Restaurante El Rodamón de Russafa en Valencia

Restaurante El Rodamón de Russafa

Datos de El Rodamón de Russafa
Precio Medio:
23 €
Valoración Media:
7.6 10
SERVICIO DEL VINO:
7.4 10
COMIDA:
7.6 10
ENTORNO:
7.1 10
Calidad-precio:
8.4 10
Fotos:
 
País: España
Provincia: Valencia
Localidad: Valencia
Zona: L'Eixample
Dirección: C/ Sueca 47
Código postal: 46006
Tipo de cocina: De mercado
Vino por copas:
Precio desde 12,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)

Teléfono


Opiniones de El Rodamón de Russafa
OPINIONES
49

Ante tanta aclamación del público veremero nos decidimos a visitar a Luca y ver su nueva y original propuesta. Cruzar la concurrida, luminosa y ruidosa C/ Convento de Jerusalén nos costo su tiempo pero pudimos llegar con éxito a la hora de la reserva.

Antes de cruzar el umbral de la puerta nos vemos al unísono. Después de los saludos nos acompañan hasta nuestra mesa, situada en el corner y pegada a la bodega acristalada. El lugar no merece mas comentarios que los vertidos tanto en el antiguo local como en este, porque sigue siendo es mismo al menos ante mis ojos.

La propuesta esta llena de originalidad, tanto la comida como la selección de vinos por copas. Observamos cantidad de platos aparentemente deliciosos y sugerentes siendo la elección complicada, pero con el poder que transmiten un buen par de vermouth nos decidimos por cinco de ellos.

Platos:

- Rollitos tailandeses con salsa agridulce

Crujientes y nada aceitosa masa con el correcto relleno. Un buen plato para comenzar.

- Steak tartare Julio Verne

Nos gusto mucho este plato. Tal y como se menciona el corte grueso de la carne, punto justo de picante y el huevo aparte. Un muy buen plato para proseguir.

- Nachos con guacamole

El plato que menos nos gusto de la noche. Uno nachos correctos con un guacamole insulso al no tener como ingrediente el cilantro. Lo único excusable es que Luca no es precisamente amigo del cilantro y esa idea la transmite en el plato. Fiel a sus principios pero a los amantes del guacamole lo encontraran sin alma.

- Falafel de garbanzos con crema de berenjentas

Uno de los platos estrella, descrito a la perfeccion en el comentario que me precede por Dani C. Rica pasta de garbanzos con ese maravilloso toque arabico de las especias y ese perfecto punto de comino.

- Piadina

Pasamos por ultimo a Italia para probar esa finura de pan elaborado con harina de trigo. Sabiendo el origen de Luca este plato muy malo no puede estar.

Vinos por copas:

- Bolo (Valdeorras)

- Nemo (Valdeorras)

- Luna Berberide Gewurztraminer (Bierzo)

- Otazu Chardonnay (Navarra)

- Bobal de San Juan (Utiel-Requena)

- Finca Antigua Syrah (La Mancha)

- Drassanes (Manchuela)

- Finca Viladellops Garnacha (Penedés)

Buena cristaleria, cambio de la misma, buena selección, buen concepto, buen precio. La idea es ampliarla poco a poco y con la inquietud de Luca estoy mas que convencido que lo hará. La volaración del servicio del vino seria entre buena y muy buena, pero en la puntuación no existe ese término medio. Por ese abanico de posibilidades buscadas y no al uso, por esa inquietud y por esa constante dedicación para hacer el vino fácil y asequible al cliente, Luca lo borda.

El servicio joven, ágil y diligente. El personal rebosa simpatía y no pierde ni un instante la sonrisa. Buen trato al cliente y en todo momento respetuosos.

El importe total no lo recuerdo, lo que si recuerdo es que para lo comido y bebido fue irrisorio.

Desde que oí que Luca iba a abrir de nuevo el local de la antigua Lluerna, que tan buenos recuerdos me trae, tenía claro que pronto le haríamos una visita. Así que tras un paseo por la zona de Ruzafa nos plantamos en la puerta e hicimos ese "pensat i fet", tan valenciano, y entramos a cenar.
El local mantiene el encanto del antiguo negocio. No es el local más cómodo ni más cálido, algo grane para mi gusto, pero se respira una atmósfera agradable, sosegada y distendida.
Desde el nombre ya se advierte la vocación internacional de este restaurante, con una cocina de mercado que se divide en varias secciones geográficamente bien diferenciadas, como cuenta Aurelio en su comentario, así que no redundaré más en la distribución de los platos en la carta.
Carta divertida donde se vuelve a respirar ese "buen rollo" del local. Como era una cena entre semana, no abusamos demasiado y compartimos tres platos:

Falafel, o la apuesta por la cocina árabe. Ya de por sí el falafel es una receta sencilla pero que mantiene todo el sabor de la cocina del mediterráneo árabe. Si el punto de comino es acertado, esta sencilla pasta de garbanzos se convierte en un plato muy rico. Y así lo encontramos, con un buen punto de especias, aunque me guste algo más atrevido, y un bonita presentación.
Ceviche de caballa, uno de los platos de la cocina sudamericana que más me gusta, un plato que "se cocina en frío", con el ácido del limón o la lima y ají. En el Rodamon lo preparan ligero de cítricos y, sobre todo, de picante. La gran mayoría de público tolera poco el picante, así que entiendo esta versión light del ceviche que no deja de estar realmente bueno, carnoso y con un pescado de buena calidad.
Y si cuando leo ceviche no puedo evitar pedirlo, me pasa lo mismo cuando veo un steak tartar en carta. Conociendo los antecedentes de Luca, sabía que este plato no se podía descuidar, de hecho la última vez que estuve en Mesclat, pasé de la hamburguesa pedí este plato. Aquí se cocina de forma clásica, con el corte grueso de la carne, que es como a mí me gusta, y con su punto de picante justo y el huevo por separado. Muy recomendable.
Finalizamos la cena con una creme brulee, otro de los platos de la cocina francesa que el equipo de El Rodamón de Russafa propone. Buena forma de finalizar la cena.
En líenas generales es una cocina donde prima "la gracia" en el plato, elaboraciones sencillas con un toque divertido en cada uno de ellos y ese punto extra del recorrido gastronómico internacional.

La carta de vinos es correcta, con algunas referencias interesantes, aunque echo en falta más espumosos, sin duda la mejor opción para este tipo de cocina. Me gusta cómo se ha organizado la carta. Nada de variedades, denominaciones... ni tan sólo tipos de vino. Aquí se organiza la carta por precio, lo que ayuda a gestionar el gasto de la cena, todo un acierto en estos tiempos. Si tu presupuesto de X sólo tienes que mirar qué vinos hay en este apartado, donde encontrarás una oferta comedida pero interesante. Buenas copas y un servicio siempre atento y diligente que trata de ayudarte, aconsejarte y de que disfrutes de una velada agradable.

Interesante el nuevo local de Ruzafa, al que sin duda volveremos.

El mundillo gastronómico valenciano lleva ya una temporada bastante revuelto. Si 2012 fue un año de cierres y aperturas de locales, este año parece que no le va ir a la zaga. Bajo esta premisa ¿qué le lleva a LUCA BERNASCONI profesional de reconocido prestigio a embarcarse en una nueva aventura culinaria cuando MESCLAT y sus hamburguesas triunfan y EL CELLER DEL TOSSAL abierto en Diciembre empieza a consolidarse? La respuesta no la sé, pero reabrir su antiguo local de La Lluerna supongo que era una ocasión que no se podía dejar escapar pese a la crisis galopante.

No sé si en este caso ha funcionado el Pensat i Fet pero de la noche a la mañana me enteré que abría EL RODAMON DE RUSSAFA y la víspera de San José allí nos dirigimos en grupo de 10 a probar su cocina entre el bullicio fallero nocturno de Russafa.

El local sigue igual o por lo menos yo lo recuerdo así, con su barra, sus dos salas, su bodega acristalada. De la carta ya se ha comentado algo: digamos que hace pequeñas incursiones por las cocinas de diversos países (de ahí su nombre) así que nos pusimos en manos del personal que nos atendió y fueron sacando platos para compartir:

Rollitos Tailandeses Buen trabajo, nada aceitosos ni pesados

Wonton de gambas y puerro Correcto, reconozco que no me llaman mucho la atención.

Tortilla de patatas Rodamón Buenas, hechas al momento

Nachos con Guacamoles Adictivos estos nachos con una pizca de queso

Ceviche de Caballa Para mí el plato de la noche, suave, un gran
marinado. Ya lo he probado a hacerlo en casa. Y sorprende a todos.

Churrasco Al horno, carne muy tierna, sabor.

Surtido de postres Tarta de queso, brownie. Correctos.

El servicio de Pan de tres tipos muy bueno y además sin coste.

Nos quedamos sin probar: El steak-tartare, la presa ibérica y otra serie de platos que hará que no tardemos en volver.

VINOS

La propuesta vinícola como siempre de 10. De momento hay una carta de vinos de excelente precio (12-15e) y las referencias más tops están en capilla por lo que solo hay que preguntar por ellas de momento. Las copas van de 2.5 a 3.5e. Tomamos 2 botellas de Nekeas Cepa por Cepa a 12e y 1 de Rafael Cambra Dos a 15e. Buenas copas y servicio correcto. Con estos precios todo el mundo puede tomar vino y aquí no se multiplica ni x 2 ni x 3 ni x 3.5.

Acabamos con buenos cafés. Orujos y mistelas por cortesía de la casa. La cuenta final: 193e ¡¡¡. Estamos hablando de una RCP excelente.

El servicio capitaneado por Adrian cuenta con un buen número de jóvenes y atentos camareros pero no sin cierta experiencia. Para llevar pocos días abierto cumplieron con creces. Los platos llegaron de forma muy correcta, no es fácil dar de cenar a 10 personas sin apenas fallos.

Así que después de todo lo detallado llego a la conclusión de que el Pensat i Fet valenciá aquí no ha existido. Al contrario todo ha sido calculado: Detrás de los platos de la carta JAVIER el ex jefe de cocina de La Lluerna y actual de El Celler de El Tossal (la persona de confianza en cocina de Luca)y MARTA. Personas que no vemos (entre otras) pero que forman un equipo al que LUCA pone cara. Al que habrá que reconocerle que sabe rodearse de buenos profesionales que saben y conocen lo que llevan entre manos y lo que demanda el cliente estos días.

Tendrá éxito seguro. Tiempo al tiempo.

  • Ceviche de Caballa

    Ceviche de Caballa

En el animoso barrio de Russafa encontramos este local en el que nos recibe una moderna barra a mano izquierda. Ésta desemboca en un lucernario que da paso a la sala a dos alturas y techos inclinados, cuyo fondo lo constituye una cristalera a través de la que podemos ver la enorme bodega que parece presidir el establecimiento.

Austeridad de colores, predominio del blanco sobre el negro y pocos elementos decorativos… un acierto, pues el local no precisa más ornamentos.

El Rodamón, el trotamundos, de verdad que está logrado el nombre del restaurante. Trasmite perfectamente lo que pretende ser. Un lugar en el que apreciar las creaciones culinarias más conocidas de diferentes partes del mundo.

En su carta encuentras tres o cuatro platillos de varias zonas del globo, denominadas de este modo tan ocurrente por ellos: “Tigre y Dragón”,” Allez enfants de la patrie”, “Anarchy in the U.K.”, “Suban Estrujen Bajen”, “De Pinches y Vaqueros”, “Pachamama", "Salam Malicum”, “O sole mio”, “De la terreta”, “Olé olé”... Ésas y no otras son las secciones de la pequeña carta. En total unas 30 referencias.

Aceptamos la propuesta e hicimos el recorrido internacional, parando en las siguientes estaciones:

Rollitos tailandeses con salsa agridulce
Falafel de garbanzos con crema de berenjenas
Ceviche de caballa
Fish and chips de bacalao
Raclette con bacon y pepinillos
Frankfurt con chucrut
Tabla de quesos: Comte - Don Picón - Manchego muy curado - Tresviso
Créme brulée

Una cocina moderna, sencilla, desenfadada, entretenida.

Nos gustó mucho esta fresca fórmula.

En cuanto al tema de vinos, muy original y atractivo también (no podía ser de otro modo viniendo de la mano de Luca…). Dividen la carta en 4: vinos de 12, 15, 18 y 27€. Todas las botellas que se encuentran en los tres primeros apartados, pueden consumirse por copas. Y sin recargos. No son copas, son copazos al estilo británico, te llenan la copa hasta arriba (a mí personalmente esto no me gusta nada, me agobia tanta cantidad, me limita la maniobrabilidad… pero lo acepto por las posibilidades que me ofrecen). 1 botella = 6 copas…. Unos 25 vinos por copas. Fantástico. Y esto no acaba aquí, pues en una esquina de la carta puedes encontrar la siguiente frase, así de sugerente: Tenemos más vino, sí. Pregunta que algo más habrá…. En esta ocasión no pregunté, pero a la siguiente…

Tomamos un par de copitas de cava catalán, Puig Munts Brut, y otra de un bierzo joven, De 2 Mencía.

Les deseo toda la suerte del mundo, en especial a Adrián, un joven rumano que lleva ya muchos años con Luca: comenzó con él, aquí mismo, en la primera etapa de la Lluerna, de pinche (que vueltas da la vida); pasó con Mirco (menudo crack este pícolo italiano) a Mesclat, ya de camarero; y llega ahora a El Rodamón como responsable, tomando los mandos de la nave cuando no está Luca. Un tipo este Adrián que realmente vale para esto. Discreto, atento, elegante, agradecido…

Pues, hablando con terminología taurina, los dos maestros, Luca y Mirco, le dan la alternativa: ¡Mucha suerte Adrián! ¡Al toro!

Resumiendo, un lugar muy interesante para comer-cenar, divertido, con fabulosa RCP, versátil, donde puede disfrutar gente de todas las edades. Y doy fe de ello, pues fuimos dos de “taitantos”, una adolescente y una niña, y salimos todos encantados.

Bueno,yo no soy un experto en vinos, pero se lo que me gusta y lo que no, buen servicio, buen ambiente, y la comida me gusto mucho, aunque sólo soy consumidor, no entendido, ni del gremio o mundillo.....en resumen, lavado de cara no estético, sino de servicio, trato y calidad, sobretodo teniendo en cuenta el precio medio

Primera visita al nuevo local de Luca. Desde el declive de la Lluerna y los malos comentarios leidos no lo visitaba.

El local físicamente no ha sufrido modificaciones. Pese a ser los únicos clientes optamos por cenar en barra. La carta pretende abarcar una selección de platos de distintas procedencias e influencias. Para la selección de los vinos se plantea bajo un formato interesante, cualquier vino se puede pedir por copas o la botella. Para las botellas, creo que agrupadas por precios.Varias selecciones a 12, otras a 15 y otras a 18. No recuerdo si habia algo más.El precio medio de la copa de vino 2.5/3 Eur

Escogimos 3 platos para compartir:
-Rollos tailandeses con salsa agridulce: 2 rollos de buen tamaño, servidos partidos por la mitad, con buena verdura cortada a daditos y acompañados de una salsa agridulce muy rica.

-Raclette de bacon y pepinillos: El clásico queso, servido de forma indidual sobre 8 bases de patata, con algo de rúcula y pepinillo. Venía con 2 pequeños boles con distintos 'toppings' para mezclar al gusto.

Hamburguesa Mesclat: A grandes males, grandes remedios.A falta de ir a Mesclat (visita pendiente), disponen una de sus grandes hamburguesas. Cocinada al punto pedido, con algo de cebolla caramelizada y queso y acompañada de unas patatitas caseras.

Para beber, 2 copas de Drassanes y un vino blanco que no conocía de DO Monterrei.

Todos sabemos la que esta cayendo, pero hay gente que esta hecha de una casta y sobretodo de una mentalidad distinta. Quien se interesa por saber donde se sienta a comer o cenar, se da cuenta de que Luca tiene las ideas muy claras.

Decir que el local siempre me gusto mucho y que el servicio siempre es muy bueno. No habia mucha hambre asi que picamos algo:

- Rollitos tailandeses con salsa agridulce, muy sabrosa la vedura y de buen tamaño.
- Wonton de gambas y puerro y de pato con verduras...que rico estaba el pato.

- 2 croquetas ( donde hay siempre pido) con un sabor intenso.

- Raclette con bacon...estaba buena también.

- 2 copas de terras gauda y 1 agua pequeña

- 2 infusiones ( INVITACIÓN)

no llego a 30€ toda la cena para 2.

No tenia hambre, pero me gusto tanto lo que tome y lo que vi en la carta que tengo que volver!!

hoy viernes a las 13'40 entro en el rodamon ninguna sorpresa porque es como ya han comentado el sitio informal de donde estaba la lluerna,como antes con la cristalera de vinos al final.me dan una carta con los vinos por copas que hay,23 entre ellos un cava puig munts brut,unos a 2e.otros 2'50 y a 3.las cervezas a 2'50 heineken,altura de vuelo,pons,tyris y alhambra reserva 1925.a 3e paulaner weissbier,murphy's y rosita.como hay mucha variacion de platos porque intenta ser un recorrido por gastronomias de varios paises,le pregunto que me aconseja y me dice que el menu lleva cuatro platos de la carta y postre,pues bien empezamos con una ensaladilla rusa similar a las que hacen en otros sitios y como estas,buena,seguimos con moules al curry una de las tantas formas que se hacen los mejillones y que yo en belgica no habia probado,picantitas y muy sabrosas,[email protected],seguimos con (atento DANI)
rollitos tahilandeses con salsa agridulce,nada que ver con los que sirven por ahi,buenos,hamburguesa MESCLAT que es media hamburguesa con los aditamientos clasicos y patatas fritas.hasta aqui el menu pero yo queria antes del postre probar las "clocletas" me pusieron
dos jugosas con buen sabor y nada aceitosas,buenas.de postre sacaron fresa "fresones" con gelee y helado de nata,cumplidor.el pan era tres rosquilletitas,pan, una tosta y untorzo de coca de llanda,no puedo decir como estaban porque solo probe las rosqui'.
para beber una bot.de agua dos copas de LES DRASSANES d.o.manchuela
y una de finca antigua syrah crianza d.o la mancha.el de cherubino
estaba bueno y el otro tambien aunque prefiero los syrah mas expresivos.pedi un vino dulce solo tenian mistela,no la tome y me dijeron que dentro de poco los tendrian;total 16'50 no me salian las cuentas y me dijeron que me invitaban las croquetas una copa de vino.muy parecido a la lluerna del principio cuando estaba luca.

Cuando una puerta se cierra otra se abre y últimamente Luca se esta empeñando en abrir las puertas, anoche pasamos por la zona y no pude evitar entrar a probar la nueva etapa.
Evidentemente no es normal comentar un local que lleva horas abierto y no lo voy a hacer, solo apuntare un par de cositas para iros adelantando los cambios.
Ahora es el rodamon y su carta pretende reflejar platos de distintos paises que a lo largo de la vida le han ido emocionando. Una raclette, unas salchichas con choucroute, Falafel, Steak tartare, Wonton,Presa adobada...
Se han incrementado el número de vinos por copas, que basicamente estan en tres grupos 2€-2,5€ y 3€, una buena opción para cenar por copas o para tomarse un vinito y una tapa.
La carta de platos y de vino se ira incrementando a medida que se coja rodaje.
Y hasta aquí voy a escribir, como siempre que se incia una etapa mucha ilusión, algunas dudas y un placer para los amantes de la gastronomía.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar