Restaurante Maralba en Almansa

Restaurante Maralba

Datos de Maralba
Precio Medio:
74 €
Valoración Media:
8.8 10
Servicio del vino:
8.5 10
Comida:
9.3 10
Entorno:
7.7 10
Calidad-precio:
9.5 10
Fotos:
 
País: España
Provincia: Albacete
Localidad: Almansa
Dirección: Violeta Parra 5
Código postal: 02640
Tipo de cocina: Creativa - de Autor
Vino por copas:
Precio desde 49,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)
Cierra: domingo noche, lunes noche y martes todo el día.

Teléfono


65 Opiniones de Maralba

Maralba deslumbra con una cocina de autor desarrollada con gran maestria tecnica, e interesantes dotes creativas. Carta equilibrada en la que su autor ensaya su especial vision de algunos platos de la zona, junto con otros interesantes descubrimientos mas desligados de la gastronomia manchega. Juega a su antojo con los entrantes y aperitivos que son un alarde de imaginacion, y hasta se atreve con los platos de cuchara. Borda las carnes y pescados, en presentaciones arriesgadas y originales, con el punto exacto de elaboracion. Postres a la altura de las circunstacias, que son casi lo mejor de todo. Servicio impecable. Carta de vinos equilibrada con abundantes referencias y algunas sorpresas no demasiado faciles de encontrar en otros establecimientos. Inexplicable que oficialmente no este todavia entre los grandes, porque lo esta pidiendo a gritos.

Restaurante con decoración muy agradable, excelente separación de mesas , cubertería , vajilla, cristalería y mantelería de un buen nivel.
Tomamos menú sorpresa maridado por la Jefa de sala , consistente

Snacks de la casa : Anacardos al curry, Ajopringue manchego con pan tostado , Chips de boquerones, Cocas crujientes de sobrasada y parmesano y Pan de leña con anchoas del cantábrico. Todos correctos , pero destacando el ajopringue (una especie de morteruelo) y el pan de laña (muy original ).

Tapitas Sorpresa : Judía frita en Tempura : Excelente : Judía que parecía mantequilla con una tempura en perfecto punto , estando muy crujiente y con una textura que provocaba una sensación muy original y plena de sabor. Caballa en sal y escabechada , muy suave , pero con una excelente caballa y Berberechos en salsa verde y patatas , con sabor lleno de mar y el juego de las patatas con una textura opuesta a los berberechos.

Siguió después una versión del pisto manchego con sardina marinada. Acidez del pisto simplemente perfecta. La unión con las sardinas y los crujientes de pan que lo acompañaban da una sensación totalmente diferente al juntarse los tres sabores y las tres texturas.
Bombón de bacalao con sopa castellana. Punto de desalado del bacalao justa y precisa. Muy buena materia prima , con un punto justo de sal que le daba mucho sabor. Muy buen plato
Canelón de calamar en su tinta con crema de almendras.. Plato con mucha técnica, ya que el canelón no es tal, sino que se realiza con la tinta del calamar , de manera que se forma un envoltorio de tinta cilíndrico relleno de pequeños trozos de calamar , con otros mas grandes que se sirven por fuera del envoltorio. Dada la calidad de la materia prima y la perfecta ejecución el resultado es un plato que , además de original, vuelve a jugar con la textura del pescado con la de la tinta que más bien parece una gelatina. Uno de los platos estrellas.

Pargo salvaje en suquet de alcachofas y trompetas de la muerte . Aquí sobresale el pargo. Prieto, duro, contundente en la boca , con un punto perfecto de cocción. Quizás el merito está en que , a pesar de tener un acompañamiento de primer orden, la estrella es el pargo. Plato muy bien pensado y mejor realizado.

Pato semisalvaje con peras y torta de chicharrones. Vale lo dicho para el pargo , en esta ocasión para el pato. Muy buena carne, con textura y cocción justa que acaba con muchísimo sabor en la boca
Lata de cabeza de cordero envuelta en su piel de patata : Mucho trabajo detrás de esta presentación. Consiste en una cocción muy lenta de la cabeza de cordero y su tratamiento posterior , para servirla en cilindro , en el que el envoltorio es patata. La patata ha tomado el sabor del cordero con lo cual , al final es una unión, separada en texturas , de un sabor resultado del cordero y la patata. Se demuestra una vez mas, que además de la materia base , hay un juego entre las texturas y el sabor.
De postre tomamos sopa de zanahoria y maracuyá, correcto.
Muy buenos cafes con petits fours de acompañamiento

Servicio de sala muy bueno, con profesionalidad, amabilidad , cercanía y agilidad.
Carta de vinos amplia (según nos comentaron 200 referencias) con un marcado predominio de vinos de la zona. Se nota que se quiere impulsar la zona y esta actitud siempre es loable. Se percibe un intento de utilizar el restaurante como altavoz de los vinos de la zona. Y eso , siendo evidentemente bueno, no debería de restar al restaurante. Creo que deben de darse cuenta que su cocina tiene un listón demasiado alto como para circunscribirse o constreñirse en un apartado tan importante en restaurantes de su categoría como es el vino a determinadas DO. Quizás se hace necesario abrir el campo y , sin olvidar las raíces de su alrededor , ampliar las referencias tanto en DO como en escalones superiores. Acorde al altísimo nivel de comida que te sirven, se echan de menos referencias de una gama superior. Es comprensible que , tal y como nos dijeron, que si no existe una demanda de este sector de vinos por parte de los clientes es difícil ofertarlos. Pero, cuando un restaurante esta llamado a estar entre los grandes ( y emho, éste lo está sin ninguna duda), sería del todo punto aconsejable que tuvieran un abanico mas amplio de referencias en los vinos. Quizás no se trate de tener muchas botellas de cada marca , pero es cierto que se noto a faltar una gama de vinos mas altos para acompañar a la excelente comida. Esta circunstancia es la que hace bajar la nota del servicio del vino. El maridaje de la jefa de Sala con mucho merito , ya que , en bastantes ocasiones, nos sorprendio y , siempre, nos trasmitió su pasion por el vino.

En resumen, un muy buen restaurante. La cocina se basa en una materia prima de un nivel alto, tratada con mucha técnica y cariño. Se nota que son platos pensados, elaborados y meditados. Se intuye que , sin romper los conceptos tradicionales, se intenta dar un paso mas allá de ellos. Las cocciones se establecen para potenciar los sabores, la conjunción de los productos esta pensada para intentar sacar el máximo provecho a la muy buena materia prima con la que se trabaja. Y cuando, se unen los tres conceptos (materia prima, punto de cocción, y búsqueda de unión de sabores) sobre una base de imaginación, trabajo y originalidad el éxito es seguro.

Si siguen en la misma senda , es sólo cuestión de tiempo que se coloque entre los grandes. Sin duda , esta llamado a serlo.
El precio es con maridaje de vinos y con gintonics al final

Degustamos el menu sorpresa con opción de vino por 65 € pp.
Fantástica cocina muy elaborada. Nos sirvieron impecablemente y con un fenomenal maridaje para cada plato hasta un total de 8 vinos con esta progresión:
Cava-Blanco-Tinto-Tinto-Blanco-Fino-Tinto-Dulce
Servicio del vino perfecto. En cuanto a calidad, mejor los blancos que los tintos.
La comida espectacular, ej:
- Bombón de bacalao con sopa castellana con...
- Canelón de calamar con...
- Pargo salvaje con trompetas de la muerte con..
- Lomo de ciervo al civet con...
Postres espectaculares.
Todo perfecto excepto el entorno, local (sin ventanas) y ubicación, que me parecieron muy corrientes y no a la altura de la cocina.

Me gustó mucho, llevo buena racha.
El local agradable. Las mesas y su equipamiento muy bueno.
El servicio impecable.
La carta de vinos muy completa y atractiva.
La carta sugerente, los menús gastronómico y sorpresa, con su opción de vino y queso muy interesantes.
Tome el menú gastronómico de otoño, con vino por copas, maridado por Cristina. Fantástico.
Largo y muy interesante, snacks, aperitivos, cuaro platos, dos postres y el queso.
Vinos desde fino, cava, blancos jóvenes, fermentados en barrica, tinto y px. Que más se puede pedir.
Lástima que no puedo calificar con 9 o 9,5.
Apoyo la moción para su estrella Michelín

http://www.ojoalplato.com/archives/2411

  • Aperitivo de caballa con germinado de soja

    Aperitivo de caballa con germinado de soja

  • Bonito

    Bonito

  • tabla de quesos

    tabla de quesos

  • bombón de bacalao

    bombón de bacalao

  • aperitivos

    aperitivos

Lo primero decir que soy el que hizo una valoracion hace algo mas de un año del mismo sitio con el seudonimo de "salobre",pues bien en este año he estado en varios sitios,atrio en caceres ,can roca en girona,can fabes en barcelona,he repetido en arzak,el azurmendi en vizcaya y alguno mas,lo primero quiero aclarar algo muy importante por lo menos para mi,soy un aficionado a la gastronomia,no somos una pareja pastosa,con lo que ir a estos restaurantes me supone ahorrar y quitarme de otras cosas,quede claro,dicho esto y para que no suene a pedante sino a aficion y esfuerzo economico que hemos tenido que hacer,durante los ultimos cinco o seis años hemos podido estar,ya digo gracias a un esfuerzo,en todos los restaurantes de tres estrellas de españa,en la mayoria de los de dos estrellas(mugaritz,can roca,atrio,el poblet,la broche) y en muchisimos de una estrella y sin estrellas,y por esto me siento autorizado a decir que ahorra que de verdad esta la cosa chunga,y no tengo ningun plan de restaurante para este año que viene, mas que el de intentar conservar con uñas y dientes el curro,lo dicho recomendaros dos sitios para esta epoca ,donde vais a comer de lujo y por un precio mas que recomendable,bueno para esta epoca y para siempre,nosotros somos de bilbao y la verdad que no estamos cerca de ninguno de los dos,el primero es el ramiro's en valladolid,restaurante de una estrella michelin de increible calidad precio y no dire mas,comprobarlo,y el segundo tambien tiene una estrella y es el que nos atañe el maralba,bueno tadavia no es oficial ,pues los de la guia michelin estan ciegos,pero ya que me ha gastado mucho dinero y tiempo en seguir sus criterios en cuanto a restaurante,me siento autorizado para darles yo dicha estrella,si hay mas de dos personas que vayais al maralba y no esteis de acuerdo,hacermelo saber y retirare este comentario ,si estais de acuerdo conmigo hacer lo que voy a a hacer yo ,mandarles mi desacuerdo a los de michelin:[email protected]
dicho esto dire que ademas ahora tienes la opcion de coger maridaje en el menu degustacion del maralba,y tan solo por 15€mas,algo increible,yla cocina cada dia mas trabajada y mas sorprendente, digo lo mismo que en el ramiros ir y alucinar y aclaro ,no me une mas relaccion con ninguno de los dos restaurante que la de haber estado en el caso del maralba dos veces ,que me hayan tratado como si estubiese en casa (digo, mejor que en casa)y nos deleiten todos los sentidos con su cocina,no se si me entrara pero os escribo a continuacion el menu degustacion con maridaje por 65€:alucinarrrrr
snacks

anacardos al curry
chips de boquerones
pan de leña con anchoa del cantábrico
ajopringue manchego con pan tostado
cocas crujientes de sobrasada y parmesano

*copita de manzanilla la bota de… Nº16 Navazos

tapitas sorpresa

sardina marinada con tomate de conserva
caballa escabechada con lenteja francesa de puy y vinagreta de cabernet sauvignon
parmentier de coliflor con huevo pochado de codorniz y torta del casar

*cava maralba brut nature

platos

moluscada de berberechos al natural y mejillones de roca, con sopa de melón confitado en aceite de oliva
*josé pariente 2008 verdejo

bombón de bacalao ajoarriero con sopa castellana
de pan y pimiento asado
*abel mendoza fermentado en barrica 2006 viura

canelón de calamar nacional en su tinta, crema de almendras
y huevas de trucha
*do ferreiro 2008 albariño

sopa de gallina con yema de huevo a baja temperatura, aceite de oliva, polvo de morcilla e ibérico
*viña mein 2008 treixadura

bonito del norte con infusión de hierba luísa y ravioli de melocotón
*nora da neve fermentado barrica 2005 albariño

salmonetes de roca con pisto manchego de judías y berenjena
*gran caus 2006 xarel:lo

lomo bajo de buey gallego a la garnacha tintorera, espárrago y puré de apio y nabo
*camino de ángel 2005 cabernet merlot almansa viticultura ecológica

postres

sopa de manzana con su crema inglesa y helado de romero
*chateau cantegril 2005

bizcocho de magdalena relleno de mousse de chcolate y lacado en chcolate, helado de chocolate bañado en cacao y espuma de leche de oveja
*px maestro sierra

y con el café:

petit fours:

bombón de chocolate y menta
gominolas de frutos rojos
pan de calatrava
kikos con chocolate negro bañado en cacao
infusión de té con mousse de yogur
chocolate blanco con piapa helada y salada

Querer ser honrado en cocina es un lujo que alguno valientes tienen por montera.
Así que la pareja propietaria de este local en la herida Almansa lleva 6 años aguantando y dando su creencia en que es posible hacerlo bien sea donde sea.
Menú largo, con buen productos en muchos de sus platos. Técnicas de última hora. Y una carta de vino con precios moderados. Tuvieron la gentileza de maridarnos el extenso menú con vinos de la zona, de la d.o Almansa, y hay que reconcer que hay vinos maravillosos a precios absolutamente competitovos. Además tienen una interesante tabla de quesos
Un servicio entregado y demostrando cariño,con muy buenos detalles y gran sentido del humor.
Un local que hay que vistar y dejarte en la mano de la excelente pareja que con tanta dulzura llevan adelante este proyecto Maralba.
Además hay tres menús, uno llamado Batalla de Almansa, de 38€ con seis servicios, uno sorpresa de 52€ que con vinos se pone en 65€, y si no recuerdo mal el del día.
Es decir, una visita fundamental.

La jornada empezó cansado, después de ir a una larga y maravillosa jornada gastronómica y enológica el día anterior, incluso se me pasó por la cabeza la posibilidad de no ir, que malas pasadas te puede jugar la mente y el cansancio en algunas ocasiones..., menos mal que en esta ocasión no fue así.

El entorno me recordó a algún restaurante en el que ya había estado, bonito, sencillo, muy limpio y ordenado, bonita sala de cava bien refrigerada con una mesita presidida por una botella de El Nido 2006, posteriormente tuve la magnífica suerte de que Cristina nos enseñara el resto del restaurante, cocina incluida, siendo ésta amplia, muy bien organizada, con 3 cámaras separadas para los distintos tipos de alimentos, muy muy limpia, y funcional tal y como me indicaba Fran, el cerebro y artífice de lo que se nos avecinaba. La sala muy cómoda y agradable.

El festival comenzó con unos snacks y tapitas, destaco entre ellos el berberecho merengado con cítrico y miel, una explosión de mar y textura aterciopelada, la sardina marinada en esencia de brasas, un placer para los sentidos, magnífica exposición del snack.

Continuamos con los platos principales que estos sí los detallaré uno a uno:

Ostra sobre vino dulce, con gel de cava, lichis y granizado de agua de mar, nueva creación magnífica presentación y una mezcla de aromas que se conjuntan en la boca para explotar en una sensación de frescura y libertad.

Sopa de gallina con yema templada y polvo de morcilla, versión propia de la sopa de gallina, me comentaba Cristina que de le fascina y no me cabe duda, creo que nunca me cansaría de tomar este magnífico plato.

Canelones translúcidos rellenos de setas de temporada, con crema de foie y reducción de garnacha tintorera. Sorprendente presentación para una no menos sorprendente sensación táctil y aromática, precioso el plato pero ninguna pena de comerlo, en este punto creo que ví a algún Dios de la mitología Griega...

Bombón de bacalao ajoarriero con sopa castellana, magnífica interpretación del bacalao ajorarriero, excelente materia prima y excelente preparación, muy dificultosa sencillez la de este plato.

Vieira pochada con royal de alcachofas, de nuevo seguía de viaje con los Dioses de la mitología Griega, es como estar en el cielo, esa vieira con el punto exacto en todo, acompañada por la royal que estaba magnífica, la mejor vieira y royal de alcachofas que he comido en mi vida, recuerdo una de alcachofas de Jerusalem, pero esta la supera, os lo garantizo.

Salmonetes en aceite de oliva con praliné de piñones y noca e hígado de rape en micuit, en mi vida hubiera pensado que iba a soñar con un hígado de rape, en este caso era hecho en micuit, una maravilla que junto a los dos lomos de salmonete hacían imposible tocar el suelo.

Lomo de bacalao con espárragos garapiñados en pan y jugo de rosas y naranja, el más sensual de todos los platos, ya llevaba tiempo acordandome de Lourdes (mi mujer) que no pudo venir, pero aquí fue donde ya la eché totalmente de menos, el bacalao presentaba un color blanco nuclear, intenso brillo, las lascas se caían nada más tocarlas y el punto de jugosidad sencillamente perfecto, el toque de rosas y naranja fantástico, comedido, elegante, para soñar. (Creo que aquí fue donde me quedé un rato mirando al plato sin hablar, Polen, mi acompañante se empezó a preocupar).

Pichón de sangre con tuétano, al café espresso, mágico punto de cocción del pichón, sublime, con dos cilindros de tuétano que hicieron las maravillas del paladar, delicadeza al paladar de nuevo.

En los postres me maravilló el falso regaliz (tarrina de Mouse de chocolate y café, con helado de regaliz), pero me fascinó el biscuit de magdalena con Mouse de café y helado de azafrán, igualmente dificultosa sencillez.

El trabajo de Fran en la cocina, creo que no hay más que decir, es un prodigio, el de Cristina en la sala, sencillamente fantástico, los vinos perfectos y la explicación de cada plato a la perfección. La sobremesa magnífica, era como estar en casa, que humildad la de esta pareja de futuras estrellas, hace que te sientas mucho más cercano a la cocina. me encantó.

Espero que con el tiempo vuestro trabajo sea muy gratamente recompensado, ya estoy deseando volver a vuestra casa.

La única pena, que Ana y Lourdes no pudieran venir, se perdieron un auténtico paseo por las estrellas...

Hacía tiempo que no escribía nada de Maralba...pero anoche volvieron a sorprendernos; sobretodo con un par de platos impresionantes que he querido compartir con todo el mundo...y es que teneis que probarlos; a los que sois asiduos de Maralba no dejeis de pedirlos, y a los que no lo conoceis, creo que esta es una de las mejores épocas para hacerlo......
Lei la critica de Salakazam y, para no caer en el error de no escribir correctamente cada plato, pedimos a Cristina, la Jefa de sala, que nos escribiese el menú.
Se trataba también de un Menú Sorpresa, comenzando con los Snacks de la casa y las Tapitas sorpresa en las que hay que destacar la gastronomía manchega por una parte, y por otra el exquisito tratamiento de los pescados, con un falso sushi de sardina impresionante o una caballa en escabeche que para qué os voy a contar; entre muchos otros....
Continuamos con "Su versión de la sopa de gallina con yema de huevo de corral templada, polvo de morcilla y panceta"...en dos palabras: im-presionante, jeje..se iba solidificando a medida que pasaban los minutos convirtiendose en una crema gelatinosa con una mezcla de sabores extraordinaria. Continuamos con el plato estrella; al menos para mi y para la mayoria de los que estabamos en la mesa ( 9 personas): canelones translúcidos de setas de temporada con crema de foie, reducción de garnacha tintorera y parmesano.....una auténtica barbaridad, ¡qué os voy a contar!..id a probarlo...
De pescado había una dorada salvaje en suquet de alcachofas, muy rica; y en carne Fran nos deleitó con un milhojas de cochinillo lechal con ciruela a la salsa de vermouth....tambien en su linea, exquisito....
En postre una sopa de almendras tostadas, gelé de miel, esponja de azahar y helado de hierba luisa y para acabar elaboró una tarta de bautizo (pues era lo que se celebraba) de chocolate y vainilla de tahití...ambos deliciosos y con el toque de genialidad tipico de Fran....después llegaron los Petit Fours con el café que, realmente, componen otro postre mas....
Cristina en sala exquisita, como siempre, encargándose además de que disfrutasemos de la cena, entreteniendo ella a los niños...su servicio un 10, como acostumbra...Y de la cocina, ya está todo dicho....excelente...seguid así!!!

Yo pensaba que vendría a descubrir algo de este gran local y resulta que muchos se han adelantado. No importa, tan solo puedo ratificar y unirme en el reconocimiento a Maralba. No tengo mucho que añadir en lo ya comentado del local, servicio y menú, solo algún apunte más.

De agradecer el gran espacio en las mesas y entre ellas, sin querer exprimir el local en cuanto a número de comensales. El servicio excelente, amable y cercano, Cristina nos hizo sentir como si fuésemos un buen y frecuente cliente más, pese a ser nuestra primera visita.

Nosotros (mi mujer y yo) elegimos el menú sorpresa, que ya habéis descrito algunos, con esos canelones traslucidos tan originales y deliciosos. Tal vez el nuestro tenía de diferente una sopa de gallina con yema de huevo de corral (disculparme si no pongo los nombres de menú, pero es que no fui con el bloc y mi memoria no da para tanto), que a medida que se enfriaba pasaba de un estado líquido a sólido, buenísima y de un sabor intensísimo. El pescado era un salmonete y la carne pichón de sangre con setas. Y el segundo postre incluía un helado de regaliz exquisito. Comentar que nos gustó absolutamente todo. Lo mejor del menú, esto también lo habéis comentado, es que gira en torno a la gastronomía manchega tradicional, revisada, reinventada, de modo muy original y delicioso.

También bebimos el Tudon's sirah 2004, todo un descubrimiento. Con una relación calidad precio increíble (14€+IVA) en donde esta incluido el excelente servicio del mismo. Comentar también que parece mentira como a tan solo unos pocos kilómetro (soy de Elche, Alicante) no vemos en carta ninguna referencia de denominaciones como la de Almansa, que he tenido que descubrir visitando Maralba.

Acabamos la sobremesa con una infusión mezcla especial Maralba (no nos gusta el café) muy buena y unos petifour (como se escriba) que casi eran un tercer postre por lo abundante y buenos. Y para mi una copa de whisky de malta Jura Superstition con un poco de agua (lamento si alguién considera esto una herejía pero me gustan así los whiskys), un descubrimiento para mi, agradable por cierto.

Para terminar mi valoración quiero dejar claro que para mi este ha sido el restaurante, de esta categoría, con la mejor calidad precio en el que he estado jamás. Y no por poco, he estado en casas pagando el triple, y en ocasiones no por calidad o servicio idénticos, sino inferiores.

En la despedida, ya con la satisfacción del agradable descubrimiento de este restaurante, me interesé un poco por la situación presente del establecimiento en estos momentos que corren para todos. Cristina departió con nosotros, incluso compartiendo la trayectoria que les lleva a abrir este restaurante. Solo puedo decir que gracias, ánimo y mucha suerte. Y por favor, resistir en esta apuesta, tengo la impresión de que se trata de gente superviviente nata, de esa que tanto hace falta en los tiempos que corren. Además egoistamente, pese a que debo hacer una hora de coche para llegar, deseo volver a estar en vuestra casa y acercarme con más gente para que descubran, como nos pasó a nosotros, Maralba.

La irrupción de este restaurante en Almansa supone una ruptura total con la línea que mantiene la restauración de esta localidad, postulada clara y exitosamente por la cocina tradicional manchega, con especial atención a los gazpachos.
Bonito local decorado con suave y moderna mano, combinando elementos como la pizarra, los tonos ceniza, suelos blancos y cuadros de vivos colores. Buena iluminación, en principo fría pero atemperada con lamparitas en cada mesa. Bajoplatos de madera noble.
Cocina de autor de alto vuelo y mimo al cliente (aperitivos, pausas, petit fours...).
Las variadas puestas en escena de los platos son soberbias. Por ejemplo, los aperitivos los sirvieron como posados o clavados sobre una fuente de cristal rellena de piedras de río.
Pedí un menú degustación del que disfruté enormemente y del que recuerdo:
-Tapas sorpresa (una de ellas era una "cuchara de berberechos" muy curiosa).
-Bombón de Ajoarriero con huevas de arenque y sopa de pan castellana.
-Canelones de Setas traslúcidos con crema de foie, parmesano, garnacha y trufa.
-Tournedó de Vieiras
-Milhojas de Cochinillo lechal y Manzana, con vermouth y canela.
Se coronaba con dos postres, el último de ellos espectacular: Helado de Hierbaluisa con Esponja de azahar y almendras.
En cuanto a los vinos, tratados con profesionalidad, disponen de una selecta carta con mucha variedad de procedencias entre las que estaban bien representadas, con buen criterio, todas las zonas vitivinícolas cercanas a Almansa. Me dejé aconsejar por la propietaria y acerté con un serio Tudons Syrah 2004.
Excelente servicio, propio de restaurantes de esta altura.
En resumen, una arriesgada apuesta que ha resultado ganadora.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar