Seis meses después....

disfruto otra botella de este sobresaliente vino.
Los aromas ahora estan "dominados" por los balsámicos, que se encuentran en primer término, después salen leves toques de maderas y el resto continúa igual que lo indicado en la valoración anterior.

La boca es un poco más compleja que la prueba de la última vez, el paso suave y al mismo tiempo equilibrado y redondeado, los taninos nobles, bastante bien el retronasal y el final larguito y con bastante persistencia.

En general ha ganado en complejidad y ha perdido "pelin" de elegancia y finura.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar