Manzanilla La Kika (D.O. Jerez y Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda)
Vino Manzanilla La Kika (D.O. Jerez y Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda)
FICHA TÉCNICA
Bodega
D.O./Zona
Pais:
España
Tipo de Vino:
Dulces y Generosos
Crianza:
Con crianza
Graduación (vol):
15,00%
Varietales:
Palomino fino
Precio aproximado
Precio Aprox:
De 10 a 19,9 €
PUNTUACIÓN
Nota de cata NOTA MEDIA:
9.33
/
97
Nota de cata CALIDAD-PRECIO:
9,7
Opiniones de Manzanilla La Kika (D.O. Jerez y Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda)
OPINIONES
15

Visualmente tiene color amarillo dorado brillante.
Nariz bien definida y perfilada, con intensidad alta y equilibrio entre la complejidad y la franqueza. Es una nariz punzante y floral, afilada pero compensada por la almendra y la avellana, mineralidad de tiza e inesperadas notas de fruta blanca como el melón o la pera.
Entrada en boca fresca y yodada, se repite la fruta fresca en inicio y la seca al final del recorrido. Amplia y voluminosa, es sin embargo ligera y al mismo tiempo, persistente.
Muy sabrosa.

Botella muy peculiar de Manzanilla La Kika: apariencia bordelesa con leve curva exterior, de hombros levemente anchos, estilizada y alargada, con la boca en forma de boca de minijarra.

Lleva una tira con la banderita de España y un lacre que fija dicha banderita a la botella en vertical. El lacre lleva grabada la imagen de la madre de Francisco Yuste: doña Caridad Brioso, conocida como Kika.

Cierre de aglomerado de corcho con tapón ancho en la parte superior de madera negra con plástico estilo lacre con el símbolo de la bodega en su parte superior. El tapón tiene una presentación espectacular y huele muy bien.

Sacada de nevera a 5-6ºC y servida en copas amplias Lehmann Jamesse.

Visual

Amarillo dorado muy oscuro con tonalidades ya ámbar-topacio y reflejos algo ocres que ya parecen más de un amontillado joven que de una manzanilla, limpia (salvo al final), brillante y de fina lágrima de lenta caída. 

Excelente presentación y visual de manzanilla pasada evolucionada ya con 3-4 años en botella. (9,7)

Nariz

De gran intensidad con pera de agua licorosa, cítricos (naranja, mandarina y pomelo) muy pasados ya, balsámicos, velo de flor, aldehídos, tiza, frutos secos tostados por doquier, notas salinas y yodadas a tope, herbáceos, notas de botica, madera de bota vieja sanluqueña, toques acrílicos y de pegamento, algo de barniz.

Muy compleja, con notable (y muy buena) evolución y gran intensidad. Una pasada. (9,65)

Boca

Tomada a unos 10-12ºC para apreciar al máximo sus cualidades.

Ataque salino y yodado, sequísimo, fresco, punzante, de gran complejidad y sapidez, acidez media, con muchísimos frutos secos tostados, de buen volumen en boca, amplia, grasa, mantecosa, densidad muy notable, cuerpo elevado y muy buena estructura.

El paso por boca es una maravilla, de masiva sapidez y salinidad, gran profundidad, elegancia y gran equilibrio. Muy redonda.

El final es largo con notas de pera de agua licorosa, cítricos muy maduros, frutos secos tostados, herbáceo-mentolados y con ese punto de tiza y velo de flor menguante en un retrogusto fabuloso y con una retronasal a frutos secos tostados, yodados, salinidad y botica espectacular.

Boca sideral. Ya algo madura con 4 años en botella (es una saca de 2017) pero con una fenomenal evolución e integración en botella. Muy viva y a un nivel que pocos vinos pueden igualar. (9,75)

Su PVP rondaba los 25€ aunque, en oferta, conseguí esta botella por unos 17€. En cualquier caso, espectacular RCP para lo que ofrece (cueste 17 o 25).

  • Manzanilla La Kika, DO Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda

    Manzanilla La Kika, DO Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda

  • Manzanilla La Kika, DO Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda

    Manzanilla La Kika, DO Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda

  • Manzanilla La Kika, DO Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda

    Manzanilla La Kika, DO Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda

  • Manzanilla La Kika, DO Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda

    Manzanilla La Kika, DO Manzanilla-Sanlúcar de Barrameda

Color cobrizo. Limpio y brillante. 

Los aromas se hacen intensos desde el momento del descorche, aunque todo va al mismo compás. Cítricos, flor marchita, hierbas infusionadas, caramelo, frutos secos (avellana y almendra), bollería, sal, yodo y botica.

En boca se muestra intenso, pero sin pasarse. Al igual que en la anterior fase, el conjunto está redondeado y los sabores, el alcohol y la barrica están metidos dentro de un mismo saco. El paso posee pegada también frescura. Las notas marinas aquí cobran la mayor importancia.

Final duradero y perfumado que deja un recuerdo a sal y plástico quemado.

Muy buena. La botella tenía años y se notaba por su equilibrio.
 

CATA AD HOC

Más madura y pasada en rama, que nunca.

Amarilla oro turbia, untuosa lágrima en copa.

Aromas media en intensidad a limón, tiza, camomila, infusiones, campo. Algo de fondo rudo, no clásico en esta manzanilla, más bodega y albero mojado.

Acidez baja, amarga en boca, seca, alcohol bajo. Textura terrosa.

Cuerpo medio. Intensidad media+ a camomila, tiza, cáscara de naranja, jazmín, jalea. Es más cítrica que otras.

Final medio+ con notas de salazones y mojama.

 

ARMONÍA

Mojama de atún rojo de Almadraba con tierra húmeda de aguacate, lima y cilantro, con rocas de almendra amarga.

Servir a 10ºC

 

Es la evolución de Santa Irene y Los Ángeles, y el devenir del Amontillado Conde de Aldama cuando empieza a pasarse.
Criada en Santa Ana en soleras centenarias.
Es la verdad y la casa de vida de una familia entera....la familia YUSTE.

VISUAL
Lo que llama la atención es el packaging de la botella, que fue usada para un gran AOVE del fallecido Santi Santamaría. Es un honor poder tener la botella en la mano (y cuidado con el formato 37,5cl). Corcho grande con botón de madera, estilo brandy.

Vino.-Amarillo oro viejo, muy brillante y con lágrima densa, muy untuosa, oleosa. Claro y de intensidad media (-). Servir fresquita y que vaya atemperándose en la copa.
La Kika es una señora de Sanlúcar.

AROMA
Intensidad pronunciada. Muy limpio
Recuerdos de tiza, albariza y albero. Tomatera, vegetales, plantas medicinales campestre, Aceituna manzanilla.
En evolución constante.

BOCA
Seca, floral, algo mantecosa, oleosa, densa, muy larga.
Acidez media, alcohol medio, sabrosa, cuerpo medio (+).
Conforme pasan los días, gana más.
Extraordinaria en longitud, con un final un poco abocado y almendrado, incluso cacahuete salado.
La sapidez eterna.
Está apta para el consumo, en su momento óptimo y podemos dejarla envejecer o mejor, guardar. Buenísimo precio.

MARIDAJE
Gnoccis de Calabaza con Peccorino y Queso Idiazabal ahumado, y salsa de gambas.

NOTA
94 puntos sobre 100p ad hoc

Color amarillo pajizo intenso.
Nariz con camomila,balsámicos vegetales,yeso,levaduras,frutos secos,compleja.
En boca es directa,intensa,profunda,muy larga,notas salinas,ahumados,almendra,seca.
Una gran Manzanilla.

Dorado limpio y brillante.
Nariz de media intensidad y de una marcada limpieza y definición, notas de frutos secos, trazas ahumadas, infusión de hierbas, anisados, recuerdos de brisa marina y yodados, un fondo mineral de gran finura, todo con mucha complejidad y elegancia, todo perfectamente en armonía.
En boca es amplia y fresca, de paso firme y con estructura pero manteniendo una sorprendente frescura, seca y cortante en el final, con mucho carácter, dejando sensaciones de frutos secos amargos y volviendo los tonos salinos y minerales, quedando una larga persistencia.
La Kika es una manzanilla sorprendente por su enorme balance entre frescura y complejidad, dentro de su importante vejez es un vino sorprendentemente ligero y que se bebe de maravilla, sin duda una manzanilla digna de conocer y descubrir. Preciosa y original botella. Unos 20 euros, excelente RCP.

De color amarillo dorado, brillante y lágrima densa
Intensidad aromática media/alta. Nariz golosa, fruta blanca y naranja madura.Toques de almendra y avellana junto con notas de manzana asada y tostados.
Entrada en boca fresca y sabrosa y nos deja su impronta salina.

Poco más que hablar de esta manzanilla,ya valorada anteriormente, quizás destacar que con unas papas aliñas, la manzanilla estaba muy por encima, pero con un rabo de cerdo frito, la cosa paso a mayores. Excelente, hoy en día no he probado una manzanilla pasada superior a esta.
Estamos hablando de una manzanilla, ¿ que se puede pedir más?.

Color dorado. Con buena untuosidad.
La nariz es de libro. Flor de manzanilla seca, y unos frutos secos muy ricos, que acompañan a una fruta blanca rica en dulzor. Tiene un punto de piedra blanca muy mineral de fondo.

En boca es lo que hay que pedirle a una manzanilla pasada. masticas flores y frutos secos. Es salino por los cuatro costados. No engaña. Se muestra como lo que es. Muy buena manzanilla.

Cookies en verema.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra Ver política de cookies.

Aceptar