Manzanilla La Kika (D.O. Jerez y Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda)

Vino Manzanilla La Kika (D.O. Jerez y Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda)

Puntuación del vino
Puntuación sobre 100:
96
Puntuación Media:
9,3
Calidad-precio:
9,7

Bodega: Bodegas Yuste
D.O./Zona: D.O. Jerez y Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda
País: España
Tipo de vino: Dulces y Generosos
Crianza: Con crianza
Graduación (vol): 15,00%
Varietales: Palomino fino
Precio aproximado: De 10 a 19,9 €
Descripción
Otros vinos catados de esta bodega

Elaboración: Criada bajo eterno velo de flor, en soleras centenarias.

Varietales: Palomino fino

13 Opiniones de Manzanilla La Kika (D.O. Jerez y Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda)

Visualmente tiene color amarillo dorado brillante.
Nariz bien definida y perfilada, con intensidad alta y equilibrio entre la complejidad y la franqueza. Es una nariz punzante y floral, afilada pero compensada por la almendra y la avellana, mineralidad de tiza e inesperadas notas de fruta blanca como el melón o la pera.
Entrada en boca fresca y yodada, se repite la fruta fresca en inicio y la seca al final del recorrido. Amplia y voluminosa, es sin embargo ligera y al mismo tiempo, persistente.
Muy sabrosa.

CATA AD HOC

Más madura y pasada en rama, que nunca.

Amarilla oro turbia, untuosa lágrima en copa.

Aromas media en intensidad a limón, tiza, camomila, infusiones, campo. Algo de fondo rudo, no clásico en esta manzanilla, más bodega y albero mojado.

Acidez baja, amarga en boca, seca, alcohol bajo. Textura terrosa.

Cuerpo medio. Intensidad media+ a camomila, tiza, cáscara de naranja, jazmín, jalea. Es más cítrica que otras.

Final medio+ con notas de salazones y mojama.

 

ARMONÍA

Mojama de atún rojo de Almadraba con tierra húmeda de aguacate, lima y cilantro, con rocas de almendra amarga.

Servir a 10ºC

 

Es la evolución de Santa Irene y Los Ángeles, y el devenir del Amontillado Conde de Aldama cuando empieza a pasarse.
Criada en Santa Ana en soleras centenarias.
Es la verdad y la casa de vida de una familia entera....la familia YUSTE.

VISUAL
Lo que llama la atención es el packaging de la botella, que fue usada para un gran AOVE del fallecido Santi Santamaría. Es un honor poder tener la botella en la mano (y cuidado con el formato 37,5cl). Corcho grande con botón de madera, estilo brandy.

Vino.-Amarillo oro viejo, muy brillante y con lágrima densa, muy untuosa, oleosa. Claro y de intensidad media (-). Servir fresquita y que vaya atemperándose en la copa.
La Kika es una señora de Sanlúcar.

AROMA
Intensidad pronunciada. Muy limpio
Recuerdos de tiza, albariza y albero. Tomatera, vegetales, plantas medicinales campestre, Aceituna manzanilla.
En evolución constante.

BOCA
Seca, floral, algo mantecosa, oleosa, densa, muy larga.
Acidez media, alcohol medio, sabrosa, cuerpo medio (+).
Conforme pasan los días, gana más.
Extraordinaria en longitud, con un final un poco abocado y almendrado, incluso cacahuete salado.
La sapidez eterna.
Está apta para el consumo, en su momento óptimo y podemos dejarla envejecer o mejor, guardar. Buenísimo precio.

MARIDAJE
Gnoccis de Calabaza con Peccorino y Queso Idiazabal ahumado, y salsa de gambas.

NOTA
94 puntos sobre 100p ad hoc

Color amarillo pajizo intenso.
Nariz con camomila,balsámicos vegetales,yeso,levaduras,frutos secos,compleja.
En boca es directa,intensa,profunda,muy larga,notas salinas,ahumados,almendra,seca.
Una gran Manzanilla.

Dorado limpio y brillante.
Nariz de media intensidad y de una marcada limpieza y definición, notas de frutos secos, trazas ahumadas, infusión de hierbas, anisados, recuerdos de brisa marina y yodados, un fondo mineral de gran finura, todo con mucha complejidad y elegancia, todo perfectamente en armonía.
En boca es amplia y fresca, de paso firme y con estructura pero manteniendo una sorprendente frescura, seca y cortante en el final, con mucho carácter, dejando sensaciones de frutos secos amargos y volviendo los tonos salinos y minerales, quedando una larga persistencia.
La Kika es una manzanilla sorprendente por su enorme balance entre frescura y complejidad, dentro de su importante vejez es un vino sorprendentemente ligero y que se bebe de maravilla, sin duda una manzanilla digna de conocer y descubrir. Preciosa y original botella. Unos 20 euros, excelente RCP.

De color amarillo dorado, brillante y lágrima densa
Intensidad aromática media/alta. Nariz golosa, fruta blanca y naranja madura.Toques de almendra y avellana junto con notas de manzana asada y tostados.
Entrada en boca fresca y sabrosa y nos deja su impronta salina.

Poco más que hablar de esta manzanilla,ya valorada anteriormente, quizás destacar que con unas papas aliñas, la manzanilla estaba muy por encima, pero con un rabo de cerdo frito, la cosa paso a mayores. Excelente, hoy en día no he probado una manzanilla pasada superior a esta.
Estamos hablando de una manzanilla, ¿ que se puede pedir más?.

Color dorado. Con buena untuosidad.
La nariz es de libro. Flor de manzanilla seca, y unos frutos secos muy ricos, que acompañan a una fruta blanca rica en dulzor. Tiene un punto de piedra blanca muy mineral de fondo.

En boca es lo que hay que pedirle a una manzanilla pasada. masticas flores y frutos secos. Es salino por los cuatro costados. No engaña. Se muestra como lo que es. Muy buena manzanilla.

Preciosa botella y etiqueta que viste a esta fantástica manzanilla de cuya existencia no tenía noticia.
Color oro viejo.
En nariz tiene muy buena intensidad, sorprende la presencia de fruta, pera, lemongrass, hoja de limonero, un punto salino, marino, notas de frutos secos, como la almendra fresca y la avellana. Se despide con unas notas de tiza, un punto herbáceo de geranio y unas pinceladas de levaduras.
En boca es muy fresca, el punto salino es muy sutil, con unas notas tostadas que se mezclan con los frutos secos.
Es delgada, elegante y fresca.

La manzanilla La Kika es de color oro brillante y limpio.
Tiene una nariz sorprendente porque dentro de los cánones habituales de salinidad descubres notas frutales de carne blanca (pera y melón). Es intensa y al mismo tiempo delicada, con la finura de de las flores marchitas y la untuosidad de la almendra y la avellana, filo punzante y piedra blanca.
Tiene un ataque en boca fresquísimo que da gracilidad y desenvoltura a un cuerpo amplio y voluminoso. Salina y mineral, con la sapidez de los frutos secos.
Excelente.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar