Restaurante Pelegrí

32
Datos de Pelegrí
Precio Medio:
43 €
Valoración Media:
7.5 10
Servicio del vino:
8.6 10
Comida:
7.6 10
Entorno:
5.8 10
Calidad-precio:
6.4 10
Fotos:
0
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Dirección:
Código postal:
Tipo de cocina: De mercado
Vino por copas: Añadir vino por copa
Precio desde 30,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)
Cierra: Martes

Teléfono


32 Opiniones de Pelegrí

Hacía bastante tiempo que no volvía al restaurante Pelegrí. Volví a encontrarme todas las cosas buenas de siempre. Nos dejamos llevar una vez más por lo que ellos quisieran ofrecernos, y el resultado fue una comida excepcional, con platos nuevos y otros marca de la casa y que espero nunca quiten! y el trato también el de siempre, por poco que conozcas a la familia, como si fuera tu casa.

No cabe duda de que Pelegrí es uno de los mejores restaurantes de Valencia. Probadlo.

Hace días estuve comiendo allí. No había vuelto desde hace 5 años, y sigue siendo tan bueno como entonces.

Tienen un menu por 25 euros en abril que con el vino no se va de precio. La comida es muy buena, con un toque siempre especial.

El servicio muy atento, y cercano.

Merece la pena probarlo.

Fuimos por el aniversario mi chica y un servidor. Buscamos algo nuevo que sorprendiera y viendo las opiniones de otros foreros nos dejamos guiar.
El servicio distante y alocado. Primera decepción.

Comedor vacío, frío y decoración mejorable, muy mejorable incluso. Al poco llegó el maitre y nos tomó nota; no queríamos hacerlo complicado así que "menú degustación" para ambos. Varios entrantes que no distaban mucho de lo esperado, humus mediocre, una pasta brick rellena con exceso de curry y, para ser justos un huevo relleno de huevas de erizo con una espuma que era curioso, la mezcla buena y bien cocinado. La gran decepción vino con los platos principales pues uno era un sargo que tiraba a seco y la carne solomillo ibérico con caramelo de vino. Ninguno de los segundos de recibo a nuestro entender.

El servicio del vino bueno, excepto por la elección pues le dijimos que nos gustaba un Montsant y cambió por un Moma valenciano. El vino bueno pero nada que ver con el Dido del que habíamos hablado a nuestro entender. Las copas Riedel espectaculares, con envinado. Este punto muy bien.

La RCP exageradísimamente cara pues no tomamos café, ni copa. Una botella de vino para 2 (20€ el MOMA), el servicio frío y distante y nos cobraron la friolera de 48€ por cabeza. Desmesurado por donde se mire, especialmente si se tiene en cuenta que el plato principal es solomillo de cerdo y el pescado un sargo.

No se puede cobrar cierto nivel de precios cuando la materia prima es la que es. El caramelo de vino es una reducción monda y lironda. Puede ser, visto los comentarios de otros foreros, que no tuvieran su día pero no creo que volvamos para cerciorarnos. Una pena y una desilusión en un día especial.

Quería sorprender a mi mujer para nuestro 9º aniversario de boda, así que me puse a leer los comentarios de distintos restaurantes en esta web. Al final me decanté por Pelegrí por varias razones, entre ellas las buenas criticas. Pregunté a amigos de Chiva y solo me decían que era muy "finolis", así que el día de la reserva llegamos un tanto cohibidos.Nada más entrar nos recibió una joven muy simpática (Carmen, creo)que nos hizo sentir super cómodos enseguida y que me enseñó que juventud y saber hacer pueden ir de la mano. Al enterarse que le habíamos conocido a través de ésta web, vino Rafa a saludarnos y la sensacion de familiaridad aumentó.
No somos muy duchos en esto de los vinos y la gastronomia, pero quedamos muy contentos, tanto que no tardaremos en volver con amigos para compartir un muy buen rato.
Rafa nos dijo que su maestro siempre le decia:" Los restauradores tenemos que vender felicidad.." la verdad es que nos hicieron felices durante 3 horas....
Gracias por una veladad inolvidable.....

Han sido 3 veces las que he estado en este restaurante y cada vez que he ido me ha sorprendido más su espectacular comida.
Eso sí, la primera vez que fuí me asustó el camarero porque me preguntó ¿alguna alergía con algún alimento?
Las carnes deliciosas y el helado de Rosas increíble. Tienen un pan con nueces y pasas recién hecho muy pero que muy bueno.
La bodega de vinos muy interesante. Recomiendo que os dejéis asesorar por el camarero.

El viernes por la noche acudimos a cenar a Pelegrí en lo que ya se ha convertido en una visita obligada cuando nos encontramos por la zona.
Día de inaguración tras las vacaciones; como siempre, optamos por uno de los menús degustación y, como siempre, el resultado fue excelente.
A destacar la sopa de remolacha con mejillones, el archiconocido huevo con puntas de espárragos huevas y erizo de mar y un excelso magret de pato al café.
Pan, aceite y plato con diversas especias para acompañar toda la cena.
Para beber, cava Sumarroca pinoit noir.
Rafa nos comentó que tiene pensado cambiar el menú próximamente; no sé si será una buena idea a la vista de lo bueno que está el actual.
Mantelería, cubertería y coperío correctísimos; muy conseguidas las tacitas de café.
Lo dicho más dos cervezas y orujos, 103 €; muy bien.
Sin duda, un muy buen restaurante.

Hacía tiempo que no visitaba Pelegrí y volvimos a encontrarnos a Rafa perfectamente conocedor de su bodega y la cocina que Mª Carmen elabora. Optamos por el menú degustación, cocina de mercado donde destacaría los ya famosos huevos con huevas y trufa y unas lentejas exquisitas. Perfecta ejecución de los platos, buena presentación y explicación de cada plato.
Buenas copas y una carta extensa y dinámica que acabas por cerrando y dejándote guiar.

Me gusta el ambiente desenfadado y acogedor que tiene este restaurante, en el cual acaba comiendo la familia mientras tú tomas el café. Me gusta ese sabor puro de la materia prima, sin más confección que el mimo y el respeto por la misma.

Restaurante cuyo fuerte es el producto y el servicio familiar. Bien estructuradas y trabajadas las cuatro cartas de vinos (una por cada estación), si bien, Rafa siempre tiene referencias escondidas para sorprender al comensal. Como decía, producto de calidad, con escasa manipulación. Sábado al mediodía y eramos ocho comensales, por lo que Rafa pudo explayarse explicando cada plato y sus experiencias culinarias y vitivinícolas. Trato en definitiva cercano y amable, con muchas ganas de agradar. Comimos el menú que decidió preparar Mari y no nos defraudó. 50€ por persona.

Te hacen sentirte como en tu casa. El trato es inigualable.
Cocina de producto,buena materia prima y excelente la minima manipulacion de la misma,todo sabe a lo que tiene que saber.
Si en la comida hay que dejarse hacer, en el vino igual, dejaros aconsejar no fallara. Que os mariden los postres.Es dificil no pasarselo bien en esta casa.
Muy buena R.C.P

De nuevo volvimos a cenar al Pelegrí y como era de esperar muy bien.
Menú consistente en cinco entrantes, plato principal y postre, todo riquísimo; por ponerle algún pero, y por lo que repecta al plato fuerte, sería deseable que ofreciesen más alternativas no limitándose al bacalao y a la presa ibérica.
Por lo que al vino respecta Rafa, con el que mantuvimos una agradabilísima conversación, nos sorprendió con una referencia fuera de carta; nos instó a que adivináramos de que vino se trataba, y tras insistirle nos confesó que se trataba de un vino chileno, un Carmenere de Santa Helena.
La verdad es que estaba muy rico.
Rematamos con un María Casanovas gran reserva, excelente cava.
Sin duda, para repetir.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar