Es tiempo de cocidos: fuera las depresiones

66 respuestas
    #1
    Gabriel Argumosa

    Es tiempo de cocidos: fuera las depresiones

    Todos sabemos que muchos productos terapeuticos se encuentran en la naturalea por ejemplo, la aspirina procede de la corteza del sauce; el resveratrol del vino tinto, los ácidos grasos omega-3 de pescado, etcétera.

    Los garbanzos que contienen un aminoácido, el triptofen, que en cantidad produce serotonina, una sustancia que se podría decir que es la ‘hormona del placer’ y la ‘hormona del humor’, muy beneficiosa, pues, para la salud mental.

    El mismo aminoácido del garbanzo, que causa la segregación de la serotonina, es el que emplea la farmacología moderna para producir el popular antidepresivo Prozac.

    «El día del domingo, por tu ambición, tendrás
    que comer los garbanzos con aceite, no más;
    visitarás iglesia, a pasear no irás,/
    no verás a las gentes ni el mal desearás»
    (Arcipreste de Hita)

    Yo siempre crei, que cuando comiamos un cocido teniamos esa sensacion de bienestar, entre otros factores(compañia..) por el efecto saciante etc...... Y ahora descubro el por que.

    Asi, muchos cocidos llevan garbanzos, por ejemplo madrileño, maragato, lebaniego, etc.

    Hagamos un elogio a los garbanzos y a nuestros cocidos, mientras se negocian las estrellas ja¡ ja¡.

    Por cierto que cocidos con peculiaridad conoceis? digo como el maragato por su orden .... o por otros detalles.

    En Cervantes aparecen los garbanzos en un contexto de comida típica española


    Saludos desde Cantabria

    #2
    chini
    en respuesta a Gabriel Argumosa

    Re: Es tiempo de cocidos: fuera las depresiones

    Ver mensaje de Gabriel Argumosa

    Jolin ahora se el porque de mi alegria cuando salgo de comer los domingos en casa de mi madre.......Buen comentario argug, que dicho sea de paso me encanta el cocido.
    Pero desgraciadamente solo conozco el que hace mi santa madre y el que me meto entre pecho y espalda cuando visito la capi.

    Un saludo

    ........chini........

    #4
    Gabriel Argumosa
    en respuesta a Otilio Haro

    Re: Es tiempo de cocidos: fuera las depresiones

    Ver mensaje de Otilio Haro

    Si señor. yo vivo entre Santander y Torrelavega(zona central de Cantabria) y Liebana esta en el vertice entre Cantabria, Asturias, Leon y Palencia( dista de mi zona unos 100 km) pero la zona y el cocido merecen el viaje.

    Saludos desde Cantabria

    #5
    PedroCarroquino
    en respuesta a Otilio Haro

    Já, esta noche noz zampamos unas pechugas de pollo de campo, pollo macho de campo...

    Ver mensaje de Otilio Haro

    Y el sabado con los blancos del mundo potaje de jaramagos y algo de foie canario
    y aunque al mediodia caerá un enorme y soculento sancocho...
    El pollo me lo estoy preparando con jamon y armada cream al lado de una col con bechamel

    @Malditovino

    #7
    Otilio Haro
    en respuesta a Gabriel Argumosa

    Re: Es tiempo de cocidos: fuera las depresiones

    Ver mensaje de Gabriel Argumosa

    Yo lo probé en el Oso, Potes, y me gusto muchísimo, y de segundo un entrecotte al Tresviso. Hay que ver cuando te dan bien de comer... pasan los años y recuerdas todo.

    Un hombre ha de tener vicios, a ser posible de categoría, o cuando llega a la vejez no tiene de qué redimirse.

    #8
    ramico
    en respuesta a Gabriel Argumosa

    Re: Es tiempo de cocidos: fuera las depresiones

    Ver mensaje de Gabriel Argumosa

    Coño, ya entiendo el flipe continuo de mi abuela, con el cocido que se preparaba (garbanzos de Fuentesauco y si no no lo hacía) y un optalidon, se pillaba unas alegrias la mujer, que para que contaros.

    Cocidito madrileño, of course, que ningún otro plato tiene un paso doble, que lo sepaisssss.

Cookies en verema.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra Ver política de cookies.

Aceptar