Vino Gran Coronas Reserva 1998: Complejidad y personalidad. Una maravilla.


Color rojo picota intenso con pequeño ribete marón – teja. Magnifica nariz, muy compleja y original, aromas de grosellas silvestres entremezcladas con sensaciones especiadas y de piel de Rusia que deja como una recuerdo de colonia varonil y algo de licor de frambuesas. Hay notas cítricas de ralladura de naranja, compotas, tabaco, maderas viejas y ebanistería. Las notas vegetales y de piracina se encuentran muy integradas en el conjunto del vino y le dan complejidad a todo el proceso olfativo. También sale toda una serie terciaria de especias, humus, hojarasca e incluso notas cárnicas que hacen de este vino una maravillosa experiencia sensorial. Siempre prevalecen las grosellas negras con un puntito licoroso. En boca es muy rico, con ese punto sápido y frutal de la grosella ( zarzaparrilla ) que se hace duradero en el paso y al mismo tiempo traslada equilibrio y sedosidad. Es fresco, largo, llega hasta un posgusto donde se posan las sensaciones frutales, tostadas y vegetales muy limadas por el tiempo en botella. Una maravilla encontrada en unos de los nichos de mi bodega y que demuestran el enorme potencial de guarda de estos vinos de Bodegas Torres cuando se dan las circunstancias adecuadas.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar