Restaurante El raset

11
Datos de El raset
Precio Medio:
40 €
Valoración Media:
7.3 10
Servicio del vino:
5.9 10
Comida:
7.7 10
Entorno:
7.8 10
Calidad-precio:
7.4 10
Fotos:
0
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Dirección:
Código postal:
Tipo de cocina: Valenciana
Vino por copas: Añadir vino por copa
Precio desde 23,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)

Teléfono


11 Opiniones de El raset

Visita por la noche donde tomamos el menu degustación, como aperitivo sirvieron una cuchara de salmón marinado y pan con aceite de oliva y mantequilla. El menú en sí constaba de una tosta de jamon de guijuelo con tomate, tataki de atún con dos texturas, deconstruccion deempanadilla mollejas de cordero ysetas, luego puedes elegir plato principal entre pescado de lonja, arroz a banda o solomillo de ternera a trozos con una salsa y setas que fue lo que tome y norecuerdo el nombre.Mi mujer tomó lubina, muy buena también.
Luego postre donde sepuede elegir entreuno de chocolate y PX, otro de frutos rojos mas ligero o un sorbete.
Bebimos dos botellas de blanco.

Muy buen servicio yrecomiendo encarecidamente. Estos meses de verano pedir mesa dentro, donde gana muchísimo el restaurante.

Sin duda es uno de los clásicos de Denia y todo ello se puede deber a que cuenta con una terraza espectacular, con una ubicación maravillosa y un servicio bastante bueno.

En nuestro caso, cenamos tres personas y decidimos compartir un poco de jamón Ibérico y unas patatas rellenas, luego como principal un arroz a Banda. El Arroz muy bueno, en su punto y raciones que sin ser muy grandes si que eran correctas. El Jamón bueno, pero el precio era excesivo para la calidad y cantidad del mismo, y las patatas ni fu ni fa...

Carta de vinos bastante buena aunque los precios son también bastante elevados. En nuestro caso una botella de Cava (Codorniu)

Finalmente tomamos 3 cafés y salimos a unos 35 euros por cabeza, por lo que el precio es bastante alto para la comida que tomamos. La calidad, el servicio y el restaurante muy bien pero el precio es muy alto y desproporcionado

Mantenerse en la línea sin bajar la guardia ya es un mérito. Esa es la impresión que me dio El Raset. Por otra parte toda una institución en Dénia.
Tomé a la carta, con alguna sugerencia del camarero.
Cuando hablo de clasicismo puesto al dia no lo hago en forma peyorativa, lo que quiero decir es que siguen trabajando en su línea pero adaptando los platos al gusto actual, lo cual es en si mismo un gran mérito.
Tomé una especie de croqueta de salmón rebozada (tigre) un tartar de ternera, pulpo con patatas y mollejas con alcachofas. Todo excelente.
La carta de vinos es para mirarla detenidamente, debido a los precios de algunos vinos, pero siempre se encuentra algo con buena RCP, como este Pago de los Capellanes roble. El servicio del vino es mínimo.
Un sitio para no equivocarse.

http://www.ojoalplato.com/archives/5474

Nueva visita a este restaurante que no ha experimentado cambio alguno en lo que se refiere a la configuración, distribución y decoración del local. Sigue siendo un restaurante, con un ambiente cálido y acogedor, en el que te sientes a gusto, a lo que contribuye la composición y vestido, más que correcto, de las mesas.
El servicio atento y solícito a la más mínima indicación que puedas efectuar. Han mejorado, especialmente, en lo que al cuidado y atención del vino se refiere, pues, en cuanto, observan que tu copa precisa reposición, lo realizan de forma inmediata.
Los platos, ya sean elegidos directamente de la carta, ya del menú, bien presentados y suficiéntemente generosos, en cuanto, a cantidad.
La cadencia de servicio, presentación y retirada, notable. Amén de una
temperatura totalmente adecuada para saborear lo elegido.
El menú, que sigue siendo, de 23 euros merece el calificativo de excelente por su cantidad y calidad.
La última vez consistió en lo siguiente:
1.- EMPANADILLA DE BOLOÑESA: Una empanadilla cuya pasta recuerda a la tempura rellena de "guiso a la boloñesa". Cumple bien, por el punto de fritura de la empanadilla, y la ausencia de aceite, con su cometido de abrir boca. El relleno apetitoso.
2.- ENSALADA: Sería una reproducción de un carpaccio de distintas hortalizas, pues están cortadas en láminas finísimas, casi transparentes. Ello permite absorver el aliño y mantener todo su sabor. Se complementaba con calamar a la romana, atún en conserva, que por su color, textura y sabor, diría que, casero y mejillones en escabeche, plenos de sabor. Refrescante.
3.- CROQUETAS DE GAMBAS: Ejecutadas magistralmente por textura y sabor. La bechamel, perfectamente integrada con los trocitos de gamba, cremosa y a la vez sabrosa. La gamba, con sabor. Auténtico.
4.- SEPIONET SOBRE LECHO DE TALLARINES DE VERDURAS: En su punto justo de cocción, se deshacían en la boca. Sabor presente, perfectamente compenetrado con el de las verduras que ligeramente pochadas, le servían de base, sobresaliendo sobre todas ellas, un puerro dulce, casi confitado, que casaba perfectamente con el cefalópodo.
5.- CORVINA A LA PLANCHA CON SU GUARNICION: La piel del pescado crujiente. El interior firme y jugoso. Se aprecia perfectamente el sabor de la pieza. Natural, muy natural. Las verduras a la plancha complementan, de forma respetuosa, sin apoderarse, el sabor del ingrediente principal.
6.- ZUMO DE NARANJA: Refrescante y en su punto óptimo de sazón, lo cual, en la zona donde se ubica el restaurante, es lo normal.
En síntesis, creo, que el precio pagado por todo lo ofertado sigue siendo estupendo, máxime si se acompaña con unos productos de buena calidad, cocinados con esmero.
Continúa siendo altamente recomendable.
El precio es sin vino.

Restaurant, que constituye el buque insignia del grupo que lleva el mismo nombre, esta conformado por dos ambientes bien diferenciados. Uno exterior, carpa en la calle Buenavista, que sirve de reclamo a los múltiples visitantes en época turística; otro en una de las edificaciones rehabilitadas a las que se accede por medio de puerta recayente a la calle donde se ubica.
Este último fue el local elegido para la ocasión.
Decoración intimista y mesas vestidas con gusto; vajillas, cristalería y cubertería adecuadas. Buena separación que te permiten mantener una conversación sin oir la de las mesas contíguas.
Buena materia prima, excelente si tenemos en cuenta el precio del menú, 23 €/persona, presentada por un servicio atento.
Carta de vinos suficiente pero con precios altos; más aún si se compara con el precio del menú.
Excelente RPC.
El precio lo es sin vino.

Queriamos comer un arroz y elegimos el Raset

Cogimos sitio en la terraza , que por cierto al ser invierno y estar cerrada por esos plasticos semitransparentes queda un poco "cutre"
Cuberteria , cristaleria y limpieza correcta.

No hay nada que me moleste más que las prisas en el servicio, y a pesar de haber más de un 60 % de mesas vacías, tenías que espabilarte a la hora de pedir algo porque el camarero te dejaba con la palabra en la boca y ya se habia ido, eso si , luciendo una sonrisa.

Pedimos
1º unas cervezas de barril
2º Seis gambas de Denia hervidas
(Tamaño mediano/grande, servidas sobre hielo pero un pelin pasadas;
costaba pelarlas)(48 €)
3º Calamarcitos a la andaluza
(excesivamente enharinados y pasados de fritura, era necesario quitar el envoltorio para descubrir el calamarcito)

4º Un arroz a Banda para 2
>Como en tantos otros sitios el caldo muy bueno , pero el punto del arroz excesivamente crudo , de modo que cuando rompes el grano en los dientes, no solo es que el interior no tenga ningun sabor porque no le ha llegado el caldo de coccion , sino que la sensaciòn es la de estar masticando semola de arroz cruda , esa percepciones entre harinosas y terrosas que tan poco tienen que ver con lo que debe de transmitirnos un arroz a banda.

5º Un coulant de chocolate con helado de...
(Realizado al momento , muy bueno )

Bebimos un albariño con barrica concretamente Organistrum , servido a su temperatura (30 € )

No volveré , eso seguro

Decidimos comer de carta. Comida para dos
-Calamar a la plancha, con cebollita en tempura.
-Chopitos a la andaluza con verduritas.
-Arroz a banda
Todos los platos exquisitos y buenas raciones. Para beber cervezas y agua. Terminamos con coulant de chocolate y helado y cafes.

Tanto el local como el servicio muy bueno. Para tenerlo como referencia cuando mpase por Denia

restaurante en el paseo de la playa que , en verano, abre una terraza muy agradable. buena separacion de mesas con cuberteria, cristaleria , vajilla y manteleria de nivel medio.
cenamos el menu degustacion que consistia en :
Coca con jamon iberico y tomate
Ensalada con diferentes productos
Calamar plancha
y de segundo presa iberica (estupenda, con un punto de coccion perfecto y sabor muy intenso), lasaña de rape y gambas (sabrosa y melosa) y un excelente arroz a banda.
De postre coulant de chocolate con helado de jengimbre. El chocolate era , segun los que probaron , de primera calidad. Yo tome sorbetes variados bien conseguidos.
Muy buena presentacion de los platos, con materia prima de calidad y adecuada coccion.
Servicio de vino flojo (se limitan a abrir la botella y ni siquiera lo dan a probar) y carta de vino extensa pero con precios muy elevados.
Buen servico de sala, dispuesto y servicial.
El precio del menu es de 30 euros, lo cual, dado el entorno y la comida hace que tenga una RPC muy buena
El precio es sin vinos

Primera visita a este restaurante. Dispone de dos comedores, uno para fumadores pequeño pero muy acogedor (yo no lo soy pero las compañías ..) además de una terraza con vistas al puerto. El lugar tiene encanto.
Respecto al vino, la carta sin ser nada del otro mundo dispone de suficientes referencias como para disfrutar. Nosotros tomamos un Enrique Mendoza Chardonay, servido en cubitera de pie con hielo y agua y en copas aceptables.
La comida ha sido excelente. Aperitivo de carrillada, Ensalada de milhojas y gambas, chopitos con verduras muy ricos. Luego he disfrutado de un San Pedro en su punto con un excelente acompañamiento. De postre canutillos de chocolate blanco con fresas y frutas del bosque. Moscatel de E. Mendoza y café mejorable.
Atento servicio muy profesional, muy buen pan y detalles como petit four. Muy bien.

Interesantísima opción la que ofrece este restaurante (realmente todos los de la zona) de ofrecer un menú de mediodía para cualquier día de la semana, incluido los domingos a muy buen precio, en este caso un aperitivo, 3 entradas para compartir, arroz y postre a 22€.
Comimos en la terraza acristalada con vistas al puerto.
Las entradas consistían en una ensalada, boquerones en tempura y pulpo. Muy bien ejecutadas las tres y con buena presentación. Excelente el arroz a banda como plato principal. Se pueden elegiur otras opciones en lugar del arroz, que pueden variar sensiblemente el precio final
No puedo comentar el tema del vino, ya que no tomamos.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar