Palo Cortado Antique

Vino Palo Cortado Antique

Puntuación del vino
Puntuación sobre 100:
98
Puntuación Media:
9,6
Calidad-precio:
9,3

Bodega: Bodegas Rey Fernando de Castilla
D.O./Zona: D.O. Jerez y Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda
País: España
Tipo de vino: Dulces y Generosos
Graduación (vol): 20,00%
Varietales: Palomino
Precio aproximado: De 30 a 49,9 €
Descripción
Otros vinos catados de esta bodega

Elaboración: Criaderas y soleras que rondan los 40 años.

Varietales: Palomino

21 Opiniones de Palo Cortado Antique

Bueno, quizás la nota de cata más complicada de escribir, la de éste palo cortado, entre otras cosas porque, sinceramente, no he catado muchos cortados en mi vida, pues es un vino que es difícil que te cruces con él, si no tienes tú la iniciativa.

Porque este vino confunde a los sentidos, te hace pensar en un amontillado, y cuando lo pruebas te dice que es un oloroso; y te confunde la mente y te confunde el habla, y te pasa como a mi amigo Álvaro, abeltran, (ver más abajo) que le huele a oloroso, y le sabe a amontillado. Así que mejor no esperarse nada, y dejar que te cuente de quién es, como decían Los Chanclas hace tiempo.

Como se puede ver en la FOTO, (es el 4º por la izquierda) a la vista es muy similar al amontillado, y al oloroso. Ese tono ámbar claro, con reflejos anaranjados, brillante. Muy atractivo.

Y paso directamente al postgusto, que te hace salivar la boca, y pasa el tiempo y lo sigues teniendo en la boca, y pasa el tiempo, y pasa el tiempo…

Botella ahí olvidada desde hace un año, un regalo de estos que un día te encuentras en la cuvée por ahí perdido, no lo había probado, y quizás por eso no lo tenía en mente, ahora difícilmente se me olvidará, la botella es de 0,5 l., ayer, siguiendo con la saga Nectar de Dioses continúe con la entrega III, ¡¡qué descubrimiento!!, todo un magnífico y agradabilísimo despiste el que te hace respecto a lo que te esperas entre la nariz y la boca, nariz inclinandose a oloroso y boca descarada de amontillado, la magia de los Palos Cortados, pero este me ha impresinado en boca es un cuchillo, te entra, te corta y cuando ha salido no te das cuenta, al rato es cuando parece que te ha entrado hasta las entrañas, te hace volar y te hace disfrutar, copa, muñeca, otra vez copa, de nuevo muñeca, es un juego que te hace sentirte como un niño aprendiendo a jugar con un nuevo amigo.

No en vano y por esa sensación en boca me "recordó" al magnífico NPI, es de las 3 entregas el que menos persiste en boca, pero de que estamos hablando ¿que "solo" dura un minuto y medio?, ay si en Gabacholandia tuvieran esto, que precio tendríamos que pagar, pues sencillamente una fortuna, pero afortunadamente para nosotros no es así.

Vino de culto, reflexión como las otras 2 entregas, que inunda la sala donde estés y que se presta a estar con la mente en blanco y con el único objetivo de intentar que no te machaque, pero al final estos vinos con como Kasparov, un maestro al que si te enfrentas, pierdes seguro.

Lo primero, decir que no soy capaz de expresar todo lo que este vino lleva dentro y las sensaciones que me ha producido.

Bonito color miel oscuro, con destellos anaranjados.

La nariz intensa , elegante , compleja y embriagadora con notas de barniz y finas maderas,que se mezclan en sintonía perfecta con notas amieladas, con amplia gama de frutos secos, y notas salinas. Nariz adictiva.

La boca no se queda atrás y es pura delicia, cremosa, elegante , sabrosa suave y envolvente, equilibrio en todo. Con acidez buenisima. Un puntito dulzona y con un postgusto y retronasal a frutos secos elegantisimo y muy agradable. De persistencia larguísima.

Ambarino claro limpio y brillante.

Nariz intensa, limpia, compleja, sutil, espectacular. Mejora con los días abierto, algo muy habitual en estos vinos. Notas de frutos secos variados, almendras y avellanas sobre todo, con recuerdos de la mejor ebanistería, mueble viejo, tonos balsámicos, piel de naranja. El alcohol está perfectamente integrado, es apenas imperceptible.

En boca es poderoso, pleno, estructurado, salvaje. De paso firme, lleno de peso y sabor, vertebrado por una final acidez fruto de la concentración que le hace francamente disfrutable. Final de corte amargoso y eterno, con notas finales de frutos secos, esencia de avellana. Persistencia kilométrica. Un auténtico vino de meditación.

El Palo Cortado ha sido siempre mi favorito de la soberbia gama Antique. El fino es poderoso y estructurado, el amontillado sutil y biológico, el oloroso viejo y misterioso y el PX de un equilibrio asombroso. Bien, pues el Palo Cortado es un compendio de todo eso, un vino lleno de finuras y encanto, entre los grandes de su especie en Jerez. Y todo por unos 30 euros. Impresionante.

Degustado en dos copas completamente diferentes: Riedel magnum y Riedel single malt. En la primera mucho mejor las sensaciones olfativas; en la segunda las gustativas y texturales.
El aroma es un prodigio de elegancia y complejidad: comienza con un ligero aroma rancio, que enseguida evoluciona a aromas marinos, frutales (dátiles e higos), cítricos escarchados, herbáceos, café suave, chocolate blanco, frutos secos tostados (avellana y nuez)... y tantos otros que se me escapan. Palo Cortado 1-Diego 0.
En boca entra potente, pero a la vez elegante. Auténtica sensación de redondez. Amargos elegantes. Sensación salina que da una chispa de gracia. Palo Cortado 2-Diego 0.
Buscaré la revancha siempre que pueda

Caoba claro con tendencia dorada. En botella se ve un poco turbio.
Aroma potente al inicio y muy potente al cabo de dos días de abierto, tras una semana ya no tanto. Se expresa en orden a frutos secos tostados, avellanas y almendras, piel de naranja, algas.Aroma magnífico
Cuerpo potente sin exceso, gran volumen, muy buena acidez, punzante, muy seco, muy largo. Me ha emocionado menos que la vez anterior.

Color ambar oscuro.
Excelente nariz con todos los aromas de los olorosos pero pulidos hasta el más mínimo detalle. Muy compleja, necesitas de tiempo y meditación para desgranar todo lo que aquí está pasando. Notas herbáceas -hinojo-, recuerdos marinos, frutos secos, ñoras, naranjas secas... Excelente y embriagadora.
En boca es fino, no tan potente como la nariz sino que hace alarde de gran elegancia, buen equilibrio, más seco de lo que parecía la nariz.

Excelente milagro que es el Palo Cortado y gran opción esta de las bodegas Fernando de Castilla.

Ámbar oscuro, con algunas partículas que necesitaron decantación, y de paso abrir el vino un poco. Nariz de una intensidad abrumadora, compleja y profunda, venerable, totalmente integrada, con recuerdos de turrón de jijona, desván, torrefactos, naranjas confitadas. En boca es seco, austero y fino para un palo cortado, con paso marcado y donde ya comienza el amargor. Pero justo cuando este empieza a desaparecer, el postgusto estalla en oleadas aromáticas.

Magnífico vino. En una categoría por encima de muchas piezas del mercado. Por 25-30€ la botellas de 50cl me sigue pareciendo una buena compra.

Caoba intenso con marcado ribete yodado.
Nariz de gran expresividad, compleja y amplia. Sensaciones muy limpias de vino muy viejo, bien evolucionado, con recuerdos de frutos secos, finísimos tostados y suaves notas de frutas desecadas.
En boca es muy sabroso e intenso, pero muy armonioso. Tiene gran carácter y, al mismo tiempo, es muy suave, sedoso. Gran cantidad de sensaciones sápidas. Muy largo y de gran persistencia en boca y de amplio abanico aromático. Impresionante.

Caoba medio con reflejos un poco verdosos.
Nariz de ensueño, elegantísima, finísima. No se puede definir.
Boca extraordinaria, muy compleja, mucho cuerpo, equilibrado, elegantísima, vibrante y emocionante, y por si fuera poco casi eterno.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar