Restaurante Cava Siglos en Valencia
  

Restaurante Cava Siglos

8
Datos de Cava Siglos
Precio Medio:
23 €
Valoración Media:
5.6 10
Servicio del vino:
4.9 10
Comida:
6.0 10
Entorno:
5.8 10
Calidad-precio:
6.0 10
Fotos:
 
País:
España

Provincia:
Localidad:
Zona: Ciutat Vella
Dirección:
Código postal:
Tipo de cocina: De mercado
Vino por copas:
Precio desde 14,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)

Teléfono

Restaurante Cava Siglos tabla de quesos franceses

8 Opiniones de Cava Siglos

Encontramos este local en pleno Barrio del Carmen. Pasábamos muchas noches por su puerta al pasear por la calle Caballeros en dirección a algún otro restaurante. Nos atraía su cava acristalada, su barra bien nutrida, sus mesas dispuestas en plan casi sidrería… ¡Cómo echamos de menos el tapeo norteño! Si Valencia lo tuviera sería ya la repanocha.

Y si hubiera algún otro de este estilo cerca, se podría montar un pequeño circuito… pero no.

Así que un día, en lugar de hacer lo que nos hubiera gustado, que es tomar un vino y una tapa y al siguiente, entramos a tomar unos cuantos pinchos. Eso sí, en la barra. Éramos los únicos, el resto de la parroquia estaba sentada.

La barra tiene unos cuantos pinchos a la vista, bien expuestos, que puedes pedir directamente. Pero no tienen excesivo aspecto de frescura... Así que nos decantamos por la otra opción, que es una pequeña carta de pinchos elaborados en el momento.

Tomamos:

Lomo de sardina ahumada sobre tosta con cebolla, alcaparras y huevo.
Coca de Dacsa con atún, huevo duro y anchoa.
Rollito de papel de arroz con jamón serrano, tomate seco, rúcula y parmesano y soja.
Pan valenciano de sobrasada con crujiente de sobrasada y miel.
Bricks de txangurro con salsa romescu sobre nido verde.

Todo entre correcto y bueno, tiene su aquel.

Disponen de una oferta breve pero interesante de vinos por copas, cuatro blancos, cuatro tintos, dos espumosos y un dulce. Buenas copas.

Nosotros bebimos un espumoso y un riberita, no recuerdo los nombres de ambos.

Servicio simpático y dinámico.

Agradable el picoteo. Volveremos.

Se me olvida el porqué no salgo tanto a cenar y preferimos montar las cenas en casa,y añoche lo recordé.
1ª-El camarero nos hace saber, desde el minuto uno que preferiría estar en casa con su mujer y le decimos que si quiere nos prepare unos tuppers con la cena y nos vamos todos a su casa........Un local que se "publicita" como un espacio de amor al vino ¿con ese servicio de vino?.
2ºPedimos un Ribera, no me queda, cambiamos y pedimos un Finca Resalso. Lo traen, lo descorchan, lo sirven a todos los comensales, y dejan la botella, mientras lo huelo y le digo al camarero (que ya se iba) "creo que está caliente"...Señora, estaba en la cava, y está a 17º. De acuerdo, pero que la cava esté a 17º no quiere decir que todas la botellas estén a temperatura, Muy bien, le traigo un enfriador.... Cuando pedimos la segunda botella, nos comunica que no tiene más en la cava, que a temperatura puede ofrecernos otros, así que tenemos que cambiar de vino.
De la comanda, de lo que elegimos faltan dos platos (Viernes a las 10'15H) decir que los canapés estaban viejunos, casi es ser amable, que el atún a la mediterránea estaba pasado de plancha, que la ensalada no la comí pues el atún me pareció que estaba pasado, que el solomillo con foie era una tosta con solomillo, sí, pero con foie-gras Apis y puerro carbonizado, que le decimos al camarero que nos lo cambie, que eso está quemado, y se limita a quitar el puerro y volverlo a traer......
NO volveremos

Gracias a un descuento conseguido a través de una de esas webs que hacen las delicias de los compradores compulsivos, acudimos anoche a este bar de tapas.
Sobre el entorno y demás aspectos no diré nada ya que se ha comentado sobradamente. Sólo me centraré en la comida y bebida.

El descuento incluía una botella de vino, donde podíamos elegir entre una de vino blanco o tinto, y 12 montaditos (6+6).
Elegimos el blanco, de Requena (de uvas macabeo y Sauvignon blanc si no recuerdo mal). La camarera nos lo da a probar y lo deja en una cubitera. Las copas son Rona.
Los montaditos son bastante flojos (morcilla de arroz con huevo, pincho moruno, queso de cabra con mermelada de tomate, etc.), y como nos quedamos con hambre pedimos una tabla de quesos franceses y un par de copas de tinto Ysos de La Rioja, donde ahí sí disfrutamos algo más.

Hay mejores opciones, pero para beberse una copa de vino no está del todo mal, aunque podría mejorar mucho. Y la zona donde está es perfecta, ya que un viernes o sábado por la noche la calle Caballeros se llena de gente. Habrá que seguir su evolución.

Eramos 7 amigos para cenar en este atractivo local, aunque dentro estábamos un poco apiñados y mucha cercanía de mesas.

Mesa y silla normalitas, vajilla correcta y buenas copas.

Cocina muy cerca a la vista , nos separaba simplemente un cristal con lo que nos llegaban todos los olores a la mesa.

Nos atendió un camarero que no nos debió entender muy bien ya que pedimos varias tapas y le dijimos saca sin miedo, somos 7 tíos que no nos queremos quedar con hambre.

Pedimos saquitos de brandada de bacalao, tosta de sobrasada y miel, bocaditos siglos, hojaldre de setas y queso de cabra y seleciión quesos manglano españoles.

He de decir que l acomida estaba muy rica, en especial los quesos (muy buenos) y el resto bien resuelto y sabroso, pero las cantidades eran ridículas, excepto en las 2 grandes fuentes de quesos.

Le dijimos saca para que los 7 comamos bien. Lo primero que llegó fue el hojaldre de queso y setas, bueno pues tocamos a una cucharadita por persona (sacó 2 platitos), le volvimos a decir lo de las cantidades que no se cortara y la tosta de sobresada sacó 2 de nuevo y tocamos a 1 triangulito.

El resto igual, 1 saquito y medio del tamaño 1 huevo de codorniz por persona, y el bocadito siglo (foie y ternera, creo) un triangulito.

Todo esto a pesar de que le dijimos repetidas veces que sacara sin miedo que lo que no queríamos es quedarnos con hambre, aún así ni caso, pues en lugar de pedir más comida (hubieramos tenido que pedir el doble de lo mismo), decidimos concluir la cena sin postre ni café.

Repito que la comida era atractiva y todo estaba muy bueno, pero es tirarse piedras contra sy propio tejado, al dejarnos los platos no s dijo que el sacaba lo que el creía para que nos quedásemos bien, y no es que nosotros seamos unos animales comiendo, pero vamos que ibamos a pagar todo lo que pidiésemos, si ves que son raciones escasas y te lo estamos diciendo repetidamente, dobla los platos.

El apartado de vinos tema parte, ya que si tu fuerte es este aspecto, no puedes dar un servivio de vino así. Carta bastante subidita de precios y con referencias más o menos bien, bastantes tintos y pocos blancos.

Pedimos 1 blanco florante fermentado barrica 2007, dado a probar, llenado de 1 copa d e1 amigo y el resto nos suelta: " bueno las demás copas ya os las llenais vosotros". Pues vale, deja el vino en la fresquera y se va.

Pedimos una segunda botella de nodus chardonnay 2010, ya que no quedaba más florante (fuimos avisados), cambio de copas y ahí se queda lo cosa, deja la botella encima de la mesa y ni lo ofrece para porbar, pues bueno nos lo servimos, nos lo acabamos y nos vamos.

Me imagino que si vas en pareja será mejor que en grupo, porque se ajustarán mejor a tus necesidades, pero en grupo yo ya no vuelvo.

Al final salimos a 18 euros, que no es que fuera muy cara la cosa, pero en comparación con las cantidades que pusieron no puede pasar de correcta la rcp.

Bonito local situado en medio de la calle Caballeros, en pleno barrio del Carmen.
Entrada con un enorme expositor de vinos, destilados, etc… Creo que venden distintos productos relacionados. Zona de taburetes y mesas altas y después de la cocina un pequeño comedor de una seis mesitas (mesitas).
Cena para dos y nos colocan en el comedor en una meta, muy justa para los dos (y no es que seamos grandes). Nos dejan la carta pero no nos explican platos fuera de ella que sí lo comunican a otra mesa. Para beber cerveza, agua y una copa de Actum servido a temperatura correcta y en copa Rona. Cubertería y vajilla correcta. Manteles de papel.
Para cenar escogimos:
 Tosta de sobrasada y miel
 Tosta de salmón ahumado
 Medio surtido de quesos españoles selección de Manglano
 Atún
Pan (regular) y tomatito.
En general bien, pero muy destacable el atún, de verdad, buenísimo.
Café Nesspreso e infusión.
A pesar de algún comentario anterior, no notamos que el ambiente fuese ruidoso y eso que el local estaba bastante lleno.
Trato muy amable, si bien es cierto que son ‘relativamente nuevos’ y que seguro mejorará. RCP buena, no llegó a 20€/pax.
Un saludo, volveremos.

P.S. En su página web, promocionan catas gratuítas de vinos, cervezas... Excelente propuesta.

En la barra se ofrece una selección de tapas pero nos parecía algo escasa de variedad y optamos por pedir a la carta. Tomamos un par de ensaladas y anchoas con tomate para empezar (que te aliñas tu mismo con la selección de aceites y vinagres que te dejan). Seguimos con una tosta de sobrasada y miel (o eso creo) y otra de solomillo y queso, todo ello en plan montaditos para compartir. Finalmente unas tablas de queso francés de Manglano y de postre unas crepes. Todo lo descrito cumple a un nivel medio para una cena informal de tapeo (cocinado para cumplir dicha expectativa y no se pretende más).
Para beber tomamos de aperitivo vino blanco (Tierras Altas), cerveza de la que también tienen una cierta selección y unas copas de cava Dominio De La Vega que abrieron para nosotros. La verdad es que se agradece la posibilidad del vino por copas.
Con la cena tomamos Pago De Los Capellanes 2008 y Azpilicueta. El servicio de vino consiste en abrir y dar a probar. Quizás lo peor es el local estrecho, las mesas pequeñas (eramos 10 en una mesa que para ocho sería justa) y el ambiente en general muy ruidoso.
Para terminar algún chupito, gin tonics y cafés.
Una opción más de cocina informal en el bullicioso barrio del Carmen

Me parece muy interesante esta apuesta por la promoción del vino en una ciudad como Valencia, tan difícil para los locales de vino por copas.
Está enfocado al público joven, con vinos bastante asequibles y una carta de tapas, bocadillos y ensaladas.
Aún es pronto, pero con el tiempo supongo que acabará posicionándose en el sector de población más receptivo a su oferta. Ójala siga siendo el público joven.
Lo más interesante de a carta de tapas me parecieron las tablas de queso de Manglano, tomamos una de quesos franceses. Interesante. También tomamos una tabla de ibéricos, con eso fue suficiente para cenar dos personas. Las cantidades, de momento, son generosas.
Empezamos probando los vinos por copas, pero no nos entusiasmaron y nos pasamos a elegir una botella de la carta, pero tampoco tuvimos suerte. Tomamos un malbec argentino, Clos de los Siete, poco que decir.
Les deseo que funcione, de momento se llena bastante, había mucha gente tomando su copa de vino.

http://www.ojoalplato.com/archives/2826

  • tabla de quesos franceses

Un local moderno, pero acogedor. Iluminación adecuada. Mesas con taburetes a la entrada y barras en la pared. Al fondo algunas mesas para comida sentados. Carta de tapas incluyendo quesos de Manglano, que es lo que pedimos. Bien de cantidad y selección. Tiene otras propuestas interesantes. Acaba de abrir hace 2 semanas y el personal es atento, profesional y con buen ritmo de servicio. Vinos por copas, que aunque no son muchos, permite "picar" con una copa de vino tranquilamente. Copas marca Rona (adecuadas). Un sitio informal en pleno barrio del Carmen en Valencia donde tapear algo y pasar un rato a gusto. Creo que tenían una oferta de 6 tapas + una botella de vino por 15 euros. En fin, le seguiremos la pista e iré varias veces. Muy recomendable este tipo de sitios para tomar vinos con calidad. Mis aplausos para ellos. Por unos 25 euros tomamos media ración de quesos franceses muy buenos, pan, 2 copas de vino y 2 copas de champagne. Correcto.

A su favor que tienen web www.cavasiglos.com, Facebook donde ver fotos, y Twitter. Felicidades por su adaptación a las nuevas tecnologías también.

Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
Cerrar