Sushiwine

Vino Sushiwine

Puntuación del vino
Puntuación sobre 100:
88
Puntuación Media:
7,5
Calidad-precio:
-

Bodega: Vignobles Germain
D.O./Zona: Valle del Loira
País: Francia
Tipo de vino: Blanco
Graduación (vol): 12,50%
Varietales: Fundamentalmente chenin blanc y sauvignon blanc
Precio aproximado: Desconocido
Descripción
Otros vinos catados de esta bodega

Elaboración: Coupage de vinos blancos secos y de vendimia tardía

Varietales: Fundamentalmente chenin blanc y sauvignon blanc

43 Opiniones de Sushiwine

Amarillo dorado. Nariz expresiva con las habituales notas olfativas de un vendimia tardía. Nariz con toques de miel, membrillo, piel de pomelo, melocotón en almibar sobre un fondo de suaves notas mentoladas. En boca en desno, fresco, tiene buena acidez y excelente equilibrio puesto que dulzor y acidez se contrarrestan. Final bastante largo. Una curiosidad realmente muy atractiva.
PVP aprox. 13€

Visual: :pajizo claro, limpio y brillante.Lágrima fina, y caída rápida (tal vez por el excesivo frío de botella)

Nariz: con predominio cítrico en su comienzo. Aromas secundarios a flores de zonas cálidas, albérchigos maduros y plátano/mantequillosos.

Boca:entrada fresca aunque demasiado cítrica (recuerdo a txakolí), pasando a notas amargas (¿almendras?)y grasas. Recorrido medio.

Muchos blancos españoles le superan, y aún más conociendo su precio. La referencia a su maridaje con sushi me parece "una para guiris" faltos de criterio. No me ha gustado, y seguro que no repito.



Color amarillo pálido.
En nariz ofrece aromas florales, jazmín y otras flores blancas. Notas herbáceas y miel tostada, ahumados y frutas de la mano del melocotón y, no sé si sugestionado por el toque oriental, lichis.
En boca es primeramente algo dulzón, aunque el ataque de los ahumados resta este efecto, siendo de buen paso pero no goloso en exceso. Buena acidez para maridar el sushi de la mano del pomelo y la mandarina verde.

Buen maridaje para el sushi aunque no me acabó de emocionar.

Color limón pálido, límpido y brillante con reflejos dorados. Lágrima abundantísima, fina y lenta.

Nariz muy curiosa: nada más abrir lata de atún que desaparece rápidamente tras un tiempo en copa, aparecen también notas florales: flores blancas, rúcula, algún toque abocado de fondo: melocotón maduro, manzana verde, notas amargosas: almendra verde, champiñón, notas a polvo.

Entrada amargosa en boca, no muy seca que termina con un final abocado, es de moderada intensidad y suficientemente sutil como para no eclipsar el sabor del sushi. Bien de acidez, con moderado dulzor, duración media (un pelín corto para mi gusto). Muy cítrico: pomelo, lima y cáscara de limón. En retronasal reaparecen las notas a rúcula y un toque dulce.
Inicialmente el equilibrio dulzor-acidez es perfecto, pero se desequilibra un poco hacia las notas amargas en cuanto la temperatura sube un par de grados.

Al día siguiente el vino se cae (conservado en Vacuvin) tanto en boca como nariz, en boca sólo queda un recuerdo amargo-dulzón. Vino de maquillaje no me acaba de convencer demasiado, veremos que tal con la segunda botella.

Color amarillo ocre a dorado brillante con aromas en nariz a melocotones y pomelo tambien mandarina, en boca resulta ligero, fresco, persistente frutal y con cierta acidez pero se bebe facil el retronasal es citrico y con una pizca de dulzor, aunque no es la clase de vino que me enamore he de reconocer que resulta un vino original y que esta bueno

Mucha expectativa había levantado este vino, por su novedad y originalidad. El resultado, no te deja indiferente, parece que este vino, o gusta mucho, o no gusta nada.
Se presenta vestido en un amarillo pajizo brillante con iridiscencias metálicas.
En Nariz, se expresa muy personal y original, mucho recuerdo de fruta blanca , algas secas, barniz e incluso un punzante apunte de alquitrán.
En boca, sin embargo, se presenta eminentemente ligero, pero a la vez untuosos, recorrido dulce, sobre madurado y de excelente acidez, para desembocar en un final tropical muy a maracayá.
RetroNasal de melocotón y albaricoque.
Copa seca avinagrada.
Recuerdo medio de tímida persistencia.
Excelente maridaje con todo tipo de comidas orientales.
Cuando menos... Sorprendente y muy Diferente!!!!

1ª Cata: BON VIVANT, Wine & Live Club (28.10.2004)
Muchas expectación y ganas de catar un vino, cuando menos sorprendente. “A priori” el vino mas Original e interesante del Lote de Verema Octubre 2004: Un Sushiwine, Made in France!

Color: Pajizo Pálido con iridiscencias cristalinas.
Glicérico, Transparente y Brillante.
Nariz: Aroma muy personal y peculiar, profundo, punzante, estridente e incluso molesto. Recuerdos de alquitrán, amoniaco y algas secas.
Boca: Sorprendente, de ataque noble, recorrido frutal largo y final goloso.
Retro Nasal: Melocotón, albaricoque y frutas tropicales.
Redondeado incluso tímido en cuanto a acidez y alcoholicidad.
Recuerdo Medio, de corta persistencia.
Copa seca: 100% Vinagre
Observaciones: En Nariz nefasto, en boca sorprendente!
Corcho sintético, muy malo

Notas de Cata: Temperatura de servicio 10º
Catado en Copa Riedel 446/15

Color amarillo dorado.
Aroma de intensidad media al principo a ahumados y después conforme se va aireando la copa, van desapareciendo y se observan frutas blancas muy maduras, cítricos, toques minerales y herbáceos.
En boca es menos potente, pero tiene un paso de boca sabroso y untuoso, con muy buena acidez y con mucha personalidad, final bastante persistente y dulzón. No esta mal este vino.

Color amarillo pálido. En nariz destacan, sobre otros, los aromas de miel, membrillo, almíbar, cítricos, así como un leve olor a hidrocarburo. En boca es algo graso, con una acidez correcta y destaca un dulzor que lo convierte en un vino curioso y algo diferente. Fácil de beber. Creo que es algo caro.

Color amarillo pajizo, muy cristalino. Se perciben aromas de pasas y frutos secos. La primera impresión en boca recuerda los vinos de uvas afectadas por botritis. Concordamos con las sugerencias de maridaje, lo cual agradecemos al habernos preparado con un surtido de pescados marinados y ahumados.
La ausencia de una ficha de cata nos obliga a una valoración a tanto alzado. Es un vino bien hecho, que consigue el fin para el que ha estado elaborado ("ad hoc") -el maridaje con platos orientales-, pero no se aprecian en él las características de los vinos excelentes: ni es largo en aroma, ni tiene una estructura especial, ni persistencia en boca, su relación precio/calidad no es buena (13 euros), aunque sí es diferente, inusual.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.

Cerrar