Cenit 2006
Vino Cenit 2006
FICHA TÉCNICA
D.O./Zona
Tierra del vino de Zamora
Pais:
España
Tipo de Vino:
Tinto
Graduación (vol):
15,00%
Varietales:
Tempranillo
Precio aproximado
Precio Aprox:
De 30 a 49,9 €
PUNTUACIÓN
Nota de cata NOTA MEDIA:
8.99
/
95
Nota de cata CALIDAD-PRECIO:
6,2
Opiniones de Cenit
OPINIONES
7

Color rojo cereza de capa media-alta, todavia con algun ribete violáceo, limpio, de lágrima densa y caida lenta. En nariz se muestra elegante, de intensidad alta, fruta roja y negra madura, goloso, lácteos, però también mineral, regaliz, suave tostado y balsámico, con notas florales. En boca tiene una entrada muy agradable, con volumen y estructura, redondo, goloso, con una acidez muy controlada, marcada fruta negra madura, especias dulces, balsámicos, taninos abellotados, todo bien integrado y redondo. Postgusto largo.

Color rojo cereza de capa media y ribete de tonos amarronados, no presenta sedimento.
Nariz elegante de intensidad alta con aromas de fruta del bosque compotada, sensación dulzona, muy mineral, grafito,  torrefactos y suaves  notas balsámicas. Poco a poco van apareciendo aromas de tabaco. Excelente complejidad.
Su entrada en boca es ligeramente de fruta fresca, golosa, de buen cuerpo y envolvente, equilibrado, con taninos sedosos muy integrados, con un final especiado y tostado, predominando las notas de pimienta.
Su postgusto es largo.

Picota oscuro con trazas negras y ribete rosa. Capa muy alta. Limpio y con brillo. Lágrima densa, lenta y ordenada. Corcho largo y en perfecto estado.
Intenso y complejo en nariz desde el principio; moras, regaliz, cayena, cedro, grafito, fósforo, café con leche y mineralidad.
Goloso, carnoso, corpulento, astringente y algo alcohólico. Buena acidez. Sabores a fruta negra madura, carne cruda, especias, monte bajo y notas balsámicas.
Final largo y cargado de una mezcla de las sensaciones antes descritas.
Un vino moderno, potente y vigoroso, al que quizá le queden dos o tres años de plenitud. Un tinto zamorano que no es de Toro y que además está elaborado con tempranillo. Rústico, denso y contundente, pero también complejo y cambiante.

Color picota rubi oscuro con borde granate intenso.
Aroma de buena intensidad donde sobresalen frutos negros licorosos, lacteos, pastelería, frutos rojos y silvestres dulces, especias dulces, flores, minerales, buenos tostados, bastante complejidad en nariz y sobre todo mucha dulzura.
En boca, más de lo mismo, el paso de boca muy agradable, equilibrado y dulzón, el recorrido bastante bien y con buena complejidad, los taninos dulces, no podía ser de otra manera, el retronasal bien, con frutos licorosos y con especias dulces, el final esta bien de largura y tiene muy buena persistencia dominada por los frutos licorosos y las especias dulces.
Es como un boxeador bueno, que boxea, finta y esquiva bien, pero que no tiene pegada.
Le falta esa "chispa" que tienen los grandes, para ser uno de ellos, aunque repito que es un vino sobresaliente.
Demasiado dulzor en todo su entorno, hay que buscar más personalidad y quizas más terruño.
El precio es demasiado alto para lo que aporta, cuesta sobre los 35-40 €, el corcho esta bastante bien un 7,3.

Color guinda con ribete anaranjado. Capa media. Limpio y con gran brillo. Lágrima densa y poco uniforme.
Aunque los aromas son profundos desde su descorche, le hace falta un cierto tiempo en copa para que desarrolle todo su potencial. Poco a poco van apareciendo ciruelas, lavanda, alguna nota picante, comino, cedro, canela y madera tostada.
En boca nos revela una buena estructura y acidez. Sobresalen sabores a frutas maduras, algún recuerdo animal, café y ahumados.
Postgusto largo, dulce y con los mismos tonos que en nariz y boca.
Desde la última vez que lo probé, hará siete u ocho meses, el tiempo en botella le ha venido bien; mantiene una excelente frescura, los taninos se han ido integrando de una forma elegante y no ha perdido la concentración ni su gran fondo. De todas formas, aún tendrá que suavizar algo los dejes a madera.

Se presenta un color rojo ciruela de capa bastante alta.

Una intensa nariz de fruta negra especiada, algunos toques de madera y yo diría que unas importantes toques minerales.

Pero en boca es demasiado secante, aunque sabrosón es un rioja del que quizás te esperás más, el paso por boca es fácil pero el post-gusto es bastante corto.

Vamos que le falta mucho para llegar donde dice su nombre que llega.

Complejo ante todo, mineral leve en un fondo frutal extenso, compotado y de calidad. Tostados, torrefactados ensamblados, vainillas muy finas, tierra. Boca carnosa, potente, expansivo, largo, contundente pero equilibrado

Cookies en verema.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra Ver política de cookies.

Aceptar