Finca Zuriena 2016

Vino Finca Zuriena 2016

Puntuación del vino
Puntuación sobre 100:
94
Puntuación Media:
8,7
Calidad-precio:
8,0

Bodega: Bodegas Fos
D.O./Zona: D.O.Ca Rioja
País: España
Tipo de vino: Blanco
Crianza: Con crianza
Graduación (vol): 13,50%
Varietales: Viura
Precio aproximado: De 30 a 49,9 €
Descripción
Otros vinos catados de esta bodega

Elaboración: En Rioja antiguamente se plantaba un porcentaje de variedades blancas para que los tintos adquirieran mayor acidez. Hemos seleccionado cepa por cepa de Viura en viñedos con más de 50 años ya que consideramos que su calidad merecía vendimiarse por separado seleccionando cepas en suelos muy calizos y también seleccionando racimo, para la vendimia se utilizaron cajas, que directamente, pasaron a refrigeración, a 4 grados durante 24 horas, se realizó una selección despalillado mediante pellenc, para su posterior prensado en prensa neumatica realizó la fermentación en inoxidable, se crio durante 9 meses con sus lías al 50 % en huevo de hormigón y el otro 50 % en barricas de 500 litros de roble francés, posteriormente se pasó a botella donde mejorará con el paso de los años

Varietales: Viura

7 Opiniones de Finca Zuriena

De color amarillo que tiende a dorado. Limpio y brillante.

La nariz es de media intensidad, compleja, sensaciones balsámicas, tostados y ahumados de su crianza. Tras aireación aparece fruta blanca fresca, cítricos, flores blancas y especias dulces.

En boca tiene buena entrada, estructurado, con buena acidez, paso de buen peso con la crianza muy presente pero con la sensación de que se integrará con la fruta que ya se percibe, especiado, untuoso, con buenos amargos y muy largo.

Un blanco que lo tiene todo para crecer en los próximos años y con posibilidad de guarda.

De color amarillo brillante matiz verdoso

Nariz de intensidad alta, notas de vainilla, caramelo, ahumados, tofé, yogur de plátano y algo de limón.

En boca tiene garra, cuerpo, buen equilibrio, buena acidez. Post largo. Cierta complejidad

Color amarillo dorado muy brillante y glicérido
En nariz es compleja muy compleja notas de madera bien equilibradas con limón manzana miel y mucha mucha mineralidaz, cambia y vuelve a cambiar, notas de lías hidrocarburos más mineral y más equilibrio tras mayor aireación y temperatura. Opción interesante la de decantarlo.
En boca es rompedor cuerpo estructurado con una acidez que limpia y vuelve otra vez con una retro nasal especiada y mucha longitud y recuerdo un equilibrio perfecto en boca, asegura una buena evolución hasta en 10?años debido a esa estupenda acidez

Vino blanco de color amarillo pálido ligeramente dorado. En nariz es una explosión de aromas terciarios procedentes de la crianza en barrica (tostados, eucalipto, resina, madera, vainilla, caramelo...) que enmascaran y dejan en un segundo plano unos aromas varietales de fruta blanca, plátano y limón que nos hablan de la variedad con la que está elaborado este vino (viura). En boca tiene una buena acidez, salen notas cítricas y sobre todo marca todo lo catado en fase olfativa. Es un vino que llena la boca.

Conforme pasa el tiempo y vamos oxigenándolo, quieren ganar presencia los recuerdos frutales frente a las notas de crianza.

Es un vino que todavía no ha salido a la venta y al que creo que la crianza en botella le sentará fenomenal para encontrar la armonía y el equilibrio. Un buen blanco de guarda al que habrá que hacerle un marcaje de cerca para observar su evolución!

De brillante color oro pálido, sin notas de evolución, pero sin mostrar tampoco brillos verdosos.

Arranca con aromas cítricos y mentolados, casi resinosos. Hierba de monte y mieles finas, junto con aromas propios de la crianza en barrica, tostados, especias dulces y ahumados. Aparece también algo de fruta de hueso y flor blanca. El conjunto, con tiempo y oxígeno, se va calmando y ganando armonía.

Boca de buena acidez, fresca, cítrica y con buena estructura. Cierta calidez alcohólica.

Agradece el contacto con el oxígeno para pulir una primera impresión más maderizada de la que tiene.

Elaborado para durar en el tiempo. Habrá que seguirle la pista pues promete ir hacia un perfil muy interesante.

Amarillo dorado no muy intenso, límpido y con lágrimas finas y abundantes.

Es un recital de aromas provenientes de la crianza en barrica. Hay notas que recuerdan a la resina, el humo, caramelo, café, vainilla, plátano y cereales tostados, notas cítricas y toffee. Todas tan intensas como bien definidas. Fruta contenida en un corset de lujo pero ahora, algo dominador. Con el paso del tiempo se limpia, sin perder lo anterior, pero surge el carácter frutal y de terruño, se identifica y marca la tipicidad.

En la boca el vino en inicio recuerda lo expresado, hay cierto volumen y un rico dulzor especiado. La acidez es sana, modula y vertebra el conjunto, quiere moderar los diferentes registros. Es intenso y la fruta pesa. Sin duda pide algo más de tiempo para afinar y sacar todo su carácter. 

 

He de reconocer que tenía interés en catar este vino al que recientemente Tim Atkin le había otorgado el reconocimiento de Vino Blanco Revelación. Muestra catada sin etiquetar, saldrá al mercado en unos meses.

Color amarillo dorado no muy subido de intensidad. En nariz inicialmente destacan los aromas terciarios de la crianza, ligeros ahumados, maderas finas, balsámicos. Con aireación aparecen las notas de frutas cítricas, flor blanca, algún punto herbáceo, caramelo de miel y limón, melocotón de viña. En boca muestra muy buena estructura, densidad y cuerpo, con buena acidez. Largo y con un postgusto donde, de nuevo, se recuerdan las notas de la crianza con un fondo cítrico y mineral. Me ha parecido un buen vino que ganará muchísimo con la evolución en botella. Buen ejemplo de los nuevos vinos blancos de Rioja de guarda.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar