Restaurante Vinoteca Descorche

Datos de Vinoteca Descorche
Precio Medio:
39 €
Valoración Media:
8.5 10
Servicio del vino:
9.0 10
Comida:
8.5 10
Entorno:
7.5 10
Calidad-precio:
9.4 10
Fotos:
0
 
País: España
Provincia: A Coruña
Localidad: Santiago de Compostela
Dirección: C/ Hórreo, 96
Tipo de cocina: De mercado
Vino por copas: Añadir vino por copa
Precio desde 30,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)
Cierra: Domingos y lunes; semana santa; segunda quincena de agosto.

Teléfono


6 Opiniones de Vinoteca Descorche

Seis miembros del grupo de cata de vinos Círculo de Recreo, (dos de ellos veremeros), alquilamos una furgoneta y durante unos días visitamos Galicia. Como creo que es de justicia la primera parada, tras el viaje directo desde Cantabria, fue en Santiago de Compostela y nada más aparcar el vehículo y dejar maletas en el hotel, como tampoco podía ser otro lugar, nuestra primera visita fue a Vinoteca Descorche, donde Diego con una amplia sonrisa, nos recibe en la puerta.
El local está magníficamente descrito por mis predecesores en los comentarios y sólo decir que nos acomodamos en una amplia mesa, en un comedor que al final experimentó, un lleno al 100%.
Nos dejamos llevar por Diego, en el tema de vinos y prácticamente en el tema de lo sólido.
Comimos para compartir en un principio, acompañado con un pan estupendo de dos tipos distintos, de esos que aún se hacen horno de leña:
Pimientos de Padrón.
Ensalada de tomate con bacalao y aceitunas negras.
Pulpo rebozado en harina de maíz.
Xouvas.

Todo de notable para arriba, sorprendiendo por lo extraño el pulpo con el maíz

De platos, dos de carne de vaca y dos por pulpo con setas.
Al igual todo excelente, debiendo quizás resaltar la calidad y el punto de la carne.
De postres helados, recordarme ahora el de bergamota y el de queso.
En el tema vinos, Diego proponía a la par que aconsejaba y nosotros asentíamos (el resultado para un diez). Tomamos, con un cambio de copas de nivel con cada botella:
Semeiras 20010
Viña de Martin Escolma 2008
Algueira merenzao 2009
Algueira pizarra 2008
La comida se cerró con los correspondientes cafés y uno de los comensales (en este caso fue yo) solicitó un orujo blanco para hacer honor a la tierra, que me agradó sobremanera, a pesar de que Diego me comentó que no disponía de ninguna de nivel (aparte de otras razones ya tengo otra para volver, cuando me diga Diego tiene uno con un buen nivel).

Pues recién aterrizado en Santiago y habiendo quedado con anterioridad con Diego, le hago una visita para conocer su local, puesto que el año anterior ya estaba de vacaciones.

En referencia al menú que degusté, no me acuerdo de la mayoría de los platos, era en plan tapas de forma que pudiera degustar la mayor cantidad posible de su gastronomía, entre ellas el pulpo frito en harina de maíz (impresionante), las xoubas con pimientos de padrón (excelentes), croquetas de queso (no recuerdo si era tetilla o de Arzúa) y chorizo (tenía miedo por la potencia del chorizo, pero estaban deliciosas), filete de ternera (le pregunté y me comento que era de unas terneras de las inmediaciones de Santiago)….. De postre si no recuerdo mal era un sorbete de gin tonic con helado de bergamota.

Buena variedad de vinos a copas, principalmente por la ubicación en una ciudad que poco más allá va del rioja y de la mencía….. degustamos;

-Viña de Martín 2007
-A Torna dos Pasas "Escolma" 2009
-Finca Cuarta 2010
-Quinta da Muradella Albarello 2007
-Acusp 2009 (ante la cantidad de vino gallego, fui al hotel a buscar esta pinot catalana)

Desde luego que merece la pena la visita, ubicado frente al Parlamento Gallego, muy cerca de la Plaza Roxa, a tan solo 10 minutos de la Plaza del Obradoiro….. Merece la pena la visita y seguro que repetiré…..

Gracias Diego por tus atenciones y por tu paciencia…..

Desde Muros, nuestra zona habitual de veraneo en Galicia,
nos escapamos hasta Santiago, casi exclusivamente para visitar a Diego, el cual nos estaba esperando a la puerta.
Nada mas entrar te topas con unas vinotecas climatizadas, donde reposa una gran coleccion de vinos gallegos de pequeño productor, rieslings, etc...
El ambiente podría denominarse como una taberna mas bien de corte moderno donde poder degustar buenos vinos por copas, con su alargada barra, mesas de madera y botellas y cajas de vino descansando en las paredes.
Dejamos hacer a Diego y este nos preparó una especie de menú degustacion con lo mejor de los productos gallegos:
Pan de dos variedades, excelente.
Pulpo frito en harina de maiz, totalmente adictivo.
Xoubas de Rianxo, pequeñas y de gran sabor.
Pimientos tipo Padrón, muy pequeñitos y riquisimos.
Pulpo a la parrilla con setas y ajada, muy bueno.
Tomate con bacalao y virutas de aceituna negra, rico y refrescante.
Croca de ternera, excelente punto y sabor de la carne.
Coulant de chocolate y sorbete de gin-tonic, muy logrados los dos.
Al ser un dia de gran calor optamos por vino blanco y Diego nos sorprendió con un Viña de Martin Escolma 08 servido en copas Riedel previamente envinadas.
Terminamos con unos cafes con hielo.
De visita obligada para los amantes de la buena comida y mejores vinos

De trabajo por la zona, me escapé a Santiago y visité a Diego Descorche. Me recibió con su guitarra tocando su "Minor Swing" y le dejé hacer.

Me sentó en una mesa (bueno, en una silla), copas Riedel y Spiegelau. Le dejé hacer también con el vino.

Comí y bebí lo que Diego quiso y fue:

Un pan excelente. Una variedad de centeno muy bueno y otra de trigo mejor.

Unas navajas al natural regadas con un rico godello de Valdeorras (Memoria de Ventura 2009), tal y como comentó Diego menos graso que los godellos habituales.

Una media croca (de la parte de la cadera) de ternera a la parrilla con sal Maldon y unas fantásticas patatitas en cuadraditos, esta croca regada con una garnacha de Valdeorras (Garnacha Vella da Chaira do Ramiriño 2009) vaya nariz que tiene esta garnacha.

Una tabla de quesos como pocas se ven por estos lares, acabada con un excelente Stilton, en este caso maridada con un Porto Quinta Seara d'Ordens 2001 LBV muy bien

Café bueno

Trato mejor

Volveré si lo pillo abierto, ya que suele cerrar por vacaciones coincidiendo con las mías.

Gracias Diego

Sencillamente, si se pasa por Santiago, y te apasiona el mundo del vino, no puedes marchar sin visitar al amigo Diego. Sensacionales referencias que te dejan sin saber que descorchar, entre los que probamos Gorvia '07, Quinta Da Muradella Bastardo '05 (una verdadera joya y era la última que le quedaba, gracias Diego por cederme esta pieza de colección)y un LBV '76 de Quinta do Noval que fue cortesía de Diego por su XX cumpleaños (el número lo tendrá que desvelar él).

En cuanto a la comida, la merluza estaba que reparaba estomagos y bolsas digestivas en mal funcionamiento, genial la ensalada de espárragos de Navarra con unas virutas muy muy crujientes de jamón ibérico, canónigos, toque de rúcola..., las zamburiñas a la plancha, pues sinceramente lo mejor es no haberlas probado, ahora sueño todas las noches con ellas, las zamburiñas salteadas igualmente de ensueñom, unas verduras baby con una llema de huevo templada que estaba para mojar y mojar pan y el raxo fantástico para culminar las viandas. No sin antes hacer mención al maravilloso PAN de horno de leña que te quita el hipo y te plantea si quedarte allí a vivir o volver a casa por navidad.

En definitiva una pasada gastronomico-enológica con la compañía y atención de Diego quien se desvive por la gente que le acompañamos en su local, profesional de pies a cabeza con las ideas claras y unos conocimientos apabullantes del mundo del vino. Gracias Diego por dejarme aprender a tu lado.

Uno llega y se puede encontrar un fantástico Merenzao de Algueira, o un poco de religión rieslingniana, portugesa o hasta sumos sacerdotes si quieren borgoñones...por lo que la experiencia adquiere carácter de visita imprescindible si se va a ver esta ciudad gallega. Las opciones son múltiples en este local. Si luego lo acompñan con esos tremendos guisantes crujientitos y un poco merluza, pues imaginen que igual hasta el Santo resucita. Buenas copas, y déjense asesorar por Diego, alma mater del local, que seguro que no se arrepienten. Ya sea de menú (lo que hicimos nosotros) o a la carta, la visita merece la pena.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar