Mas de Leda 2013
Vino Mas de Leda 2013
FICHA TÉCNICA
D.O./Zona
Pais:
España
Tipo de Vino:
Tinto
Crianza:
Con crianza
Graduación (vol):
14,50%
Varietales:
100% Tempranillo
Precio aproximado
Precio Aprox:
De 10 a 19,9 €
PUNTUACIÓN
Nota de cata NOTA MEDIA:
8.85
/
94
Nota de cata CALIDAD-PRECIO:
9,0
Opiniones de Mas de Leda
OPINIONES
15

Hace apenas una semana catábamos su hermano mayor 2012 y lo que no nos esperábamos es que el pequeño del 2013 fuera a superar un vino que ya era de notable calidad pero así ha sido.
Color cereza picota limpio y brillante.
Nariz de intensidad alta, con buena definición y complejidad. La fruta siempre está presente aunque de color cambiante. Hay balsámicos muy intensos (regaliz, punto de barniz) seguidos por terciarios de hoja de tabaco y marroquinería fina. Las especias están siempre presentes pero no protagonizan los aromas, le dan ese toque de estructura y seriedad con dulzura y guiños picantes.
En boca da una sensación de plenitud gracias a un cuerpo de gran estructura cubierto por una capa de suave seda. El tacto es horizontal y el paso lento y pausado. La acidez es excelente, perfectamente equilibrada. Elegancia en los sabores con armonía entre la fruta y una madera nada invasiva. Se mantiene fresco en todo momento.
Un vino ya excelente que todavía tiene mucho camino por recorrer.

Rojo picota, capa alta y ribete granatoso . Limpio y brillante.

En nariz es muy elegante, de media intensidad, aromas a fruta roja y fruta negra madura. Muchos cremosos, tostados y especias dulces destacando los recuerdos de chocolate. Sutil y fino fondo balsámico y algo mineral.

La entrada en boca es fresca y amable, con un paso aterciopelado y sabroso. Muy buena acidez y taninos redondos, muy bien integrados. Final largo y persistente que nos devuelve las maderas y nos deja un recuerdo frutal.

Picota de capa alta y pequeño ribete granate. Nariz algo reducida al principio con matices de la serie vegetal y tostados que interfieren en los aromas de fruta negra del bosque, pero que conforme se airea van despejando un horizonte hacia la complejidad aromática. Hay menta, cacao, regaliz, corteza de pino, especias negras, cueros jóvenes, la fruta adquiere un perfil negro y algo alicoradito lo que le da intensidad y profundidad, pero también un perfil quizás más internacional ( recuerdos de aceitunas negras ). En boca es rico, sabroso y con musculo, la fruta negra adquiere dosis escarchadas y se integra muy bien con los taninos de la crianza dando en el paso matices torrefactos sobre ciruelas negras bañadas en chocolate y un final algo amargoso que le da complejidad y persistencia torrefacta. Tiene una acidez muy buena lo que ayuda a que el baile de sensaciones sea mejor y más equilibrado. Retronasal de hojarasca, especias y ciruelas negras pequeñas alicoraditas. Posgusto activo, persistente y donde la fruta se vuelve más madura acariciando rasgos cremosos de sus torrefactos iniciales. Esta muy bueno, muy entero, le queda desarrollo en botella aún. Cada vez que descorcho una botella de Leda o de Más de Leda me gustan más. Esta añada 2013 que parece “ maldita “ nos da vinos muy buenos como es el caso o vinos flojos, no hay término medio. En este caso estamos ante un vino que le queda como mínimo 5 – 10 años más de mejoría en botella y me alegra enormemente tener varias botellas en mi Bodeguita.

Cuando recibí esta botella decidí esperar 2-3 años para que se fuera redondeando y afinando. Ha llegado el momento de su consumo y ha sido una agradable sorpresa la espera.

        Vino encerrado en una botella bordelesa que está vestida con una sencilla y elegante etiqueta. Correcto el corcho que la cierra que está personalizado con el nombre y marca del vino. Tintado la cara del mismo que está en contacto con él.

      A la vista un color rojo picota de capa alta. Limpio y brillante. Buena, fina y lenta lágrima en su deslizamiento por el cáliz de la copa al que muy debilmente todavía tinta. Ribete granate, con ligeras notas rubíes e incipientes teja.

      En nariz ricas frutas rojas sazonándose, elegante madera de su crianza integrada y en segundo plano. Notas de mineralidad, balsámicas y de pimienta negra.

       En boca es elegante, equilibrado, con caracter y volumen, carnoso, con los taninos domándose y manteniendo una elegante y viva acidez que invita a beber y que le otorgará 4-5 años más de vida en perfecta forma. Potente, gratísimo y elegante paso de boca. Es un vino muy largo. Me da una permanencia de 3,00 minutos.

VISUAL
Claro, de intensidad profunda y colo rojo rubí con ribete púrpura.

AROMA
Limpio, intensidad media (+). Notas de fruta y terciarias. Moras, licor de ciruelas y roble americano (beicon ahumado).

BOCA
Seco, con acidez alta, taninos medio (+) casi altos, cuerpo alto, alcohol alto. Es un vino con potencial de envejecimiento, y si lo tomas ahora, disfrutas del 45%.
Sabores de menta, ahumados (beicon), fruta negra (ciruela, moras), cacao.
Intensidad del sabor muy buena, alta, con ganas de beber más.
todavía se notan notas lácticas (mantequilla, bollo de leche).
Final medio (+) con notas de cacao y licor de frutas negras, arándanos y cassis.

CONCLUSIONES
Calidad muy buena. En evolución y aunque se puede beber, necesita envejecer. Tempranillo de la Ribera de libro.

Rojo picota, ribete granate, brillante, bonito, de media capa. Nariz de fruta roja en compota, algo de cacao pero muy suave. En boca presenta un ataque suave pero paso astringente, potente, con buena acidez y final amargo y largo. Fruta roja muy madura. Mejor en boca que en nariz, se aleja del Tempranillo goloso para mostrarse natural y enérgico.

Color picota de buena capa.
La nariz es de buena intensidad, notas de fruta roja madura, sensaciones golosas, especias, vainilla, tostados y fondo de café y torrefactos.
En boca tiene buena entrada, tacto sedoso, amplio, goloso, buena acidez, recorrido de buen peso cargado de fruta bien equilibrada con la crianza, estructurado, tanino presente muy amable con un final de buena longitud de nuevo muy bien balanceado y largo.
Está muy bien conseguido este vino un año más aún no siendo de mi estilo. Rico

Color rojo picota de capa media-baja. Limpio y bonito.
En nariz es un vino complejo. Dominan los frutos rojos pero con aromas ahumados y a madera. Es terroso (de una manera sutil) También se podría decir que tiene un toque calcáreo y a pimienta negra.
La entrada en boca es ligera con un tanino suave y fresco. Ligeramente mentolado, cueros y con un post-gusto largo.

Color rojo cereza de capa media y ribete granate, de aspecto limpio y brillante. 
Nariz de media intensidad con frutas del bosque en sazón, especias dulces, notas de cacao y suave tostado, después van apareciendo notas de hierbas mediterráneas. 
En boca es sabroso, fresco, fruta del bosque madura acompañada por notas de sutil cacao, con cuerpo medio y taninos con ligero verdor pero con buenas maneras, su final denota un punto de cedro por armonizar y suaves balsámicos, dejando una buena persistencia. 

Color picota con destello violáceo, limpio y brillante, de capa media.

En nariz se perciben notas de frutos rojos y negros, canela, tostados, especias, sobre todo pimienta negra, y un ligero fondo de barniz.

En boca es ligero, sedoso con notas de frutos rojos y canela, pero con muy buena estructura y una acidez en equilibrio. Final largo y amargo.

Cookies en verema.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra Ver política de cookies.

Aceptar