Vino Lagar de Cervera 2012: ¿Que no saben envejecer?.


Vino encerrado en una botella bordelesa estilizada. Vestida con una etiqueta de diseño moderno y colorida, en la que predomina el color amarillo. Cerrada con un corcho de calidad.
A la vista un color amarillo limón, limpio y brillante, con una buena, densa y lenta lágrima en su deslizamiento por el cáliz de la copa.
En nariz buenas y elegantes frutas cítricas, fruta blanca y leves tropicales.
En boca está muy elegante, equilibrado, con carga frutal, sedoso, untuoso, glicérico, con una fresca y viva acidez que invita a beber y que le va a dar un par de años más de vida en plenitud. Es un vino largo. Muy agradable paso de boca. Me da una permanencia de 2,30 minutos.
Este vino es una clara demostración de que los albariños, bien elaborados, saben envejecer.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar