Restaurante Topik en Barcelona
  

Restaurante Topik

60
Datos de Topik
Precio Medio:
35 €
Valoración Media:
7.3 10
Servicio del vino:
6.7 10
Comida:
7.7 10
Entorno:
6.1 10
Calidad-precio:
8.3 10
Fotos:
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Zona: Eixample
Dirección:
Código postal:
Tipo de cocina: De mercado
Vino por copas: Añadir vino por copa
Precio desde 13,50 € (precio más bajo introducido por un usuario)
Cierra: Domingos y lunes noche

Teléfono


60 Opiniones de Topik

En esta nueva visita he salido francamente decepcionado, no tiene demasiada importancia que en la carta se ofrezcan ortiguillas y no te adviertan de la falta de ellas hasta que las pides, puede ser un olvido.

Pedimos para compartir unos excelentes calamares rellenos de butifarra de “carn de perol” y gambas con una muy buena salsa, para mojar pan, un gran plato sí señor. Como las ortiguillas eran nuestra primera opción, no las sustituimos por ningún otro entrante así que sólo compartimos un primero.

Pedimos como plato principal arroz de boletus edulis y gambas, aquí es donde vino la decepción, nos presentaron el caldero de arroz y lo retiran para emplatarlo, este proceso se demoró tanto que el arroz estaba completamente pasado, pastoso y apelmazado, supongo que una mesa con seis comensales entre los que había un conocido actor que se prodiga en las televisiones acaparaba la atención de los dos camareros que estaban a cargo de la sala, dejamos más de la mitad en el plato, al retirar los mismos comentamos a la camarera que lo dejábamos porque estaba pasado no hizo el más mínimo caso y omitió hacer cualquier comentario.

Tomamos una botella de agua de medio litro y una botella de Umami elaborado por Cavas Bertha.

Dos cafés y dos chupitos de whisky japonés.

Un mal día lo puede tener cualquiera, pero creo que no se puede echar por la borda un servicio más que correcto por tener en la sala a algún “conocido personaje”.

A la comida le doy una puntuación baja debido al estado en que se nos sirvió el arroz

Quise sorprender a mi hijo y lo conseguí, él nunca antes habia comido en el restaurante de Adelf Morales y realmente salió ilusionado y satisfecho.

Para comenzar compartimos los primeros, bien realmente compartimos toda la comida. 

Empezamos con cuatro ostras Gouthier num 2, fantásticas, carnosas y de muy buen sabor y kokotxas de merluza al pil pil, que buenas!!!, grandes,  gelatinosas y con un pil pil muy bien ligado.

Para acompañar los entrantes pedimos una jarra de 180 cl de shake, ante mi desconocimiento pedí a Adelf que fuera él mismo el que decidiera cual nos servia, nos trajo una botella de Shichida, y nos lo sirvió como he dicho anteriormente en una jarrita de cerámica recien sacada de la nevera que conservó el licor a una muy buena temperatura, primer servicio una muy pequeña dosis en el  vaso. Lo encontré muy suave y de trago fácil.

El plato principal fué un arroz de espardeñas y carabineros, arroz con un buen punto de cocción, con buen sabor, buenas las espardeñas y dos carabineros de buen tamaño que solo habian pasado un par de minutos por la plancha para poder disfrutar de sus jugos, textura y sabor.

Este arroz lo acompañamos con una botella de Umani 2017 de la DO Penedés elaborado por Cavas Bertha en la población de Subirats con cepajes mayoritariamente de Macabeu, Xarel-lo, i Muscat y con pequeños porcentajes de Chardonnay y Sauvignon blanco.

Buen pan que nos fué insuficiente y pedimos más para dejar bien limpios los platos del excelente pil pil de las kokotxas.

Terminamos con dos buenos cafés.

El servicio como siempre agradable y profesional.

El precio puede parecer alto pero teniendo en cuenta la calidad del producto la relación calidad precio es muy buena.

 

 

Una nueva visita y comprobar que como siempre el restaurante está al completo, me limitaré a comentar únicamente lo que comimos puesto que con la cantidad de comentarios que preceden al mio queda ampliamente relatado tanto el local como la trayectoria profesional de chef Adelf Morales, había quedado con un amigo que no conocia el restaurante y que comentó que a partir de esta comida seria uno de sus imprescindibles.

Optamos por comer a la carta dado que tanto él como yo habíamos hecho un buen almuerzo pedimos sólo dos platos para compartir, unas excelentes y novedosas patatas bravas y dos erizos de mar de procedencia gallega al natural, bien llenos y muy gustosos.

Seguimos con arroz de espardeñas, gamba roja de la lonja de la Barceloneta y sepionetas, nos fué pesentado en la mesa y emplatado lejos del alcance de nuestra vista, buena ración, muy gustoso y abundancia de gambas y espardeñas, el arroz para mi gusto un pelin pasado de cocción.

Mi acompañante es un amante de los espumosos y como no podia ser de otra manera pedimos uno de los que estan amparados bajo la marca Corpinnat y que fué con el que acompañamos la comida, en esta ocasión Recaredo Terrers brut nature gran reserva 2014.

No tomamos postres y finalizamos con dos cafés, un chupito de orujo de hierbas y un whisky de malta sin hielo elaborado en Japón, era la primera ocasión que tomaba un whisky con esta procedencia y me sorprendió el sabor floral del mismo.

El servicio como de costumbre con un trato cordial y eficiente.

Sin duda un lugar para recomendar y del que siempre se sale satisfecho.

Cuarta visita al restaurante del Chef Adelf Morales desde el 2013 y ya digo de antemano que fue plenamente satisfactoria.

No voy a detallar nuevamente todo lo relativo a la descripción del restaurante, los que estéis interesados en leerla podéis hacerlo en mi comentario del 04/01/14  (https://www.verema.com/restaurantes/49600-topik-barcelona/valoraciones/1158244-buen-perfume-vende-frasco-pequeno) y siguientes del  08/01/18 y del 10/01/18.

Tras haber reservado mesa con antelación (totalmente recomendable) para el 27 de diciembre, llegamos a las 21h, tres comensales, y nos situaron en la misma mesa que estuvimos en nuestra visita del 08/01/18.  Esta estaba bien  vestida, era amplia, redonda, con buenos cubiertos, vajilla y cristalería Riedel.  Como en la visita precedente, el servicio de sala fue bueno y agradable, llevado a cabo por un par de camareros  y por el propio Chef que ejerce también como jefe de sala y sumiller. El servicio del vino también fue muy bueno. Reitero que tienen una bodega con mas de 300 referencias de vinos y unas 20 referencias de sakes y es un placer dejarse aconsejar por Adelf Morales. El restaurante se llenó hasta los topes, y felizmente para nosotros, los 16 comensales de la mesa que habían preparado junto a la nuestra, llegaron casi al final de nuestra cena, lo que nos permitió cenar en paz.

Me permitiré recordar lo que ya dije en una de mis anteriores crónicas, por si no la habéis leído, que el Chef Adelf Morales montó este restaurante en el 2009 y que antes trabajó tras haber efectuado estudios de cocina en la ESHO de Barcelona, en restaurantes de gran prestigio como Berasategui en Lasarte, Bodegon de Alejandro en San Sebastian, Ca'Sento en Valencia, Ca l'Isidre en Barcelona, Arzak en San Sebastian, Antica Osteria del Ponte en Milan, Pierino Penati en Leco, Casino de San Remo como Chef, y antes de establecerse definitivamente en Barcelona, viajó al Japón donde trabajó durante tres años en diferentes Izakayas y restaurantes tradicionales en Osaka .

Optamos por tomar uno de los menús degustación propuestos a 39 €, sin bebidas, compuesto de siete platos salados, surtido de quesos y postre. Efectuamos algunos cambios en el menú por puro placer gastronómico y el precio final quedó en 44 €/persona.

Paso a detallar nuestra cena :

Garota gallega amb gamba de Palamos Erizo de mar gallego con gamba de Palamós. En este momento, todos los erizos de mar vienen de Galicia, porque en Cataluña la temporada aun no ha comenzado. Excelente, puro sabor a mar.

Tonyina amb dashi de les seves espines i piparra Atún con dashi de sus espinas y piparra. Pura delicia. Adelf Morales trabaja el atún de maravilla.

Dim sum de gamba i brou emulsionat amb la mantega dels caps i les potes cruixentes Dim sum de gamba y caldo emulsionado con la mantequilla de las cabezas y las patas crujientes. Maravilloso plato. Una delicatessen.

Sardina fumada amb carxofes   Sardina ahumada con alcachofas. Otro plato riquisimo. Puro producto.

Arròs amb espardenyes i gamba vermella Arroz con espardeñas i gamba roja. Este plato, que tome yo, tiene un suplemento de 6 € en relación con el plato de arroz del menu que detallaré en el próximo plato. El Chef me hizo el arroz para mi solo, pues generalmente en este restaurante el mínimo es para dos personas, lo que le agradezco porque estaba buenísimo.

Arròs cremós d'anemones de mar i garotes Arroz cremoso de ortiguillas de mar y erizo. MC y nuestra hija lo encontraron muy bueno.

Las fotos de los siguientes platos, dado que en Verema solo pueden cargarse seis, aparecen en el primer comentario.

Roger amb tripes amb xoriço .  Salmonete con callos con chorizo. Perfectamente cocinado. Un atrevido mar y montaña. Muy bueno, tal vez le faltaría un poco mas de picante, pero es difícil juzgarlo porque a lo mejor le quitaría sabor al salmonete.

Llebre a la royale . Liebre a la royale. Excelente plato de caza, ( suplemento de 3 € sobre el plato del menú). Servido con una cazuelita a parte con mas salsa. Perfectamente preparado. Un disfrute poder mojar el pan, por cierto excelente, con esa deliciosa salsa. Un plato de 10.

Seguimos con :

Assortiment de 3 formatges. Seleccion de 3 quesos.  Dos quesos catalanes y uno menorquin de oveja y de cabra. Muy buenos, sobre todo el menorquin , a la derecha de la foto.

Alvocat, llima i sorbet de mango. Aguacate, lima y sorbete de mango. Muy bueno.

Para beber tomamos una botella de 1/2 l de agua , una botella de vino blanco que ya habia degustado en una anterior visita y que me gustó QX 2015 DO Penedès . Celler Mas Candi. Cepajes 100% Xarel-lo, es un coupage de cuatro Xarel.los de viñedos viejos de distintas parcelas: Les Gunyoles, Font-Rubí, el Pla del Penedés y Subirats. El mosto fermenta y realiza una crianza de 8 meses en cuatro tipos de barricas: castaño, acacia, roble francés y roble americano. Me encantó nuevamente, me pareció un vino muy intenso, con muchísima personalidad, con mucho volumen, muy bien estructurado y muy largo y persistente en boca.

El plato de caza lo acompañamos con una copa de vino reserva de garnatxa, recomendado por el chef, que cumplió bien su cometido. No recuerdo muy bien ni la marca ni el origen del vino pero pienso que era una DO Montsant.

Finalizamos con 3 buenos cafés, ofrecidos por el Chef.

La cuanta ascendió a 55,26 €/persona. RCP extraordinaria. La conclusión va a ser prácticamente la misma que en mis visitas anteriores, un buen restaurante de cocina de producto, que mezcla perfectamente la esencia de la cocina catalana y mediterránea con la cocina nipona que el chef Adelf Morales conoce perfectamente. Restaurante muy recomendable, sigo sin entender una vez mas porque no figura en la guía roja como Bib Gourmand. Por primera vez voy a puntuar su cocina con un diez porque en esta visita brilló verdaderamente a una gran altura. Volveremos en cuanto tengamos la ocasión. Muy recomendable

  • Arroz cremoso de ortiguillas de mar y erizo

  • Arroz con espardeñas i gamba roja

  • Sardina ahumada con alcachofas

  • Dim sum de gamba y caldo emulsionado con la mantequilla de las cabezas y las patas crujientes

  • Atún con dashi de sus espinas y piparra

  • Erizo de mar gallego con gamba de Palamós

Cena para dos en este ya más que comentado restaurante de L´eixample de Barcelona:

 

Nos decantamos por el menú degustación:

 

Erizo gallego con gamba de Palamos: bocado pequeño , quizás lo menos destacable de la noche.

Atún con dashi de sus espinas y piparra: muy buen bocado del atún excelentemente marinada con el punto picante de la piparra.

Dim sum de de gamba y caldo emulsionado con la mantequilla de las cabezas y las patas crujientes: muy rico , con la gamba dentro del dim sum y su toque crujiente.

Setas a la brasa con caldo de ceps i butifarra del perol: de esto me hubiera comido el perol, que rico que sabor a setas y butifarra. Excelente.

Arroz cremoso de ortiguillas de mar y erizo: rica y generosa ración de arroz, con sus trozos de erizo y un sabor a mar tremendo.

 

Pescado del día: en este caso eran salmonetes crujientes con espuma de gambas: otro rico plato este de pescado, con la piel crujiente y la espuma de gambas que ligaba de maravilla.

  Mollejas de ternera a la brasa con viera y salsa de rustido: para mí el plato de la noche, que increible combinación de las mollejas con la viera que se deshacía. Brutal.

 

Surtido de tres quesos: 3 excelentes quesos como prepostre, uno tierno, uno curado y uno cremoso.

Aguacate, lima y sorbete de mango: postre ligero y refrescante para acabar.

Para beber 2 cervezas y una botella de blanco Louis Latour Ardeche Chardonnay.

 

Muy bune servicio, muy atento y un ritmo de platos excelente sin ningún parón.

 

Desde luego menú degustación con una rcp muy buena.

Iniciaré mi comentario adhiriéndome al apunte de Joan Thomas en el sentido de que Adelf Morales está infravalorado en las guias gastronómicas tipo Bib Gourmand en la que se recomiendan locales que estan años luz del que nos ocupa.

La oferta de Topik para el servicio del mediodia consiste en el menú del día, menú del chef, menú degustación y carta. Teníamos poco tiempo para dedicar a la comida y nos decantamos por el menú del chef consistente en tres tapas, croqueta de pollo tandori, carpaccio de vieira y tempura de merluza de pincho, no sabria decir cual de las tres era la mejor, si tuviera que puntuarlas lo haria con un 9,5 cada una de ellas, seguimos con un arroz que en el menú se anunciaba como caldoso de nécoras en realidad fué arroz meloso, elaboración que personalmente prefiero. Arroz muy gustoso y una nécora partida para ahorrar trabajo al comensal en cada uno de los platos. El arroz en todas sus versiones y con cualquier ingrediente para acompañarlo es uno de los platos que Adelf borda.

De postre una excelente panacota.

El menú incluye una copa de vino, al expresar nuestras preferencias al camarero descorchó delante nuestro una muy buena garnacha blanca de la D.O. Montsant .

Dos cafés.

El menú del chef tiene un ajustadísimo precio de 20 €, la cuenta ascendió a 23,55 por persona por el suplemento de una copa adicional de vino y dos cafés.

Sin duda un lugar donde no cansa repetir puesto que tiene una amplia y variada oferta gastronómica.

 

Tal como os comenté en mi crónica del pasado dia 08 de Enero, el dia 30 de Diciembre volvimos a Topik, pero esta vez sobre todo para comer ostras, pues Adelf Morales ha abierto una barra de degustación que no está nada mal.

No voy a hacer una nueva descripción del restaurante ni del servicio en general,  pues ya lo hice en mis comentarios precedentes, paso pues a detallar lo que cenamos esa noche, 2 comensales.

Primeramente tomamos un par de erizos frescos . Era la primera vez que probábamos los equinoideos y nos gustaron. Olvidamos de hacer la foto.

Seguimos con una degustación de 12 ostras (6/persona) :

4 Ostras Gouthier n°2  Gouthier es un nombre comercial que se le ha dado en Barcelona, en realidad son ostras de Normandia que provienen de la playa de Uta Beach. Se afinan en Marennes Oléron . Son muy carnosas y poco saladas.. Muy muy buenas.

4 ostras Spéciale de Claire y 4 ostras Pousse en Claire Todas de Marennes Oléron. Las primeras son carnosas y muy equilibradas . Las segundas,  de gama alta, se afinan con un máximo de 5 ostras por m². Son de carne firme y muy gustosas. Puro sabor a mar.

Disfrutamos de lo lindo.

Continuamos con :

Vieira con salsa teriyaki y erizo Cruda, fresquísima, deliciosa.

y finalizamos la parte salada compartiendo unas :

Kokotxas de merluza de Pasajes al Pil-Pil Que estaban riquísimas.

El pan que nos sirvieron fue bueno.

De postres, tomamos :

Cheesecake No es de los mejores que he tomado pero era bueno

Torrija con helado de leche   MC la encontró buena.

Para beber, aconsejado por el Chef Adelf Morales, tomamos un vino blanco  Mountain Bertha 2015 DO Penedès. Celler Bertha. Cepajes 100% Xarel-lo de viñedos de mas de 65 años. Permanece durante 7 meses macerando en depósitos de acero inoxidable sobre sus lías finas y posteriormente 6 meses en botella. Es el primer vino blanco elaborado por este Celler que normalmente hace Cavas. Un vino que me pareció estructurado y untuoso y que acompaño perfectamente la cena hasta los postres.

Para acompañar los postres Adelf Morales, con quien tuvimos la oportunidad de conversar un buen momento sobre vinos, ostras y gastronomía en general, nos invitó a 2 copas bien servidas de Pedro Ximenez y Lustau East India Solera . Un gesto que se agradece.

Finalizamos con dos buenos cafés, que también nos fueron ofrecidos.

La cuenta ascendió a 65,50 €/persona. Muy buena RCP. Excelente cena a base de frutos del mar.  En cuanto se presente de nuevo la oportunidad evidentemente volveremos. Recomendable

  • Kokotxas de merluza de Pasajes al Pil-Pil

  • Torrija con helado de leche

  • Cheesecake

  • Vieira con salsa teriyaki y erizo

  • Ostras Spéciale de Claire y Pousse en Claire

  • Ostras Gouthier n°2

Tercera noche en Barcelona y visita a uno de los restaurantes con mejor RCP de la ciudad condal (según mi parecer). La ultima vez que estuvimos fue en diciembre del 2014 y guardábamos un excelente recuerdo.

Tras haber reservado con un mes de antelación (por la noche es totalmente aconsejable hacerlo), llegamos al restaurante, 3 comensales, a eso de las 20h00 y nos situaron en una mesa redonda en la parte baja del restaurante. No voy a hacer una nueva descripción del comedor,  pues ya lo hice en mi comentario del 04 de enero del 2014 ( https://www.verema.com/restaurantes/49600-topik-barcelona/valoraciones/1158244-buen-perfume-vende-frasco-pequeno) y poca cosa ha cambiado desde entonces. Nuestra mesa estaba bien  vestida, era amplia, con buenos cubiertos, vajilla y cristalería Riedel.  El servicio de sala fue bueno y agradable, llevado a cabo por un par de camareros  y por el propio Chef que ejerce también como jefe de sala y sumiller. El servicio del vino fue muy bueno, tienen una bodega con mas de 300 referencias de vinos y unas 20 referencias de sakes y es un placer dejarse aconsejar por Adelf Morales. El restaurante se llenó hasta los topes.

Me permitiré recordar que el Chef Adelf Morales montó este restaurante en el 2009 y que antes trabajó tras haber efectuado estudios de cocina en la ESHO de Barcelona, en restaurantes de gran prestigio como Berasategui en Lasarte, Bodegon de Alejandro en San Sebastian, Ca'Sento en Valencia, Ca l'Isidre en Barcelona, Arzak en San Sebastian, Antica Osteria del Ponte en Milan, Pierino Penati en Leco, Casino de San Remo como Chef, y antes de establecerse definitivamente en Barcelona, viajó al Japón donde trabajó durante tres años en diferentes Izakayas y restaurantes tradicionales en Osaka .

El restaurante propone  carta con sugerencias del día, tres menús degustación : de tapas, de atún y de temporada, y ostreria

Optamos por el menú degustación de temporada :

Descripción :

Ssäm de croqueta de pollo tandoori Se come como si fuese un nem. (una unidad/persona) Muy rico, crujiente y suave, muy gustoso

Alcachofa confitada con cebolla escalibada, puré de ajo negro y caldo de jengibre . Este ultimo se añade una vez servido el plato.  Muy rico

Dim sun de anguila a la brasa con caldo de setas y nori . Muy bueno

Molleja de ternera con vieira y salsa de rustido    excelente mar y montaña.

Arroz cremoso de ortiguillas de mar y erizo  .Esencia marina. Buenisimo.

Bacalao con judia del "ganxet" y curry verde  .Un bacalao en su punto perfecto y esas judias, humm

- Las 6 primeras fotos de los platos, por imponderables técnicos de Verema, aparecen con enlace directo, las tres restantes aparecerán, sin enlace directo, haciendo referencia al texto en negrilla, en el primer comentario.

Pelota de "escudella" con salsa de miso. Muy rico, con un buen punto de picante.

El pan que acompaño la parte salada fue muy bueno.

Pre-postre

Membrillo asado con granizado de frutos rojos y "crème fraîche".

Postre

Crema de especulos, helado de yogur y tamarindo

Ambos postres fueron excelentes.

Para beber tomamos una botella de agua de 1/2 l y una excelente botella de vino blanco que me aconsejó el Chef,  QX 2015 DO Penedès. Celler Mas Candi. Cepajes 100% Xarel-lo, es un coupage de cuatro Xarel.los de viñedos viejos de distintas parcelas: Les Gunyoles, Font-Rubí, el Pla del Penedés y Subirats. El mosto fermenta y realiza una crianza de 8 meses en cuatro tipos de barricas: castaño, acacia, roble francés y roble americano. Me encantó, me pareció un vino muy intenso, con muchísima personalidad, con mucho volumen, muy bien estructurado y muy largo y persistente en boca. Al llegar a casa tuve la agradable sorpresa de descubrir que tenia una botella del 2014... no creo que duré mucho tiempo.

Finalizamos con dos buenos cafés

La cuenta ascendió a 45,37 €/persona. Excelente RCP. La conclusión va a ser exactamente la misma que en el 2014, un buen restaurante de cocina de producto, que mezcla perfectamente la esencia de la cocina catalana mediterránea con la cocina nipona que el chef Adelf Morales conoce perfectamente. Restaurante muy recomendable, no entiendo porque no figura en la guía roja como Bib Gourmand. Dos días después de esta visita, MC y yo volvimos para darnos un atracón de ostras que os contaré en un próximo comentario.

  • Bacalao con judias del "ganxet" y curry verde

  • Arroz cremoso de ortiguillas de mar y erizos

  • Molleja de ternera con vieira y salsa de rustido

  • Dim sum de anguila a la brasa con caldo de setas y nori

  • Alcachofa confitada con cebolla escalibada, puré de ajo negro y caldo de jengibre

  • Ssäm de croqueta de pollo tandoori

Mediodía de miércoles y nueva visita (una al año cae) a este gran restaurante del Eixample (algú día tocará el menú degustación). El precio del menú diario se mantiene a 14 euros IVA inc. con varios platos con suplemento pero con unas 8 opciones de primero y segundo.

El único pero a la visita es que a mi amigo, que llevaba una bicicleta plegable, le pusieron algunas pegas para dejarla a nuestro lado argumentando que molestaba... al final la tuvo que dejar al lado de la puerta de entrada, lo que no es muy adecuado en una ciudad como Barcelona (nos tocó casi estar más pendiente de su bici que de la comida). La verdad es que me parece muy extraño que un restaurante de su categoría no cuide estos detalles porque tampoco traíamos un platillo volante. De ahí la nota en el servicio del vino... aunque pedimos una caña y una agua con gas (San Pelegrino), que traía un suplemento de 1 eur, lo que me parece razonable por la calidad y el ser de medio litro. Bebidas sin cargo adicional había agua, caña y refrescos.

Pasamos a lo que nos toca. De primero pedí garbanzos con bacalao y espinacas. Muy ricos, perfecta la cocción y buena combinación de productos. Un plato muy sano. Aun mejor estaban los calamarcitos que se pidió el colega, un plato de sobrasaliente.

El segundo bajó algo el nivel: los dos nos decidimos por el Tonkatsu, rebozado de carne (en este caso chuleta de cerdo) estilo japonés. La ración era muy grande y estaba bien cocida, pero no nos sorprendió ya que no era muy gustosa. Mi amigo, gran aficionado a la comida nipona, me comentó que el típico se hace sirviendo la carne a trozos y que no le entusiasmó.

Acabamos con pastel de queso que sí que mantuvo el nivel al que nos acostumbra el restaurante.

En resumen, sigue en su línea con el pequeño borrón de lo de la bici.

  • Tonkatsu de cerdo

  • Garbanzos con bacalao y espinacas

  • Tarta de queso

Un restaurante con más de 50 referencias en Verema significa que merece la pena, Y así es. Tiene un trato especial del vino (incluso del sake), una buena cocina y un precio superajustado y más para Barcelona ciudad.

Tiene un menú degustación general con 7 platos y postre a elegir, sin bebida, por 35€ con impresionante relacion calidad/precio. La carta de comidas contiene variedad de tapas, una especial dedicación a tapas de atún y sus diferentes partes del pez, 3 arroces y 4 carnes diferentes, todas de calidad; apartado de ostras, sugerencias del día. Para los atunistas hay menú degustación de atún con 5 platos de diferentes partes del atún rojo, por 42€.

Si la carta de comidas llama la atención, la carta de vinos es espectacular (por ejemplo, hasta 4 vinos de VT Mallorca), con su foto de etiqueta, información de variedades de uva y el precio (por ejemplo El Puntido 50€,  AN/2 a 20€). Un disfrute para elegir. Ante la petición de una clarita, la respuesta fue Damm Lemon en botellín.

El local no lo parece desde fuera porque aparenta más un restaurante de barrio de menús sencillos del día. Mesas básic as de madera con mantel correcaminos. Resto del menaje correcto. Buen servicio en sala y alguién muy dedicado a los vinos con quien merece la pena comentar y escuchar.

Cuatro para cenar que renunciamos con pesar al menú por venir de comida tardía y ser el primer dia de lo que apunta como intensa gastronomía en el viaje.  Compartimos al centro:

. chipirones rellenos con butifarra del perol y sus patitas (2) : buenos, sabrosos, buena cocción.

. patatas bravas con wasabi: curiosa presentación a modo de croqueta rectangular hecha con pure de patata en su interior y rebozado con patata crujiente por fuera. Más aparente y especial que sabrosa

. dim sum de rabo de toro: 4 piezas con buen sabor y cocción

. canelón frio de atún con guacamole y salsa Ponzu: sabroso y el atún hace de envoltorio (canelón)

. croquetas de erizos y ortiguillas (x4): muy interesantes

. chipirones con setas (rusiñol) como sugerencia del día: quedaron algo faltos de fondo

. mini steak tartare con toque japonés: bueno, se queda corto para compartir

. postre; tabla de quesos: no recuerdo cuales pero buena y variada

Acompañamos con pan de coca con tomate muy bueno

Para beber buscamos un vino local: Terra Remota 2016; gustó. Buena temperatura, dado a catar y servicio ocasional.

Servicio en sala diligente, incluso a veces con algo de agobio en la retirada de platos del centro y sin embargo el plato individual sirvió para toda la cena. Las presentaciones de los platos cuidadas.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar