Dom Ruinart Rosé 1990
Champagne Dom Ruinart Rosé 1990
FICHA TÉCNICA
D.O./Zona
Pais:
Francia
Tipo de Vino:
Espumoso
Graduación (vol):
12,50%
Varietales:
85% Chardonnay y 15 % Pinot Noir vinificado en tinto, todo de viñedos grand Cru.
Precio aproximado
Precio Aprox:
Más de 100 €
PUNTUACIÓN
Nota de cata NOTA MEDIA:
9.8
/
99
Nota de cata CALIDAD-PRECIO:
-
Opiniones de Dom Ruinart Rosé
OPINIONES
3

Cobrizo brillante con reflejos caoba.
En nariz predominio de las notas florales, casi de perfume, lilas, caramelo de violetas, madreselva, aromas tostados, praliné, chocolate blanco, fruta confitada, mantequilla, brioche recién horneado... Elegante, profundo y con una intensidad arrolladora.
En boca es fresco en su inicio, carbónico perfectamente integrado, con buena estructura, excelente acidez, profundo por su final más vínico, elegante y complejo, tanino cremoso, paso por boca sedoso.
De lo mejorcito que he probado en espumosos. Pese a su precio, la RCP es más que correcta.

Color piel de cebolla con refejos ambarinos,muestra muy poco carbónico.En nariz es una cosa seria,mostrando aromas de reducción(flores secas,recuerdos de amontillado),otros aromas como de sirope de fresa,higos y orejones.En boca es una pasada,te parece que estas con un buen borgoña antiguo con burbujas,fino,elegante y equilibrado,con un final muy largo,con recuerdos florales.Una pasada de Champagne,para recordar....

Color ambarino claro con ligeras turbiedades y burbuja media y rápida.
Nariz intensa, compleja y verdaderamente espectacular y embriagadora. Muestra unos ligeros primarios con una fruta de hueso, orejones y poco a poco va abriendo una gama terciaria increíble con notas de cuero, café, setas, miel e incluso recuerdos de un amontillado jerezano con frutos secos y toques barnizados. Una nariz realmente especial y única en Champagne.
En boca es pura finura y complejidad, es muy vivaz y tiene una maravillosa y fina acidez. El final es largo y su persistencia eterna. Deja unos finos recuerdos de fruta amarga y un fino posgusto de mantequilla. Por momentos vuelve a recordarme a un gran vino jerezano pero con burbujas y una frescura increíble.

Un vino de traca, impresionante por su complejidad, su frescura y su vivacidad. Queda en el recuerdo por su carácter único. Uno de los más grandes que he catado. Lástima las pocas botellas que quedan, porque los 150 euros que cuesta los vale con creces. Sobradamente. Impresionante.

Cookies en verema.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra Ver política de cookies.

Aceptar