Barón de Oña Reserva 1996

Vino Barón de Oña Reserva 1996

Puntuación del vino
Puntuación sobre 100:
94
Puntuación Media:
8,9
Calidad-precio:
10,0

Bodega: Torre de Oña
D.O./Zona: D.O.Ca Rioja
País: España
Tipo de vino: Tinto
Crianza: Con crianza
Graduación (vol): 13,00%
Varietales: Tempranillo de finca propia.
Precio aproximado: Desconocido
Descripción
Otros vinos catados de esta bodega

Elaboración: Categoria de Reserva del CR Rioja.

Varietales: Tempranillo de finca propia.

5 Opiniones de Barón de Oña Reserva

Rojo cereza de capa alta y ribete teja. Nariz muy especiada, pimienta y comino, junto con aromas de frutas del bosque en confitura ( arándanos ). Notas de tabaco, vegetales evolucionados, cueros finos, zapato mocasín, tela de Barbour, hojarasca en descomposición y de la serie animal pinceladas de tuétano. También hay matices fúngicos y de líquenes, lo que te lleva a imaginar un calado húmedo y frío, con maderas aromáticas viejas y suelo de tierra con gravilla mojada. Al final de nariz prevalecen las especias, la moras y las notas de piracina evolucionadas que recuerdan a la carne a la brasa, que conforman un magnifico bouquet riojano. En boca es muy rico, con fruta roja madura sobre pincelas tostadas que le dan tildes de cremosidad en la evolución potenciando la madurez de la fruta roja. Perfecta acidez y taninos algo secantes en el paso, que se agarran junto con la acidez haciendo al proceso algo brusco y secante, ambas sensaciones también se notan en el final de boca, pero que las entiendo como parte del vino / añada y es donde quizás podría estar su mejor evolución en botella. He catado vinos de este perfil de Rioja, con 50 ó 75 años a sus espaldas y precisamente en lo que mejoran es en eso, dejando a los taninos completamente pulidos en boca. Por este motivo creo que el vino no va a empeorar en botella y en todo caso mejorará boca. Qué pena el precio de estos vinos, si fuesen de otro país estarían alrededor de los 200 € / botella como mínimo, pero vamos a aprovecharnos de esto por lo menos.

Tras una hora de oxigenación en botella se nos presenta color rojo cereza con ribete anaranjado, mostrando una clara evolución en botella. Lágrima viva y abundante.
La primera impresión en nariz es de Rioja clásico, tierra húmeda, vainilla, pimienta negra, caja de puros. Pero poco a poco describe algo más moderno, fruta negra, mentolados, sutiles notas minerales...
En boca tiene una buena acidez, buen recorrido y una retronasal excelente donde los balsámicos dejan su huella.

A caballo entre el clasicismo y el modernismo. Es un buen vino en un buen momento de evolución.

Este vino sigue mostrando una excelente nariz, de ciertos rasgos clásicos pero a la vez manteniendo una buena fruta roja madura, ensamblada muy bien en notitas de vainilla ( recuerdo de barquillo – galleta de helados ) con especias ( pimienta negra ). También tiene maderas aromáticas y unos nobles balsámicos que refresca todo el proceso de nariz. En boca se muestra con un buen ataque para seguir con una excelente evolución y buena acidez, tiene recorrido y un posgusto persistente donde sale una fruta más madura que recuerda a los orejones, aspecto que también se percibe por retronasal. Muy rico y con cierto Bouquet.

Color rojo cereza en el centro pero el borde atejado ya ha gando mucho terreno, en la nariz no es potente, pero si muy complejo y elegante, cuero,tabaco, cáscara de naranja, compota de ciruela con especias, en boca me gustó mucho su acidez es bastante balanceado pero se nota algo aguado, persistencia media. Ya no aguanta guarda hay que acabar con ese vino este año para gozarlo aún con buenas facultades.FABULOSO REPRESENTANTE DE LA RIOJA CLASICA.

Color rojo cereza con ribete ocre – anaranjado. Ha necesitado 1,5 horas de decantación para abrirse. Encontramos en nariz sensaciones de orejones, de torrefactos caramelizados, nobles cueros integrados y no muy intensos, fruta negra y roja confitada ( ciruelas y moras ), especiados ( canela ), hojarasca húmeda, hierbas aromaticas ( hinojo y lentisco ), cáscaras de naranja amarga y algo de taller de ebanistería. Aunque tiene matices complejos de crianza en botella, la fruta alicorada siempre está presente con algo de cacao tostado en final de nariz. En boca es amplio y equilibrado, sin aristas, de carácter evolucionado con un leve y noble amargor de chocolate amargo y cafés. Retronasal terciaria Buen final donde sale algo de tabaco habano. Magnifica expresión de un Rioja Clásico en perfecto estado, lleno de complejidad y matices aromáticos típicos

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar