Frescura equilibrada.

Vino encerrado en una botella bordelesa que está vestida con una etiqueta de diseño clásico con un ligero guiño a la modernidad y en la que predomina el color rojo y el blanco. Corcho que la cierra de aglomerado y que está ligeramente tintado por su contacto con el vino.

      A la vista un color rojo picota-granatoso y con guiños violáceos de capa media alta. Limpio y brillante. Ribete granate y con ligeras notas cardenalicias. Correcta y fina lágrima que en su lento deslizamiento por la copa la tinta.

      En nariz gustosas, abundantes y frescas frutas rojas en sazón. Elegante madera de su crianza integrada y en segundo plano. ¡Mandando la fruta!.

      En boca es fresco, frutal, fino, con la madera integrada y poco presencial. Está equilibrado. Es mineral y tiene un grato, franco  y fresco paso de boca. Taninos domados. Es un vino largo. Me da una permanencia de 2,30 minutos.

Recomendado por 1 usuario
Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar