Vino Pendón de la Aguilera 2012: Pendón de la Aguilera


De color rojo picota y buena capa, limpio y brillante.

La nariz es de buena intensidad tras aireación, llama la atención su amplia paleta aromática y la elegancia de las notas percibidas. En primer termino marcados balsámicos que recuerdan al pino y al eucapalipto, a su lado fruta roja fresca y mermelada de frutas negras, sotobosque, notas florales que recuerdan a las rosas, hoja de tabaco, mineralidad y fondo ligeramente tostado que redondea el conjunto.

En boca tiene magnífica entrada, sedoso, aterciopelado, con una gran acidez que forma el esqueleto del vino, elegante en un paso de buen cuerpo, tanino pulido, fruta y crianza en buena integración acompañadas de sensaciones especiadas y minerales, complejo, amplio y muy largo. Retrogusto complejo que recupera lo apreciado en la fase olfativa. Un grandísimo vino al que le queda mucho recorrido.

Recomendado por 2 usuarios
Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar