Compartir Mesa

Restaurante Louis XV de Mónaco o Una representacion magistral de una obra maestra

 

 

Ubicado en los bajos del Hotel de Paris con vistas a la Plaza del Casino. Nada mas entrar por la puerta giratoria del hotel, la sensación que tienes es que te han transportado a finales del Siglo XIX o principios del XX. El hall es monumental, con profusión de estatuas, lámparas de gran tamaño, alfombras mullidas y madera noble como marcado elemento decorativo. A la derecha se encuentra la entrada al restaurante. Al traspasar su puerta, vuelves a dar un giro en el tiempo y parece que te sientas en un salón del Palacio de Versalles. Espejos grandes, arañas impresionantes y decoración palaciega sirven de marco a las mesas que conforman el restaurante, de tamaño considerable y con una excelente separación entre ellas.

  

  

Sentarse en las butacas y disfrutar de la vista del salón simplemente, ya es todo un espectáculo. Observar el brillo de la cristalería y la cubertería escuchando de fondo música clásica mientras tomas el aperitivo, sirve para situarte en un escenario diseñado para la enorme representación de la que vas a poder disfrutar. A pesar del ampuloso lujo que te rodea, la sensación es cálida, íntima y relajante. A ello contribuye la iluminación indirecta perfecta y la afable, simpática y más que correcta bienvenida por parte del personal de sala. Esos detalles te hacen sentirte cómodo y, desde luego, te predisponen a disfrutar de la cena.  

   

                             
        

 
Porque si un deleite es disfrutar de las obras de arte en pintura, escultura  y arquitectura que te ofrece el local, todavía queda por descubrir el arte que falta por llegar: La Cocina. Porque lo que aquí comes no desentona para nada con lo que antes se ha descrito. El hilo conductor de los platos, la marca de la casa es el Sabor, hondo, profundo, directo, vasto, intenso y penetrante. Cocina mediterránea que rinde homenaje a la Naturaleza del lugar. A través de la comida puedes sentir un paseo por la Provenza o por la Toscana, un atardecer en la Costa Azul, disfrutar de la vista del Golfo de Génova o sentir el aroma de tierra mojada tras la lluvia. Las verduras aportan frescura. Las setas te acercan al bosque, a los árboles y a la humedad de la tierra mojada. El pescado es sal marina, yodo, algas y salitre. Los mariscos irrumpen en la boca explotando en ella y dejando su marca indeleble de finura aunada con potencia. Las carnes te asoman a los pastos, a las hierbas y al campo. Todo sabe a lo que tiene que saber. Los puntos de cocción son perfectos, lo que provoca que las texturas todavía aporten más placer cuando comes. Las verduras al dente, los pescados prietos, pero elegantes y finos cuando entran en la boca, las carnes que son como mantequilla. Da igual que sea un rodaballo que un lenguado que un rape. Da igual pollo de Bréese, pato, buey. Cada producto tiene su cocción a punto. Se apuesta como acompañamiento por los toques cítricos, picantes y hierbas aromáticas. Postres en consonancia: chocolate que sabe a chocolate, nata que recuerda a la leche recién ordeñada, bizcochos mullidos y esponjosos. Carro de quesos de tamaño considerable, teniendo un número grande de variedades. Es difícil escoger porque la oferta es inmejorable. No le anda a la zaga los carros de panes y de infusiones. Panes recién hechos  e infusiones que se cortan a la vista del comensal para preparar la colación.

       

 Alain Ducasse (derecha) y Frank Cerutti (izquierda)

  

 

Esa es la obra que escribe y firma el Cocinero y su equipo. Pero falta representarla. Falta ponerla en escena. Y de eso se encarga  el servicio de sala. Es como asistir a la representación de un ballet perfectamente sincronizado. La maquinaria se pone en marcha nada mas traspasar el umbral  del restaurante y no finaliza hasta que lo abandonas. Y es una maquinaria que no falla. Cumplen su misión simplemente a la perfección. Los camareros no se mueven, se deslizan. Nunca hay un movimiento en falso. Todo tiene un porque y un para qué. Los platos se retiran con sutileza y eficacia, siendo sustituidos con la misma rapidez. Nunca falta agua, ni vino ni pan. Además con trato cercano, amable y sumamente correcto. Son enormes profesionales para acercar una enorme cocina a los clientes.

            

  

Carta de vinos enorme en cantidad y calidad. No sé donde leí que tenían una bodega de 400000 botellas. Desconozco si es verdad o es un mito añadido a un restaurante mítico. Pero si es cierto que la carta es mas un libro que una carta y que, si la editaran , más de un enófilo la tendría en su biblioteca para poder admirarla.

 


 
No es el mejor restaurante del mundo. Ni tan siquiera sé si esta entre los veinte mejores. Pero no le hace falta. Aquí sientes que el tiempo se detiene. Cuando entras te transportas a siglos pasados, cuando comes es como si dieras un paseo por toda la cultura mediterránea  y cuando sales a la Plaza y observas el casino  mientras disfrutas del el olor inconfundible mezcla de perfume, sal y  mar de Montecarlo , llegas a la conclusión que eres un afortunado por haber podido vivir tantas sensaciones en un espacio corto de tiempo. Porque aunque estés horas en este restaurante, cuando lo abandonas, tienes la sensación que el tiempo se ha detenido, quizás porque se acerca a un sueño o quizás, simplemente porque sientes que has vivido una experiencia que va más allá de la gastronomía.  En cualquier caso has asistido a una representación magistral de una obra de arte ………

                

 

 

VINO RELACIONADO
 

Barolo Granbussia Riserva 1999

Porque expresa un sentimiento y una idea de territorio. Porque sus aromas se confunden pero se separan con magia para volver a reunirse cuando él lo estima oportuno. Porque huele y sabe a muchas cosas y todas te dicen algo. Porque beberlo es un rito y disfrutar de él una fortuna. Porque es mediterraneo pero no tiene fronteras. Porque es una obra maestra . Porque con él el tiempo también se detiene

                        

 

Restaurante Luis XV

Monaco

Place du Casino

9800

(377) 98 06 88 64

www.alain-ducasse.com

 

Enlace en Verema

http://www.verema.com/restaurantes/45964-le-louis-xv-monaco


 

  1. #1

    Francescf

    Leyendo el artículo he recordado l'Ambroisie de París. La única pega que puedo poner a ambos es que mi sueldo no da para visitarlos con la frecuencia que quisiera ;-)

    Muchas gracias :-)

  2. #2

    Compartir Mesa

    en respuesta a Francescf
    Ver mensaje de Francescf

    Ni el tuyo , ni el mio , ni el de la mayoria de los mortales :)
    Por eso hemos sido afortunados los que hemos podido vivir eexperiencias como estas.
    Gracias a ti

  3. #3

    Gabriel Argumosa

    Mi felicitacion más sincera para el autor del comentario.

    "La buena vida es cara, hay otra más barata, pero no es vida"

  4. #4

    Pablo Iñigo

    Tuve la suerte de estar alojado 3 noches en el Hotel de Paris, fue hace años en el 1999 creo recordar, sabanas de Hermes de seda no digo mas. Desayunabamos en la sala que hay justo al lado del Restaurante y una de las noches me invitaron a cenar alli en el Luois XV, nos invitaron a 10 personas, pobre tarjeta de credito del que pago. Inolvidable. Entonces no era veremero para haberlo contado, asi me acordaria bien de lo que bebi y comi, recuerdo la impresion de .... lujo hasta en la forma de servir la mantequilla.

  5. #5

    Otilio Haro

    en respuesta a Gabriel Argumosa
    Ver mensaje de Gabriel Argumosa

    ¿Nos suicidamos?. No creo que el final de la frase sea exactamente ese, sino más bien "pero no es tan buena". Es que si no acabaríamos muchos como la pregunta que formulo.

  6. #6

    Otilio Haro

    en respuesta a Compartir Mesa
    Ver mensaje de Compartir Mesa

    Nunca me enamoraré de una mujer que no pueda poseer, nunca idolatraré a un actor que no pueda conocer, nunca creeré en un dios que no pueda ver y nunca me encapricharé de un restaurante al que no pueda ir.

  7. #7

    Gabriel Argumosa

    en respuesta a Otilio Haro
    Ver mensaje de Otilio Haro

    Estas frases tienen varias versiones, pero cuando tenga un rato y la "maquina de afotos" a mano, te mandaré como acaba la que yo digo, que tuvo " a bien", un amigo (considerado), regalarme.

  8. #8

    Compartir Mesa

    en respuesta a Otilio Haro
    Ver mensaje de Otilio Haro

    No uses nunca la palabra nunca..............Nunca sabras lo que puede pasar......
    Un abrazo

  9. #9

    Gabriel Argumosa

    en respuesta a Compartir Mesa
    Ver mensaje de Compartir Mesa

    Casi siempre estuve de acuerdo contigo, siempre te tendré en falta en esta páginas y ahora tienes toda la razon.

    Disculpa a Otilio, solo es un problema de su falta de edad.

  10. #10

    Compartir Mesa

    en respuesta a Gabriel Argumosa
    Ver mensaje de Gabriel Argumosa

    Quien tuviera esa edad..................

  11. #11

    Otilio Haro

    en respuesta a Compartir Mesa
    Ver mensaje de Compartir Mesa

    Y NUNCA dejaré de ser tu amigo.

  12. #12

    Otilio Haro

    en respuesta a Gabriel Argumosa
    Ver mensaje de Gabriel Argumosa

    Bueno, mirarlo como un compensamiento de vuestro exceso de sensatez, nada más.

  13. #13

    Otilio Haro

    en respuesta a Compartir Mesa
    Ver mensaje de Compartir Mesa

    Y por otra parte, ¿qué he de interpretar, que algún día iré a este restaurante?.

  14. #14

    Compartir Mesa

    en respuesta a Otilio Haro
    Ver mensaje de Otilio Haro

    sin duda. Si quieres ir , iras

  15. #15

    Alternativa

    Hay que ver com o el lujo y el glamour mueven mentes y corazones ! Básicamente estoy de acuerdo con Oti, en una personal relectura:.... Nunca me enamoraré de un que no me quiera, nunca idolatraré a un actor que no pueda conocer, nunca creeré en un dios que no pueda ver y nunca me encapricharé de un restaurante al que no pueda ir . Y es que, yo a la primi sigo jugando por si acaso se tercia este!

  16. #16

    Otilio Haro

    en respuesta a Compartir Mesa
    Ver mensaje de Compartir Mesa

    Venga cobarde, respóndele a Concha (con ella no te atreves).

  17. #17

    Francescf

    en respuesta a Alternativa
    Ver mensaje de Alternativa

    Fíjate que yo ni siquiera juego a ningún juego de azar... pero en todo lo demás, totalmente de acuerdo ☺

  18. #18

    Francescf

    en respuesta a Otilio Haro
    Ver mensaje de Otilio Haro

    Avisa si vas... sobretodo si hablas idiomas (el valenciano no cuenta, que yo ya hablo catalán y tampoco lo entienden) ;-P

  19. #19

    Alternativa

    en respuesta a Otilio Haro
    Ver mensaje de Otilio Haro

    Si se atreve, si....

  20. #20

    Compartir Mesa

    en respuesta a Alternativa
    Ver mensaje de Alternativa

    Yo tambien juego el Euro Millon :-)


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar