Vino Viña Ardanza Reserva 1982: ¡¡ Qué penita de vino !!


Botella de pésima conservación que al abrirla ya anunciaba el desastre. El tapón muy flojito, solo tocarlo cayó al fondo y al servir el vino nos encontramos un líquido destrozado, totalmente precipitado y de un color ocre clarito.

Qué penita de vino, con las ganas que le tenía a esta añada de Ardanza.

Doble amargura porque era botella única, aunque esperamos hacernos con otra en breve.

Evidentemente no voy a puntuar. En fin, los riesgos de los viejunos.

Snifff...

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar