Vino Rebeldes 2018: Correcto.


Vino encerrado en una botella borgoñona que está tapada con un correcto corcho. Vestida con una etiqueta que respira cierta modernidad.

    A la vista un color amarillo acerado. Limpio y brillante. Buena, fina y lenta lágrima en su carrera por el cáliz de la copa.

    En nariz frescas frutas blancas, leves de hueso y cítricas.

    En boca está fresco, jovial, untuoso, glicérico, mineral y con ricas frutas en sazón. Mantiene una acidez que invita a beber y que le puede dar 2-3 años de vida en perfecta forma. Grato, fresco y frutal paso de boca. Es un vino largo. Me da una permanencia de 1,45 minutos

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar