Ariyanas. David Tinto Dulce 2017

Vino Ariyanas. David Tinto Dulce 2017

Puntuación del vino
Puntuación sobre 100:
98
Puntuación Media:
9,5
Calidad-precio:
10,0

País: España
Tipo de vino: Dulces y Generosos
Crianza: Con crianza
Graduación (vol): 12,50%
Varietales: Merlot
Precio aproximado: De 10 a 19,9 €
Descripción

Elaboración: Naturalmente dulce

Varietales: Merlot

2 Opiniones de Ariyanas. David Tinto Dulce

No es fácil encontrar la dulzura de un niño en un vino, y menos aún cuando esa dulzura, esa delicadeza, se conjuga, casi de manera contradictoria, con la profundidad y la madurez que solo la experiencia de los años es capaz de conseguir. En un vino, al igual que en una persona. Ariyanas David tiene nombre de niño, pero su alma se hace grande, añada tras añada, sin apartarnos nunca de esa inocencia primigenia que siempre ha sido su razón de existir.

Esa inocencia se transcribe en los colores tenues, ligeros de capa, de delicadas tonalidades cereza, con los que nos muestra su presencia. El vino se hace llanto de niño en esa profusa lágrima que lo adorna, lenta en su discurrir por la copa, tintada de rubíes por doquier.

Los aromas se dejan llevar por la vivacidad arrolladora de la más delirante infancia: los frutos del bosque recién confitados, los arándanos y las grosellas en sazón, la manzana roja crujiente y madura... De la copa emanan aromas que harían las delicias de cualquiera que conserve su alma de niño, que recuerdan al caramelo de nata, al algodón de azúcar de feria, al chocolate con leche con frutos rojo desecados, pero también sutilmente a la crema de avellana y al regaliz dulce. Es en esa complejidad, en esa paleta de aromas amplia y sugerente, donde el vino muestra una madurez de espíritu encomiable, una conversación profunda que merece toda nuestra atención y nuestra entrega.

Pero es en la boca donde el dulzor comedido del vino nos acaba conquistando, como ese niño que nos embelesa con sus medias palabras y su inocencia desprovista de complejos. Y es así como el vino se muestra sabroso, balanceado por una frescura pura y limpia que transporta toda la carga frutal de los frutos rojos maduros, de la algarroba dulce y del regaliz. Discurre tiernamente, con la textura aterciopelada que le regalan unos taninos maduros y delicados, hacia un final largo que nos deja con la mirada perdida en los recuerdos de aquel niño que un día fuimos.

DATOS

La uva se vendimia madura (no sobremadura) y después se asolea en rejas flotantes en la bodega durante unos 2-3 dias. Se despalilla y entra en un depósito de acero inoxidable muy frío para extraerle color, pero taninos lo menos posible, durante 7 días. Luego pasa por la prensa, para separar los hollejos del mosto, y vuelve a un deposito frio (15ºC) y empieza la fermentación de forma espontánea.

Se para la fermentación en frío, se realizan trasiegos, se añade SO2 y desciende la temperatura a -3 o -4 ºC.

Las levaduras de este mosto es siempre super-fuertes, y cuesta mucho parar la FMA totalmente. Se tienen que hacer varios trasiegos (incluso hasta 7-8 veces), y estar muy atentos todas las horas del dia para que no fermente de nuevo.

Se deja subir la temperatura cuando el vino está completamente tranquilo y luego pasa unos 4 meses en barrica de roble francés.

 

CATA AD HOC

Botella 37,5 cl.

Tapón sistema Vinolok.

12,5% abv

 

Color púrpura, profundo, brillante, con lágrima en copa movida. Como un terciopelo en copa.

Pronunciados aromas de frutas rojas, negras y mermelada: Fresa, mora, cereza. Regaliz rojo, miel y flores (violetas). Joven.

En boca presenta acidez media+, taninos medio+ sabrosos, con el verdor justo. Un ataque en boca espléndido, muy envolvente.

Vino dulce y goloso con muchos sabores de mermelada de fresa, frambuesas, frutos negros (cereza, ciruela, moras muy ricas), licor de guindas, mentolados y cáscara de frutos secos.

Notas de miel de campo y puntas de violetas y rosas.

Final largo afrutado y sabroso.

 

A las 24 horas, la fase gustativa es maravillosa, soberbia, llena de fruta roja (fresas, cerezas), mermelada de cereza y ciruela, además de jarabe, piruleta de fresa, puntas mentoladas y algo amargas que invitan a beber, por el gran equilibrio entre azúcar, acidez, alcohol y sabores de uva. Fondo de chocolate con frutas. Hoy los taninos están algo más medidos. Los sabores son primarios y desarrollará complejidad. El grado de concentración es superior y de mucha fruta, expresando calidad y Merlot muy varietal. Final eterno y muy intenso, “outstanding”.

 

En conclusión,

Es un vino de muy buena calidad y potencial para envejecer dados sus componentes estructurales.

El equilibrio azúcar, acidez y fruta es espectacular en un vino sin fortificar.

 

MARIDAJE AD HOC

El mejor maridaje es la Tarta SACHER ad hoc, acompañada de un coulis de cereza negra y por supuesto, chantilly vienés.

 

NOTA AD HOC

95/100 puntos … in crescendo.

 

 

REDES SOCIALES

https://www.instagram.com/p/BjNShw9BjnlDvU11urBcAEHVTcexVL3zUdtz5U0/?taken-by=winewiththedoc

https://www.instagram.com/p/BjXP1pzB8EF7wN4Z7IqqeFhd4va5Xv5ER253FE0/?taken-by=winewiththedoc

https://www.facebook.com/photo.php?fbid=1788445877906588&set=a.210242985726893.53069.100002235804725&type=3&theater

https://www.facebook.com/JavierAzcona.Malaga/videos/1131951206948113/

 

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar