Opiniones de Numanthia
OPINIONES
30

He localizado dos botellas más y por supuesto que las he adquirido en vistas de la gran satisfacción que me han dado las anteriores de esta añada.

Por suerte debian estar bien conservadas, ya que las sensaciones son muy semejantes a la última verificación realizada, solo indicar que en esta ocasión lo acompañé de un chuletón de retinta de Extremadura, de las que doy fé (sin ser notario), que estan totalmente en libertad. El disfrute fué máximo y diria que con este ensamblamiento, hasta el vino parecia ya totalmente terminado y redondeado.

Grande, grande, aunque la botella que me queda, esperará un poco más en el botellero.

disfruto mi última botella que tenia en existencias y lógicamente expongo las conclusiones del magnifico comportamiento de este vinazo.

El color sigue siendo picota oscuro con borde granate.

Los aromas son de muy buena intensidad y destacan los frutos rojos y negros con mucha madurez, también se detectn toques pasificados y en compota, minerales, tostados, ahumados, especias y toques de terciarios (tabaco), mucha la complejidad y calidad de la nariz.

En boca es sabroso y al mismo tiempo frutal, el paso de boca con mucho cuerpo, fortaleza y estructura, pero a pesar de todo es elegante, vivo y complejo, el retronasal magnifico, los taninos aún vivos y nobles, el final largo y con extraordinaria persistencia.

Un vino muy bien hecho, que aunque yo creia, hace unos años que por estas fechas estaría a punto de finiquitar su plena forma, aún le quedan minimo 3-5 años en pleno apogeo.

La vedad es que no hay gran diferencia con la cata realizada hace más de ocho años. Un poco más dócil y fácil de beber, pero en general muy parecido.

Rojo rubí con ribete atejado. Limpio y brillante.

Nariz de media-alta intensidad a fruta negra, notas terrosas, trufa, humedad y tostados nobles.

Entrada amable, sabroso, buenos frutos secos en esta fase. Tanino sedoso pero agradable. Nada de sobremadurez. Final largo.

Con el paso del tiempo ha mejorado con respecto a la cata efectuada el 08/06/2010.
Se ha convertido en un VINAZO (si con mayúsculas), aunque ya lo era, pero ahora está "corregido y aumentado".
Tiene todas las grandes cualidades descritas más abajo, no solo por mi, sino también por excelentes catadores. Sigue potente y ha mejorado en elegancia y equilibrio, si eso era posible.
Lo dicho un vino EXCELSO en un momento sublime, para ENTENDIDOS Y EXPERTOS, y logicamente para todos los que sepan disfrutar de un extraordinario vino.

Es terrible a veces y tiene de nuevo una cierta rusticidad de los taninos y la acidez gruesa de los primarios con una boca todavia marcada por su estilo de crianza. Un poco enjambre de sabores...
Para pioneros.

Encontrado en una vinoteca a 30€ botella, no tienen pinta de estar mal conservados, por lo que compro 2 botellas (dejo allí otras 4 botellas), para el precio que se está pagando por esta añada, un regalo. Llego a casa sobre las 16,30 y abro la botella para que vaya ventilando. Corcho de muy buena calidad, perfecto, sin “frenazos”.

Vista: Picota de capa muy alta, ribete granatoso, lagrima muy amplia que tinta la copa.

Nariz: IMPRESIONANTE nariz, todavía predomina un poco la madera, pero ya aparece la fruta roja y negra, especiados, tostados, torrefactos, caramelo de café con leche, humo, vainilla y chocolate.

Boca: La boca a la par, pero falto todavía de algún añito de botellero. Ataque contundente y poderoso, cremoso, muy buena acidez, taninos algo presentes todavía, retrogusto con notas similares a la fase anterior y persistencia en boca larga.

Sin lugar a dudas, la mejor añada de las probadas de esta bodega, para repetir….. Me parece que seré egoísta e iré a buscar las botellas que quedan….

Color picota , espejo limpio, capa muy alta y lagrima densa, ancha , lenta que tinta la copa.
Nariz potente con frutas rojas y negras maduras. Fondo de especies , torrefactos, ahumados y madera noble. Muy duradero.
Paso por boca sedoso, equilibrado , con buen cuerpo y sabor potente, directo y expansivo en la boca. Se fija y dura en la boca. Es un vino de los que te hace disfrutar y pensar.....
Enorme

Con el paso del tiempo resulta mucho más dócil, equilibrado y elegante, pero sigue manteniendo un paso por boca realmente con buena potencia, con unos taninos más domados y buena acidez, bastante goloso que te invita a seguir bebiendo, de largo recorrido y buena persistencia.
En nariz resulta igualmente muy intenso, con buena carga de frutos negros y rojos muy maduros y aromas dulces sin llegar a ser licorosos, con notas de torrefactos, finos tostados, vainilla y un toque mineral.
Mantiene un color picota muy opaco de buena capa.

Tres años después volvemos a probar este Numanthia 2004. Es evidente que el tiempo ha ayudado a pulir el vino y me atrevería a decir que todavía le sentará bien algo más de botella.

Cereza oscuro de capa alta, muy cubierto. Aroma cerrado, precisa de una buena aireación antes de beberlo. Con el tiempo aparece fruta madura, aromas especiados, tostados, mineral. En boca es potente y fino a la vez, con retronasal tostado.

Una alegría poder catarlo de nuevo.

Como ya pronostique hace tiempo este vino ha mejorado en su estancia en botella, pero a fuer de ser sinceros, yo pensaba que se iba a afinar mucho más.
En nariz sigue mucha fruta, también los tostados, minerales y especias dulces.
En boca ahora los taninos son menos potentes y más nobles, el paso de boca tiene algo más de elegancia y en general es más docil, aunque aún le falta botella para pulirse.
Muy bien como siempre este vino y sobre todo al costar sobre los 24-26 € tiene una excelente RCP.

Cookies en verema.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra Ver política de cookies.

Aceptar