino para la Bodega Hoyos de Bandama, propiedad de Don Sixto Delgado de la Coba, perteneciente a una famila de agricultores y viticultores de la zona. Nos emplazamos para vernos en esta bodega que está en fase de remodelación, recuperando los viejos lagares y adecuando sus instalaciones para el nuevo reto. Francamente el conjunto es digno de elogio.

 

 

 Tenteniguada-Hoyos de Bandama, otro pedazo de ruta que nos lleva a la bodega, el camino es ameno y permite disfrutar de un paisaje muy caracteristico de Gran Canaria. Ha sido siempre esta zona muy buena acogedora de pequeños lagares, bodegas domésticas y actualmente existen en la zona algunas de las más importantes.

 En Hoyos de Bandama se elabora un vino con las uvas Listán negro (25%), Tintilla (35%), Cabernet sauvignon (15%) y Merlot (25%). Es una bodega muy bien situada, en un entorno abierto, junto al viñedo, con una bien medida distribución de su campo de trabajo. El vino que cataremos está en su periodo de crianza y previsto su embotellado y distribución para despues del verano y seran unas 6 mil botellas.

 

 

Don Sixto Delgado de la Coba

Hacemos una cata del mismo vino en diferentes barricas.

 

El coupage de entrada es de la barrica de roble del Missouri, es un vino de claro brillo con notas de brea y resulta aun duro, con fondo de especias blancas. En boca su perfil está por definir, compacto, o al menos mantiene la concentración en una buena estrcutura.

La segunda copa procede de una barrica de tostado medio plus de los Apalaches. Aquí hay cierta delicadeza, una finura más perceptible; presenta una espléndida nariz frutal (moras) y tiene un recorrido que se va puliendo en boca, masticandolo, con taninos que parecen fundidos ya con notas especiadas.

 

 

 

La tercera extracción es una barrica de roble rumano con un tostado medio. Tiene un tanino frutal enérgico, posee un sabor a terruño peculiar, la boca es limpia, fresca y mantiene un carácter mineral, serie con buen postgusto.

La cuarta copa presenta unos tonos mas finos, perfumes elegantes, de gran sabor, en amplio en boca y bastante soculento. Es de una barrica de tostado medio plus. Madurez, textura fina y una buena fruta envuelta en acidez notable acompaña todo su comportamiento en boca. Tánico, equilibrado, con cierta robustez.

La quinta muestra es de barrica Radoux con tostado medio especial. La intensidad sube. Es más aromático. Buena nariz. Aun con un desarrollo tánico muy marcado pero el vino se columpia muy bien entre finos toques de flores y fruta muy bien apañada. Buen equilibrio en boca.

 


 

Gabriel MoralesLa sexta copa es de una barrica Radoux Revelation. El tono cereza, unos profundos perfiles blue velvet y el aroma intenso, la frescura en boca y el postgusto que causa masticar una buena fruta aun reciente deja una idea muy clara del estilismo que Morales pretende en sus vinos.

 

Haciendo una síntesis diría que el vino es muy seductor, con aromas de arándanos y de la vainilla, maderas nobles, tabacos o brea, mineral, y mientras que el paladar es aterciopelado, carnoso y suntuoso, con una veta fina de acidez que le da elegancia y armonía al vino. Será así, intuyo.

 

Solo queda el ensamblaje final en depósitos de acero y su posterior embotellado. Y toda la suerte del mundo que les deseamos, sin duda. Este vino habrá que volver a catarlo.

 

  1. #1

    Chandler

    subiremos un dia a verlos cualquier dia que lleve los palos


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar