Don Jacobo Crianza Selección 2018
Vino Don Jacobo Crianza Selección 2018
FICHA TÉCNICA
D.O./Zona
Pais:
España
Tipo de Vino:
Tinto
Crianza:
Con crianza
Graduación (vol):
14,50%
Varietales:
Tempranillo y graciano
Precio aproximado
Precio Aprox:
Desconocido
PUNTUACIÓN
Nota de cata NOTA MEDIA:
8.25
/
91
Nota de cata CALIDAD-PRECIO:
-
¿Buscas este vino?
Ahora puedes comprarlo en la tienda de la bodega
Opiniones de Don Jacobo Crianza Selección
OPINIONES
6

De color cereza picota y buena capa.

La nariz es de buena intensidad, fruta madura, en sazón, licoroso y con marcados tostados.

En boca es seco, con buena acidez que marca su paso, de buena complejidad, crianza presente antes de un final de buena persistencia.

De color picota oscura con reflejos rubí de capa alta.

En nariz encontramos un vino atractivo y complejo. Es goloso, un punto de guinda licorosa. Tostados dulces, fruta madura, iodados y aromas lácteos.

En boca nos sorprende rompiendo la sensación en nariz. Encontramos un vino con sensación secante, que acompañado con una buena acidez nos devuelve sabores frutales y percibimos una crianza redonda y sincera.

Color muy intenso cereza picota, capa muy alta y lagrima con mucho color.

En nariz destaca la fruta negra licorosa, guinda con una amplitud balsámica que contiene toques de frutos secos tostados

Boca con un punto picante interesante, equilibrada, con un tanino potente pero agradable, postgusto medio y un toque amargo

Visual: Color cereza picota y buena capa.

Olfativa: Aire licoroso, frutas maduras y tostados

Gustativa: Seco, fresco, con buena acidez, marcada crianza, amplio, complejo y buena persistencia.

Un crianza de buen beber que aguantará bien los próximos años.

Color rojo picota, limpio, de capa media. 

En nariz es fruta roja madura con aromas yodados. También cerezas, moras, notas de cacao y tostados. Licoroso y con un punto lácteo. 

De entrada suave, amable. Un tanto seco de tanino presente sin excesos. Punto amargo con final vegetal. 

Color rojo picota de capa alta.

Nos muestra un aroma de componente frutal maduro, casi en compota, arrope, algarrobas, cacao en polvo, pimienta negra, café y grafito. Fondo balsámico que refresca el conjunto y renace un poco la fruta en forma de moras, ciruelas, cerezas y regaliz.

En boca tiene cuerpo, el tanino marca sin arañar, gracias en parte a una acidez paladeante, sabrosa y muy jugosa. Ahora la fruta es de un componente rojo, con menos peso que lo apreciado en la nariz. Es un vino que vaticina algo más y lo salvo porque  se refresca un poco el conjunto, en parte por un toque vegetal verde, que de nuevo me deja descolocado.

Cuando descubro la botella lo entiendo todo y no entiendo nada. Si leo mi nota de cata (olfativa) parece que describa un vino mediterráneo, una Monastrell, si leo lo sentido en boca una garnacha oriental. Solo sé que no sé nada.

Cookies en verema.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra Ver política de cookies.

Aceptar