Blog Tanino

Escapada a Reil-Mosel, Weinhaus Barzen


Este fin de semana pasado, una comitiva venida de diferentes partes de la península, nos hemos escapado a tierras germanas para conocer más de cerca a La Diva, Reil-Mosel ha sido el destino escogido, y no ha sido porque sí, en este pequeño pueblo de tan solo 2000 habitantes se encuentra Weinhaus Barzen, nuestra bodega fetiche en la Mosela. Llegamos el sábado por la mañana al aeropuerto de Frankfurt-Hahn, allí nos estaban esperando Alexander Barzen, su pareja Tina y unos amigos de la familia para llevarnos a todos a Reil. Antes de dejar las maletas en las habitaciones, paramos en la bodega, donde pudimos comer alguna cosa y poder brindar y degustar nuestro primer vino, un Riesling Brut 2011, burbujas refrescantes para darnos la bienvenida. Seguido vamos a las habitaciones para deshacer las bolsas y tumbarnos un poco antes de coger el autobús para ir a hecer un tour fluvial por el rio Mosel. A las 16:00 partíamos para coger nuestro barco donde no sólo nos esperaban unas espectaculares vistas, sino una cata de la añada 2012 de algunos de los vinos de Alexander Barzen:
 

"La añada 2012 fue marcada por condiciones un poco mas frias de lo normal durante la primavera y verano. El otoño nos ha brindado condiciones muy buenas con noches frias y días soleados no muy calurosos, logrando así una maduración de las uvas más lenta...Los vinos de la añada 2012 se presentan muy aromáticos, armónicos y realmente lo que marca la añada 2012, es la buena estructura mineral - podrian ser hermanos de la añada 2010!"
 
Riesling Trocken: Fue una vendimia tardía, con un invierno frío que le aporta al vino menos graduación de lo habitual pero más aroma y una mineralidad más marcada. Nariz franca con ligeras notas a flores blancas, paso en boca fresco y agradable, un vino sin complicaciones pero plenamente placentero.
 
Spätlese Trocken: Nariz más intensa que el anterior, notas cítricas y minerales, en boca muestra una acidez más suave de lo que me esperaba (comentario en positivo) y con un postgusto largo que invita a tomar otra copa, y otra, y otra...
 
Edition Alte Reben Trocken: Salido de las viñas más viejas de la bodega (unos 130 años historia), este vino ha sido envejecido ligeramente en barrica de roble y ha mantenido contacto son sus lias unos 6 meses. Nariz expresiva, notas cítricas, minerales y de flores blancas, en boca muestra una acidez brutal, pero sin estridencias, dejando al final sensación algo grasosa y con postgusto ligeramente marcado por ese trabajo con lias (vainillas). Una béstia parda con larga crianza en botella.
 
Spatlese Feinherb: Pasamos a vinos más afrutados (feinherb), donde la fermentación ha sido parada para dejar al vino un toque de dulzor característico (22gr/l). Nariz más bien golosona, notas a fruta amarilla algo madura y flores blancas, en boca es de vicio, con el punto justo de dulzura para que sigas tomando una copa tras otra.
 
Kabinett: Un vino del que te podrias beber botellas sin pestañear siquiera, rico, dulce pero con acidez suficiente para que no te despegues de la copa, fino y elgante en boca y con una frescura arrolladora.
 
Eiswein: Este vino es puro vicio y perversión, si lo bebes una vez ya no puedes dejar de hacerlo, 190gr/l, una bomba que por desgracia cada vez es más escaso y por consiguiente más caro.
 
A las 20:00 volvíamos a estar montados en el autobús camino al restaurante donde cenaríamos todos juntos...Antes por eso una parada de 20 minutos para poder ver y caminar por las estrechas calles de Bernkastel, un precioso pueblo que parece sacado de un libro de cuentos infantiles.


Llegamos al restaurante, donde nos esperaba un menú ya cerrado con anterioridad y un sinfín de botellas de Riesling, Barzen porsupuesto, sumergidas en una cubitera llena de hielo. Terminada la cena nos dirigimos andando hacia Weinhaus Barzen para terminar la noche con un poco de música y buen vino, para ello Alex había puesto a enfriar en una neverita más Riesling, vaya, barra libre, impresionante las botellas que llegamos a descorchar...Y para acompañar sus vinos una selección de quesos alemanes que el gran Fritz Lloyd Blomeyer nos preparó y explicó con todo tipo de detalle, la guinda del pastel, un final de noche para recordar.
 
 
Domingo por la mañana, desayunamos y nos encontramos todos de nuevo en la bodega para ir en grupo a visitar la viñas viejas (Alte Reben) que Alex tiene en la ladera del rio Mosel. A pie de viñas, y como no podía ser de otra manera, descorchamos un magnum de Alte Reben, esta vez un Trocken 2011, 130 años de historia en una copa, con el rio Mosel como telón de fondo, no hace falta decir nada más, apoteósico, un perfecto final de viaje.



Prost!



 

  1. #1

    Santi Albert

    Excelente crónica. Estuve viviendo en esa zona un año y es espectacular, no solo por el vino, que para mi elaboran unos de los mejores blancos, sino por el paisaje, el ambiente acogedor de sus pequeños pueblos, las rutas en bicicleta, las rutas en barco por el río...y un largo etcétera.
    Morriña que me ha entrado al leerlo!!
    Saludos.

  2. #2

    Pep T.M

    en respuesta a Santi Albert
    Ver mensaje de Santi Albert

    Hola Santi, me alegra que te haya gustado, pasamos un día y medio para recordar. No me extraña que hayas tenido morriña, es una zona preciosa, en todos los aspectos, como bien dices, no solo por el vino... ;D

    Muchas gracias por tu comentario.

    Saludos!

  3. #3

    Smiorgan

    Que gozada de visita.
    De este elaborador he probado el Riesling Trocken 2008, el Riesling Auslese 2005 y el Gewürztraminer 2006 Spätlese Feinherb. Todos deliciosos, y eso que el Auslese lo bebimos con sólo 5 años.
    El Gewürz, dentro de lo que es esta casta, no se hace pesado en ningún momento.

    Saludos.

  4. #4

    Pep T.M

    en respuesta a Smiorgan
    Ver mensaje de Smiorgan

    Cuando puedas intenta echarle el guante a un Edition Alte Reben ;D

    Saludos Smiorgan!

  5. #5

    Obiwan Ferran

    Menudo viaje más chulo que os habéis montado! He probado alguno de los vinos de Barzen (el riesling básico, el auslese y el eiswein) y están todos buenísimos. De ese Edition Alte Reben me han hablado muy bien, así que un día de estos habrá que pillar alguna botellita. Saludos,

    Ferran

  6. #6

    Pep T.M

    en respuesta a Obiwan Ferran
    Ver mensaje de Obiwan Ferran

    Ese Eiswein es un vicio, rico rico...Cuando encuentres un Alte Reben cómprate dos, una para beber ya y el otro para guardar ;D

    Espero que te guste!!

    Saludos.

  7. #7

    ximocuina

    Joder!!!, y pensar que yo estaba invitado a ese viaje!!!
    Esta vez no he podido, pero a la próxima no me lo pierdo. Buena crónica.

  8. #8

    Pep T.M

    en respuesta a ximocuina
    Ver mensaje de ximocuina

    No me digas???!!! Bueno, habrá una próxima, seguro! Nosotros ya estamos pensando en repetir el año que viene en Semana Santa con más días por delante, esta escapada ha sido una toma de contacto, jeje.

    Saludos!


Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar