Vino Viña Gravonia Crianza 2008: Gran blanco de excelente RCP en una añada algo más fresca


Botella bordelesa típica de Viña Gravonia (sin redecilla) pero con etiquetado, cinta adhesiva y cápsula similar a sus hermanos mayores Viña Tondonia. Corcho de buena calidad y longitud (aunque algo menos largo que el que utilizan tanto el Blanco como el Tinto Reserva de Viña Tondonia). Huele excelentemente bien aunque observo que ya ha penetrado el vino hasta 1/3 del corcho y que, por algunas zonas, asciende peligrosamente el rastro del vino hasta casi el límite del corcho.

Abierto 2 horas y media antes de disfrutarlo y mantenido a unos 10-12ºC con jarra térmica.

Visual

Amarillo dorado pálido algo pajizo pero también con reflejos dorado oscuros, limpio, brillante, de fina y abundante lágrima de lenta caída (la lágrima es más visible conforme aumenta la temperatura en copa). No aparenta tener 10 años. (9,1)

Nariz

Al inicio, frío y recién abierto, aparece algo tímido, cerrado y parco en aromas.

Con el tiempo, la oxigenación y la temperatura es otra cosa. Es un blanco de buena intensidad, con fruta blanca de hueso y fruta cítrica algo madura (cáscara de naranja y ralladura de limón), papaya madura, herbáceos de monte, vainilla, nuez moscada, balsámico-mentolados intensos, ligero fondo de madera americana, lácteos, natillas de vainilla, ligero toque de crema pastelera e incluso recuerdos como a almendras amargas. Bouquet de intensidad media plus pero de excelente complejidad. (9,1)

Boca

Ataque de magnífica acidez, fresco, sabroso y de notable contundencia, volumen y grosor para tratarse de un vino blanco;  vino que se "masca", algo denso si se toma más caliente y algo menos denso y ligero (en sensaciones) si se toma más fresco; blanco de bastante cuerpo y bastante estructurado. El paso por boca es, a la vez, ligero, vertical y expansivo (aunque parezca contradictorio), es un vino que va en todas direcciones de una forma medida: empieza expansivo pero termina vertical y directo. Muy jugoso y complejo en el paso por boca donde se percibe la fruta madura pero todos los matices de la madera, las especias, las vainillas, los lácteos y esos mentolados estupendos. 

El final es largo, muy largo, casi eterno con notas de fruta madura, vainilla (natillas de vainilla), crema pastelera y un fondo de madera en un retrogusto complejo y sensacional; en vía retronasal no va para nada a la zaga y reaparecen casi todas las sensaciones de la fase olfativa con unos balsámicos, cáscara de naranja, lácteos de postre, notas fúngicas de setas, monte bajo y nuez moscada que lo rematan fenomenalmente bien. (9,4)

Un año más: excelente vino Blanco Crianza este Viña Gravonia de López de Heredia en una añada 2008 algo más fresca de lo habitual (sólo tiene 12.5% de alcohol). Esta mayor frescura, además de acidez, preserva más la fruta y hace que el golpe de madera sea algo menor, haciéndolo un vino más elegante, fresco, fácil de beber y con un buen potencial de envejecimiento en botella (de, al menos 10 años más si se conserva adecuadamente).

Su PVP rondaba hasta hace pocos años los 12-13€. Actualmente ronda ya los 15-17€ aunque, en mi caso, de oferta, pude conseguir 3 botellas por 13,50€. Excelente RCP para lo que ofrece: pocos o ningún vino blanco en España, es capaz de ofrecer a los 10 años lo que ofrece este Viña Gravonia pagando 13-14€ y, lo que es más importante, con el potencial de envejecimiento en botella que tienen estos vinos (tiene 10 años y está empezando ahora mismo, puede vivir 10 o más años en botella sin problemas y sin pérdida significativa de virtudes).

Veremos en el futuro lo que deparan las botellas que aún conservo.

Recomendado por 2 usuarios
Banner Socios Club

Novedades de Verema

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.

Cerrar