Barolo Cascina Francia 1998
Vino Barolo Cascina Francia 1998
FICHA TÉCNICA
D.O./Zona
Pais:
Italia
Tipo de Vino:
Tinto
Crianza:
Con crianza
Graduación (vol):
14,50%
Varietales:
Nebbiolo
Precio aproximado
Precio Aprox:
Más de 100 €
PUNTUACIÓN
Nota de cata NOTA MEDIA:
9.53
/
98
Nota de cata CALIDAD-PRECIO:
7,8
Opiniones de Barolo Cascina Francia
OPINIONES
5

Casi tres años después abro otra botella y el vino ha dado un cambio notable. El aroma es sublime en grado superlativo. Un bosque mojado por la lluvia al amanecer, flores y hierbas se despiertan y abren sus aromas, los árboles respiran, la tierra mojada emite efluvios orgánicos y los rayos del sol van iluminando el ambiente creando una ligera bruma húmeda.
En boca se nota más la diferencia, ya no tiene ninguna astringencia, los taninos están más pulidos y todo es más armónico.

Dan la neta impresión de que irá a más.

Marrón terroso, con ribete anaranjado, limpio y brillante. Capa media. Lágrima desordenada, escasa y lenta.
Impetuosa nariz desde un principio, franca y al mismo tiempo complicada de desenmarañar debido a su complejo abanico; ciruelas, moras, ¿tomate?, tostados, ahumados, toffee, cueros, mucha humedad y vainilla.
En boca muestra rusticidad, una brutal acidez, un alcohol presente, una madera bien trabajada y unos taninos de momento duros, y observamos tonos punzantes, pimienta, balsámicos, menta, barrica vieja, nueces y chocolate muy amargo.
Final largo, tánico, frutal, ahumado y mineral.
Un vino con mayúsculas, con una inmensa amalgama. Una elaboración a medio camino entre el clasicismo y la modernidad. Un grande de verdad. Su precio, unos 90€, no defrauda para el nivel que ofrece.

Rojo rubí, ribetes rojizos, capa media.

Aromas de buena intensidad que tras un tiempo de aireación se muestran complejos y encantadores. Notas de flores silvestres, frutas rojas en licor, cerezas, toques especiados de nuez moscada, balsámicos y herbáceos, térreos, de humus o fúngicos, además de algún tono animal y de piel curtida. Vino complejo, con muchas capas y que representa lo que debe ser un Barolo clásico.

En boca resulta igualmente convincente, siendo muy elegante en sus formas. De paso firme y estructurado, sabroso y profundo, largo en el final y dejando una magnífica impronta de frutas rojas, especias y balsámicos. Acidez superlativa y taninos firmes y poderosos, pero con esa elegancia e integración tan típica de los grandes Barolos.

Quien quiera probar un Barolo de estilo clásico de verdad que no lo dude en ningún momento: Giacomo Conterno es el nombre. Un vino que nos resume lo que esperamos de un Barolo de raza, en una añada que si bien no fue muy grande, cuenta con la ventaja de estar bastante accesible, cerca de su curva ideal de consumo. Unos 90 euros, no es barato pero es un grande. Que nadie lo dude.

Reconozco que ha sido un error abrir este barolo tan joven y más de una añada que es de larga guarda aunque se reputa inferior a la del 99. Este vino pudiera haber sido guardado muchos años más y sin duda hubiera estado mejor.
Se presenta de color rubí de media capa lagrima muy gruesa sin tintar.
Aroma impactante, fruta negra y roja, moras frambuesas, cerezas, frambuesas, todo fresco sin mermeladas. A más lácteos, champiñones y trufas. Monte bajo de hierbas. Amanecer en la montaña Aroma tremendo.

La boca es muy tánica, incluso rasposa. Hay una materia de impresión, el vino está muy estructurado, muchísimo volumen y tensión. Es más vino que el Percarlo 98 que tomé ayer pero lo puntúo menos porque está menos disfrutable y accesible. Es un vino que por una parte evoca la naturaleza por pureza y autenticidad y por otra te infunde un alto respeto por su seriedad y consistencia

El mundo de los Barolos es apasionante y capaz de grandes sorpresas, debo seguir profundizando por ahí..

Color rojo picota oscuro, de capa alta. Nariz intensa y compleja, aromas de fruta madura, licorosa, mermelada de ciruela, tostados finos, especias, ahumados y ligeros cueros, intenso, profundo, larga. En boca es un vino muy vigoroso, con una gran estructura marcada en muy buena acidez y una tanicidad evidente, muy joven aún, necesita en mi opinión algunos lustros de reposo, no deja indiferente. Promete grandes sensaciones...a dormir.

Cookies en verema.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra Ver política de cookies.

Aceptar