Pago Florentino 2010

Vino Pago Florentino 2010

Puntuación del vino
Puntuación sobre 100:
92
Puntuación Media:
8,5
Calidad-precio:
8,5

Bodega: Bodegas y Viñedos La Solana (Pago Florentino)
D.O./Zona: D.O. Pago Florentino
País: España
Tipo de vino: Tinto
Crianza: Con crianza
Graduación (vol): 14,50%
Varietales: 100 % Cencibel.
Precio aproximado: De 10 a 19,9 €
Descripción
Otros vinos catados de esta bodega

Elaboración: La vendimia se realiza manualmente y se escogen los racimos en mesas de selección, después del despalillado se encuba por gravedad. Macera a una temperatura de 15ºC unos cinco días, y la fermentación alcohólica dura alrededor de 7 días y se hace a 26ºC, durante la cual se remonta y bazuquea. Una parte del vino hace la fermentación maloláctica en barrica nueva. Su envejecimiento es de 12 meses en roble francés y americano.

Varietales: 100 % Cencibel.

Consumo: Se recomienda servir a 17 ºC.

14 Opiniones de Pago Florentino

Vino de capa alta muy tupida.

En nariz despliega de manera inmediata y directa aromas francos de fruta negra. Acompañan notas grasas de nata, balsámicos intensos y pizarra. La oxigenación redondearía la fruta haciéndola más concentrada y compotada.

Ataque en boca potente, tanino estructurado y excelente acidez que aporta frescura. Tacto redondeado, sabores de fruta negra (mora, grosella) y crema de leche. También hay notas dulces de regaliz rojo.

Es un vino largo pero que no se hace pesado a pesar de que con mayor aireación desvela capas de tostados, unas agradables notas olivadas lo compensan y equilibran y esa notable acidez que nunca desaparece lo aligera.

Vino muy expresivo y fiel al pago del que procede

Visual:

Picota de capa media-alta, ribete tirando a teja y lágrima acuosa.

Olfativa:

Nariz de buena intensidad. Barnices, importante presencia de tostados, mineral, regaliz negro, toffe y ligeramente frutal.

Gustativa:

En boca hay más fruta en este caso negra, mineral de piedra de río y bastante regaliz negro. Un vino bien estructurado y largo.

Botella bordelesa, cápsula corriente, corcho de calidad. Etiqueta muy pequeña punto sosa, contraetiqueta con información escueta.
Color rojo muy oscuro, capa alta, menisco anaranjado , lágrima muy abundante.
Nariz de buena intensidad, va cambiando desde la tierra mojada al tostado de la barrica, humo, algún comportado.
En boca muy agradable, sápido y dulzón , buen posgusto.
Un vino interesante y, lo que es más importante, muy rico.

Es de un aroma potente y concentrado, varietal pero me desconcierta, es como si encerrara más de lo que se declara. Es un vino bien tramado con una gran carga frutal, con poder y definición, bien ligado con las notas de crianza. La fruta es muy negra, bien confitada, melosa, sazonada. Hay olivas negras, torrefactos, grafitos, pimiento seco, café, tabaco turco, notas ahumadas, fondo balsámico, hojas de pino. Es un vino con longitud y profundidad, muy definido, podrá gustar o no, pero desde luego no te deja indiferente, por lo claro y explicito de su argumento. A mi me salen recuerdos a Cabernet y a chips.

La entrada en boca es potente y amable, el tanino marca y la madera seca, pero hay una jugosidad rabiosa, fresca. A la par hay un grato calor de un alcohol envolvente y como no, potente. Es un vino que se expresa con el tiempo, para poder desentrañar todo su potencial. Sale la fruta y el recuedo de la nariz...

Picota, con ribete granatoso, capa alta, muy glicérico.
Nariz de media intensidad, notas golosas, especias dulces, cacao, torrefacto, frutas negras maduras, un punto ahumado, vainilla, controlar temperatura por el alcohol.
En boca tiene un buen ataque, tanino fino, amplio, tanino con cierta astringencia, notas a cacao, torrefactos abundantes, con buena acidez pero se hace un poco pesado por la presencia en exceso de la madera.

Nueva cata poco más de un mes mas tarde:

A la vista evidentemente idéntico.
Al igual que la anterior en nariz es muy concentrada con su fruta negra, detalles balsámicos y tostados abundantes.

En boca en esta ocasión ha apreciado unos taninos más dulces, que junto a la fruta negra madura y detalles lácteos le dan un puntito de goloso.

Cata realizada en Verema 2015 en la cata Arzuaga Navarro.

Color picota granatoso de buena capa.
La nariz es de buena intensidad, notas de fruta negra, tapenade, licoroso, tofee y recuerdos de la crianza.
En boca resulta cálido, acidez algo justa, frutal, notas golosas, crianza bien integrada, ligeramente alcohólico, con buena estructura y final de media longitud.
Buen vino quizá algo falto de acidez y frescura para mi gusto.

Visual:
Picota de cata bien tupida y ribete púrpura.

Olfativa:
Chocolate, caramelo duro, fruta roja que al rato se transforma en negra, una madera muy sutil, un punto alcohólico, balsámicos de regaliz y hierbas aromáticas.

Gustativa:
Un vino amplio, frutal, regaliz, largo y goloso. Invita a beber y beber ;-)

Vino encerrado en una botella bordelesa ligeramente alargada. Está vestido con una sencilla etiqueta de diseño moderno. Correcto corcho.
A la vista se manifiesta rojo picota y granatoso, capa alta, buena y densa lágrima que se desliza con lentitud por la copa, tintándola levemente.Limpio y brillante. Menisco picota, granatoso y con incipientes notas teja.
En nariz encuentro frutas negras sobremaduras con una intensidad media alta, notas balsámicas, ligeros ahumados de su crianza en madera y mineralidad.
En boca, es un vino con cuerpo, volumen, carnosidad, alcohol presencial, taninos domándose, es frutoso, mineral y encuentro unas notas de sobremaduración, bastante habituales en algunos vinos de La Mancha. Mantiene notas de acidez que la darán un par de años más de vida.
Grato paso de boca. Es un vino largo. Me da una permanencia de 2,45 minutos. Pudo estar mejor hace un par de años.

Color cereza oscuro con borde granate.

Aromas de buena intensidad donde destacan los frutos rojos y negros con mucha madurez, toques leves de sobremaduración, tostados, maderas, especias dulces y crema catalana.

En boca es muy agradable, el paso de boca bastante fácil y muy satisfactorio, toques de sobremaduración que cansan (algunos le llaman calidez), los taninos nobles, bien el retronasal y el final no es largo pero tiene buena persistencia.

El vino esta muy rico y ahora muy bebible, pero más de dos copas cuesta beberlo. No obstante no deja de ser un vino de notable alto, con buena/muy buena RCP y el corcho muy bien para su categoria un 7.3

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar