Restaurante Ca Xoret en Meliana
  

Restaurante Ca Xoret

12
Datos de Ca Xoret
Precio Medio:
29 €
Valoración Media:
7.6 10
Servicio del vino:
7.3 10
Comida:
8.1 10
Entorno:
7.1 10
Calidad-precio:
7.9 10
Fotos:
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Dirección:
Código postal:
Tipo de cocina: Valenciana, Tradicional
Vino por copas:
Precio desde 22,50 € (precio más bajo introducido por un usuario)

Teléfono


12 Opiniones de Ca Xoret

Prueba superada porque comer con la calidad que hemos comido y sobre todo, la atención del personal, no es normal. Y digo que no es normal cuando en el mismo restaurante y al tiempo hay una comunión, un cumpleaños de unas 20 personas y tres comidas familiares de 8 ó 10 comensales, y comes con la misma calidad y atención que un día "normal" es para agradecer y valorar. Creo que todos sabéis de que hablo.
Reservé el miércoles y cuando llegamos y vemos multitud de mesas muy colectivas y sólo la nuestra (y una en la entrada) de tres, pues pensé que ya teníamos cocina colapsada y servicio atacado. Uff...
Nada de eso; cartas enseguida, comanda inmediata a cargo de Nuria (profesional donde las haya) y otro compañero del que no sé el nombre muy atento todo el tiempo. Y lo mejor, y lo raro en estos eventos agobiados: sonrisas y cordialidad todo el tiempo y servicio inmediato.
La comida, pues más de lo mismo:unos calamares andaluza, esgarraet y foie micuit, todo ello correcto, con pan tostado con tomate natural. Y paellita PERFECTA ya sin alcachofas pero con caracoles. Todo muy bueno. Flan de almendra y sorbete de limón como postres.Dos cañas, agua sin gas, Pago de Carraovejas, dos cafés y pacharán abundante.

Hoy me han cautivado porque pensaba que iba a ser el típico desastre por los eventos. Salvo el jolgorio (que la verdad, ver niños y padres felices hoy en día es un placer)la misma atención o aún mayor porque se hacían cargo de que los eventos a veces no gustan a los que no están en ellos.
Un diez por la atención, la paella muy muy buena y lo demás, también más que correcto. Restaurante fichado

El título debe explicarse para que no haya equívocos: es un restaurante mucho más que digno, mesas separadas y amplias, mantel de tela, cubertería, copas y vajilla de categoría. Es una casa de pueblo, acondicionada la casa y mentalizadas las personas que están en ella para dar de comer a quienes acuden:buen producto y mucha cordialidad.
Objetivamente no hay mucho que añadir a los comentarios anteriores por lo que daré mi percepción personal, subjetiva.

Llegamos a las 13:00, con el personal acabando de comer. Esperamos fuera y no sólo no les molesta sino que nos sacan a la calle, una carta para que vayamos viendo. Entramos y después de un "bon profit" dedicado al personal que acababa sus cafés nos acomodan en una mesa amplia y luminosa.

Pedimos a la carta aunque hay varios menús: calamares romana (Nuria, una camarera atentísima todo el tiempo) nos sugiere que media ración; estuvieron correctos (son a la andaluza con un rebozado añadido de pan rallado), unas almejas con salsa de alcachofas en media ración, (lasalsa de alcachofas se acabó a cucharadas: sublime)y unas croquetas (ALMÓNDIGAS les llaman, supongo que acogiéndose a las licencias que al respecto ha aprobado recientemente la RAE) variadas de bacalao, jamón ibérico, boletus y bogavante. También correctas.
Cambio de platos y cubiertos constante.
Luego habíamos encargado una paella valenciana con alcachofas. La sacó a la mesa la propia cocinera (estamos en una casa de comidas) y no quedó ni un grano.
Dos postres de helado y crema TOSTADA (que aquí ya lo habíamos inventado), dos cafés y pacharán.

Como bebidas dos cañas, agua mineral y un Pago de Carraovejas crianza 2011 perfecto de temperatura.

Pongo muy buena nota al servicio de vino porque, a mi entender, hicieron lo que toca: enseñarlo antes de abrirlo, darlo a probar, tenerlo bien conservado y permitir que el comensal se lo sirva cuando le apetezca y en la cantidad que considere (estoy harto de servicios de vino muy atentos que te llenan la copa, supongo para tardar más en volver, sin considerar si es blanco, que requiere pocas cantidades para que no se caliente)

Así que, en fin, comida muy agradable, más que correcta en la calidad y con una atención amable a más no poder: simplemente te hacen sentirte a gusto. Desde luego volveré muchas veces

Hemos ido hay a comer a este restaurante y hemos tomado el menú Huerta que hemos acompañado con refrescos y agua, por lo que tengo que volver para cenar o comer como toca (con un buen vino).
El menú se componía de los siguientes platos:
- Croqueta de bogavante con cebolla caramelizada. Correcta sin más.
- Clochinas. Magníficas, en su punto de cocción y sin artificios que estropean el sabor.
- Puntilla. Muy buena y nada aceitosa, en su punto.
- De plato principal arroz a banda. Buenos sin más.
Las raciones correctas y el servicio acertado.

Invitado por el inquieto Grupo de Catas Valencia y aunque Josep Gallego ya reflejó el comentario sobre la cena. Al ser mi primera visita a Ca Xoret y como está me sorprendió gratamente aquí va una pequeña crónica del evento:

Llegamos puntuales a la cita en el barrio Roca de Meliana. Nada más entrar un recibimiento acorde: Manzanilla pastrana pasada Hidalgo acompañada de encurtidos y jamón.
Una vez intercambiados saludos e impresiones ocupamos mesa los 13 comensales dispuestos a dar buena cuenta del menú y los vinos sorpresa escogidos por Mel y Josep.

Entrantes Individuales

Puré de Patatas con Pulpo a Feira

Esgarraet

Sepia con Cebolla

Albóndiga de Bacalao con Tomate Pimiento y Tollina

Vieira a la Plancha con Cebolla Caramelizada


Plato Principal

Arroz Caldoso de Crustáceos (Buey de Mar, Centollo, Cangrejo, Galera)

Postre

Cuajada de Horchata y helado de crema de Xufa.

Toda la comida acompañada de un pan de extraordinaria calidad servido con AOVE de Montán (Castellón). También pudimos probar un Aceite de Chufa que particularmente no me dijo nada.

Los platos de buen nivel. Comida tradicional valenciana (de tota la vida) con algunos guiños más modernos como el puré de patatas con pulpo (muy destacable) o la vieira. La sepia con cebolla creo estar en lo cierto si digo que fue el plato de la noche para casi todos. ¨Tiernísima acompañada de la tradicional cebolla y una salsa trabada que invitaba a no parar de mojar. Un plato aparentemente fácil pero al que yo llamo Guiso de paciencia


Al arroz como cita Josep algunos llegamos muy justos (El pan hizo estragos). Buen fondo y de potente sabor. Buena excusa para volver y probar algún arroz seco.

El postre original: una suave cuajada de horchata y refrescante la crema de Xufa.

VINOS

Si seguís de vez en cuando a Catas Valencia ya sabréis que no se andan con medias tintas en esto del Vino. Normalmente hay una temática. La de esa noche era La Bodega de Mel y no se quedaron cortos. Ahí va el festival:

1.- Aalto Ps 2005. Bodega Aalto. D.O. Ribera del Duero

2.-Izadi Expresión 2001. Bodegas Izadi D.O. Rioja

3.- El vino del tio de Mariam D.O. Calatayud (aunque no está amparado por la D.O.)

4.- Árboles de Castillejo 2012. B. Castillejo de Villarrobledo. D.O. La Mancha

5.-Reserve de Gassac 2011. Pays de l’Herault, subzona de Languedoc-Rousil.

6.- Alcovi Blanco 2012: Vino de mesa. Almedíjar (Castellón

7.- Mas d’en Compte 2008. D.O. Priorat

8.- Chivite Colección 125 Blanco 2005. Bodegas Chivite D.O. Navarra

9.- Chaeau Romassan Bandol 2004. Bandol, subzona de la Provenza

10.- Emeritus 2000. Marques de Griñon. D.O. Dominio de Valdepusa

11.- Sidra Valveran 20 manzanas. Sariego, Asturias. Sidra de hielo

11 Vinos 11 de los que sin duda me quedo con Izadi, Chivite y Emeritus. Muy original la refrescante Sidra de hielo.

En cuanto al local es cómodo y espacioso con dos salas y decoración tradicional valenciana. El servicio fue en todo momento como si estuviéramos en casa con la añadidura de la complicación de los vinos.

Destacar la bonita y bien surtida bodega situada a la entrada de este enamorado del vino que es MEL un joven inquieto de este mundillo que acompañado por su familia defiende la tradición culinaria valenciana: HUERTA y MAR.
Gracias Catas Valencia.

  • La Bodega de Mel. Catas Valencia

Con motivo de la cata del mes de abril visitamos este restaurante situado en el barrio Roca del municipio de Meliana, en plena Huerta. El local es amplio y cómodo, puede ser un bar de tapeo o un restaurante en el que comer y cenar cómodamente. La cocina se basa en producto y tradición de la zona y en ese sentido cumple con creces las expectativas. Nosotros estuvimos muy cómodos, buenas copas, vajilla y cubertería, detalles desde el principio, un servicio familiar y próximo y unas elaboraciones típicas con un excelente producto.
También debe destacarse la oferta en vinos, colma con creces la cocina, la inquietud de Mel en este campo le lleva a disponer de una gran cantidad de referencias tanto en carta como fuera de ella capaces de satisfacer y sorprender a cualquiera, de hecho los vinos de la cata procedían de ella y los seleccionamos ambos entre muchas opciones.
El menú fue el siguiente:
ENTRANTES INDIVIDUALES
Puré de Patatas con Pulpo a la Feira
Esgarraet
Sepia con Cebolla
Albóndiga de Bacalao con Tomate Pimiento y Tollina
Vieira a la Plancha con Cebolla Carameliza
PLATO PRINCIPAL
Arroz Caldoso de Crustáceos
(Buey de Mar, Centollo, Cangrejo, Galera)
POSTRE
Cuajada de Horchata y helado de crema de Xufa

Todos los entrantes bien ejecutados, muy buen producto, me encantó especialmente la sepia con cebolla, pero por citar alguno de los platos. El arroz muy rico también, creo que si de algo nos quejamos fue del exceso en las raciones que nos llevaron a que el arroz nos superase a muchos de nosotros. El postre muy refrescante, lo necesitábamos así después de todo.
El pan muy bueno, con aceite de calidad y muchos otros detalles que hicieron muy grata la velada.
Dar las gracias a Mel y a todo el personal del restaurante, muy familiar, por cierto, por una gran cena, muchos detalles y un trato estupendo que deseo hacer constar, sin entrar a hablar de los vinos que ocuparán otro espacio. El precio no incluye vino.

Comida familiar compuesta de clochinas al vapor muy ricas, unas croquetas de bacalao aceptables, croquetas de bogavante a mejorar y unas bravas perfectas. Paellita de pollo y conejo con alcachofas que aunque no estaba mal, me esperaba un poquito más, de vino elegimos un Pruno 2008 que acompaño perfectamente al arroz. Sorbetes y cafes. Estuvimos en una terraza acristalada con mucho calor, lo que hizo que la comida no brillara como debiera. Buscaremos mejor o peor tiempo y volveremos.

2ª vez que comemos en Ca Xoret y vuelve a convercer, mucho!!

Carta de calidad, infinidad de arroces: he probado 3 y a cada cual más bueno.

Trato exquisito de camareros y dueño.

Muy buena Relación Calidad-Precio. 25 eur/persona por entrantes, bebida, arroz, postres y café.

Repetiré muchas veces.

Volvimos a ir a comer a Ca Xoret, compañero de trabajo durante años en una empresa de porcelana.

Entrantes:
Calaramares, Sepia y Albondigas de Bacalao,junto con "allioli"
Correctas en cuanto presentacion, sabor y cantidad. como siempre el "allioli" estaba impresionante en cuanto a textura y sabor.

Comida:
Paella del "señoret", muy buena en cuanto a sabor y cantidad, como unico "pero", estaba un poco con exceso de aceite, pero no se hizo pesada despues.

Regada con vino blanco de Valencia , no recuerdo el nombre, pero era un Sauvignon correcto en presencia y frescura. 2 botellitas,

Postre, helado de limon, correctoy cafe bueno tambien.

Buena separacion entre mesas y buen servicio, como unico "pero" estabamos en la terraza exterior y el tema de la insonorizacion no era el adecuado, habia un grupo de personas que era bastate ruidoso, estabamos en fallas y era tampoco resulto excesivamente molesto.

Agradable sitio para comer en familia y Melchor se porto como siempre perfecto, Luego nos tomamos unas copitas de Reymos.

Como dicen los anteriores comentarios, es un restaurante típico valenciano de la huerta, con sus azulejos,..., y comida.

El servicio genial, muy agradables, y la comida,bien, correcta.

Pedimos clochinas, muy buenas, y unas croquetas, normalitas. Un arroz a banda, bueno, un tiramisú, recargadisimo de azúcar que no me gustó nada, y cafes.

Estuve de nuevo en este agradable restaurante disfrutando de una muy agradable comida en familia.
Degustamos unas exquisitas clochinas que estaban perfectas.
Probar cuando valláis las mondonguillas no os arrepentiréis.
Después probamos unas navajas fresquísimas y enormes que hicieron las delicias de mi mujer y mis hijos.
Para comer nos dejamos aconsejar por Mel y nos puso delante un espectacular arroz con rape y cigalas del que no voy a decir nada pues no me salen las palabras, se me caen las lágrimas solo de recordarlo.
Mel nos sorprendió con un vino envuelto en papel aluminio como sorpresa lo estuvimos bebiendo durante toda la comida y cada vez estaba mejor al finalizar descubrimos para nuestra sorpresa que se trataba de un vino de Toro “San Román” seguramente no lo habría sido nuestra elección por eso fue todo un descubrimiento .

Para terminar rematamos con un queso cremoso de papaia, una copa de nata y nueces y una copa doppio de chocolate. Todo especialmente bueno no sabría decir que me gusto mas pues por supuesto lo probé todo.

Tengo que destacar el café, cortito como me gusta a mí y con sacarina en pastillas totalmente perfecto.

Gracias a Mel y a toda su familia el trato genial como siempre espero volver muy pronto.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar