Vino Clos Mogador 2008: Fruta, frescura y bosque mediterráneo.


Queremos hacer un apunte que creemos es básico para estos vinos. Son vinos con los que se ha de tener paciencia, entenderlos y que después de haber probado diez vinos que René Barbier elabora el Priorat, llegamos a la conclusión de que no tiene mucho sentido hacer una nota de cata convencional, por varios motivos, por la evolución una vez abiertos que tienen, al momento te ofrecen una cosa y al cabo de tres horas todo cambia y te ofrecen nuevas sensaciones y porque seguramente si abrimos los mismos vinos dentro de seis meses o un año no tendrán nada que ver con lo que son ahora y seguramente te trasladarán con nuevas sensaciones y no porque estén más maduros sino por lo vivos que aún están. Vinos emocionantes.

Vino catado en cata vertical de Clos Mogador 2008, 2007, 2006, 2002 mágnum i 1997.

Decantado 1h antes, añada redonda y madura.

Visual: Color rojo picota, tinta la copa, borde cardenalicio.

Olfativa: Alta intensidad, espectacular ya este primer vino, complejo, mucha fruta, (grosella, mora, frutillos del bosque), pimienta, frescura, apunte herbáceo aromático y verde, mentolados.

Gustativa: Ataque potente, elegante, redondo, amplio, goloso, sensaciones verdosas, largo, mineral y muy frutal en boca.

La inversa al 2007, éste nada más abrirlo encontramos fruta.

No puntuamos, por su evolución, porque darán más de sí y porque son vinos para disfrutarlos.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar