A torna dos pasás Escolma 2009
Vino A torna dos pasás Escolma 2009
FICHA TÉCNICA
D.O./Zona
Pais:
España
Tipo de Vino:
Tinto
Crianza:
Con crianza
Graduación (vol):
13,00%
Varietales:
Brancellao, Caiño y Ferrol
Precio aproximado
Precio Aprox:
De 20 a 29,9 €
PUNTUACIÓN
Nota de cata NOTA MEDIA:
9.25
/
96
Nota de cata CALIDAD-PRECIO:
10,0
Opiniones de A torna dos pasás Escolma
OPINIONES
3

Un vinazo que mostró su esplendor este día. Como exponente del vino tinto de la zona lo tiene todo, no tiene la potencia del As Caborcas pero tiene muchas otras virtudes, no se cual pone el listón más alto. Floral, especiado (pimienta blanca)mineral, sotobosque, cuero, frutos rojos, acidez elevada pero muy agradable en boca, eucaliptos herbáceo, completisimo

Rojo amoratado de capa media con ribete rosáceo apuntando a rubí.

Inicialmente tufo de reducción, que deja paso después a una nariz de notable intensidad, muy mineral y balsámica, con aromas a fruta negra, que enseguida cambia a roja, suaves tostados, notas de violetas y toques mentolados.

En boca tiene cuerpo medio, es muy fresco, con elevada acidez, muestra mucha fruta roja y notable carga mineral, presentando una tanicidad aún notoria y una leve amargosidad final. Larga persistencia.

Me ha causado muy buena impresión, si bien por diversas circunstancias no pude dedicarle toda la atención necesaria, de ahí que haya optado por no puntuar.

Botella número 0006 de 2600.

Es la cuarta vez que pruebo este vino y hasta ahora lo había encontrado bastante cerrado y no dejaba ver las similitudes con su hermano pequeño A torna dos pasás 2009 que auguraba una gran añada para este vino. Por suerte tres meses después de la última vez abro una botella que si es lo que se espera y más....

Se presenta con un bonito color rojo picota con ribete rubí, capa media y fina lágrima que le cuesta desplazarse por la copa.

Nariz cambiante, compleja y elegante donde aparece fruta roja y del bosque fresca, flores,balsámicos y hierbas aromáticas sobre un fondo mineral muy presente. Con el tiempo en copa también aparecen unos finísimos tostados y especias negras que son el único rastro de un muy buen trabajo con el roble.

Todo esto se repite en boca, con un paso elegante, es ligero pero profundo ganando peso trago a trago, enorme acidez y un final largo, mineral y balsámico delicioso que junto con una gran persistencia hacen que no se pueda dejar de beber.

Añada menos rústica que la anterior, más al estilo del 2007. Aún muy joven y con una enorme evolución por delante. Habrá que seguirlo.

Cookies en verema.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra Ver política de cookies.

Aceptar