Amarillo intenso con tonos dorados y verdosos. Muy brillante y glicérico.

Amarillo intenso con tonos dorados y verdosos. Muy brillante y glicérico. Aroma de buena intensidad donde sobresalen notas agrias de botrytis junto a membrillo, césped, humo, notas florales y minerales. En boca es dulce y de tacto oleoso. Agradable sensación agria, con recuerdos de piel de naranja y aceitunas. Es muy cálido, sabroso, fresco y ligero. No es profundo ni tiene una gran estructura y su acidez es justa. A pesar todo, al no ser excesivamente dulzón ni empalagoso se muestra equilibrado, fino y elegante. Final dulce, amielado, con notas agrias y amargas. Correcta persistencia. Buen vino, no es un gran Sauternes pero se muestra ágil, facil de beber y se agradece enormemente que no sea excesivamente dulce. Deja un gran recuerdo y la botella vuela.

Cookies en verema.com

Utilizamos cookies propias y de terceros con finalidades analíticas y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias a partir de tus hábitos de navegación y tu perfil. Puedes configurar o rechazar las cookies haciendo click en “Configuración de cookies”. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para más información puedes visitar nuestra Ver política de cookies.

Aceptar