Restaurante El balco en Girona

Restaurante El balco

Datos de El balco
Precio Medio:
35 €
Valoración Media:
7.2 10
Servicio del vino:
6.2 10
Comida:
7.8 10
Entorno:
6.7 10
Calidad-precio:
7.5 10
Fotos:
 
País: España
Provincia: Girona
Localidad: Girona
Dirección: c/ hortes,16
Código postal: 17001
Tipo de cocina: Argentina
Vino por copas: Añadir vino por copa
Precio desde 22,00 € (precio más bajo introducido por un usuario)
Cierra: domingos

Teléfono


13 Opiniones de El balco

Tres entrantes para compartir entre cuatro, pulpo a la gallega, chorizo criollo y carpaccio de atun.
Presentados en el centro de la mesa una cazuelita de barro con una parrilla y con un tizón de carbón en su interior para mantener la carne caliente, un corte argentino, un bife y unos cortes de carne de cerdo ibérico y servido en plato aparte un chuletón de ternera, chimichurri para aderezar las carnes. Todos los cortes de carne de muy buena calidad y tratados con maestria.
Una cerveza, una botella de agua y una botella de Turó Negre de la DO Empordà.
Dos cafés y un cortado.
Muy buena relación calidad/precio/servicio

“Hacer un Carlitos”, es la manera que tiene un buen amigo de decirme que quiere ir a comer o cenar buena carne asada a la parrilla en el Restaurante El Balcó , así que tras llamar para asegurarnos mesa, hacía allá nos dirigimos.

Conozco este Restaurante desde que lo inauguraron, y en este tiempo han pasado muchas cosas en el mundo de la restauración en Girona. Pero lo que no ha cambiado es la cocina del Balcó. Cierto es que se han añadido algunos platos fuera de carta, algo que todos hemos aplaudido ya que no siempre puede apetecer carne a la brasa, pero básicamente su carta sigue siendo la de sus inicios, basada en un inmejorable producto tanto nacional como argentino, y una sensibilidad y conocimiento especial en su tratamiento.

Desde su Parrilla, Carlitos cocina de cara al comedor y a sus clientes atento a cualquier necesidad de los mismos, por ello solo entrar por la puerta salió de su fortín a saludar, tengo que decir que tras tantos años hemos forjado una buena amistad personal de la que me siento orgulloso.

Y vamos entrando en materia. A pesar de que mi intención como digo anteriormente era la de “Hacer un Carlitos”, sinónimo de una buena carne asada a la parrilla, uno de los platos fuera de carta que ese día habían preparado resulta que era “Rabo de Buey”, y como Carlitos conoce mis gustos, y yo sé cómo le sale a Carlitos el Rabo de Buey, no hubo ningún tipo de discusión.

  • Empezamos con un Povorone, Preparado en su plato y a la brasa, (el que podéis ver en la foto de la parrilla es el mío), espolvoreado con pimentón, orégano y un chorrito de AOVE. Un clásico del Balcó y uno de mis entrantes habituales cuando lo visito.
  • La parienta pidió unas Alcachofas, supongo que a la crema que le gustaron mucho.
  • Y para los dos Rabo de Buey. El mejor elogio que le puedo hacer del Rabo de Carlitos, (al de buey me refiero), es decir que estaba casi tan bueno como el mío, aunque Rosa me dice que incluso mejor. Servido en mesa en su propia cazuelita, venía acompañado de un Puré de Patatas que me recordaba alguno que he comido porAlemania.

    El postre:

  • Algo de Manzana caliente con helado. Una especia de tarta tatin acompañada de un refrescante helado. Venía con su velita y todo.

    Para beber:

  • Champagne Baron-Fuenté. Y aquí a pesar de nuestra amistad y precisamente por la amistad que le profeso, le pido, ¡Carlitos por favor, cambia las copas de cava!!!!!! Ya sé que lo que a ti te gusta es el vino, pero cambia también las de cava hombre.

    La cuenta:

  • Pagó la jefa y no se quejó, así que seguro que estaba bien de precio.

    Imprescindible para quien quiera comer buena carne en Girona. Pues eso es lo que hay, (y como dice el de la tele), y así os lo he contado.


    • Rabo de Buey

    • Povorone

    • Parrila

    El cocinero manipulando la parrilla de cara a los comensales para darle a la carne el toque y la cocción adecuada al gusto de los que el cliente ha solicitado.
    Pedimos para compartir una ración de chorizo criollo y una de pulpo a la gallega, buen pulpo perfectamente aderezado connbuen aceite y buen pimentón, las patatas perfectas.Los segundos secreto ibérico y
    solomillo de novillo argentino, tierno, meloso y con el punto de cocción solicitado.
    De postre compartimos un sorbete de menta.
    Bebimos un DO Empordà Terres Negres servido a la temperatura adecuada.
    Dos cafés
    El servicio fué atento en todo momento.

    Cuando en Girona a alguien le apetece comer buena carne a la brasa, sin duda el primer restaurante que se le viene a la cabeza es El Balcó, y de hecho el otro día hasta allí nos llegamos con esa intención, disfrutar de su parrilla.

    Pero algunos días “Carlitos Forchini” nos sorprende con unos guisos de ”chup, chup” de los que a mí me gustan, y en esta ocasión, no solo de los que a mí me gustan sino el que más gusta, el “rabo de toro” en este caso creo querabo de buey.

    Para tres personas pedimos,
    Ensalada de queso de cabra, dicen que tras un gran hombre siempre hay una gran mujer, este es el caso de Josephine, que desde la sombra nos prepara una tentadora serie de entrantes y postres que complementan perfectamente los platos de su marido.

    Corte Argentino, buena carne y punto exacto de cocción
    Pies de cerdo a la brasa, uno de los clásicos del Balcó.
    Rabo de toro, una carne que se deshacía en la boca, acompañada setas y una salsa que me hizo acabar con la panera y pedir más pan.

    Acabamos con los siguientes postres.
    Helado de Mascarpone con higos confitados.
    Sorbete de frutas.
    Tartaleta de Manzana y Pera.

    Cafés y botella de cava de la que no recuerdo la marca.

    Una puntualización a lo que comenta el amigo Xerraire sobre ”el “CD” de Gardel sonando desde la inauguración del local a finales de los años 80”. Tuve la suerte de ser uno de los primeros clientes de este restaurante, ya que en aquellos tiempos vivía muy cerca, y no era un “CD”, en aquellos tiempos era un cassette, jeje

    Precio para tres personas sin incluir el cava, 65€

    • Helado de Mascarpone con higos confitados

    • Corte Argentino y Pies de cerdo a la brasa

    • Rabo de toro

    un clasico para comer buena carne, cocinada a la brasa de carbon. lastima de que con el tiempo resulta repetitiva, especialmente por los primeros y los postres, para la carne, como eso es a lo que voy pues ya me apetece, pero en ocasiones echamos de menos poder tomar unos esparragos de entrante u otra cosa sencilla, Y lo mismo con los postres, se echa de menos unos frutos secos u algo leve.... Pies de cerdo a la brasa deliciosos, morcilla de cebolla fantastica , vinos bien, camareros fantasticos (aunque en ocasiones desbordados..)musica de tangos que ambienta...

    A gusto de los cocineros, comen los frailes. El balcó es, sin duda, el mejor lugar para comer carne de Girona. Era de aquellos días que estás carnívoro: Mi pareja, yo y nuestra hija de siete años. Sin dudarlo nos fuimos al Balcó, situado en la calle (Hortes) seguramente la calle más fea de Girona, salvada por este restaurante y la magnífica Llibreria 22 (nunca coman en el Restaurante Blanc del hotel Ciutat de Girona en esta misma calle). Sobre El Balcó me encanta ver al jefe de la parrilla impertérrito detrás del cristal, y me encanta cenar con el mismo CD de Gardel sonando desde la inauguración del local a finales de los años 80.

    Sin más dilaciones (entrantes):

    Ensalada de langostinos y espárragos (muy sabrosa)
    Fetuccini negros (pasta con sofrito de cebolla, sepia y gambas). Mi debilidad desde hace años pero creo que el sofrito ha perdido un poco y la sepia ha perdido calidad.

    Y el tema:

    3 novillos argentinos. Quizás uns 400 gramos cada pieza (no se me dan bien las balanzas oculares). La niña no dejó ni la muestra. Increible.

    Un riojita menor de pequeño formato y a pasear por el Barri Vell entrando por el místico puente de les Peixeteries Velles. Día feliz.

    Me apetecía comer carne a la brasa y como no volvimos Al Balcó.
    Esta vez no estaba Carlitos al frente de la parrilla, pero no se echó en falta su presencia, el amigo Gabino sabe tratar las brasas como hubiera nacido en cualquier arrabal de Buenos Aires.
    Pedimos
    Uno de Queso Provolone a la brasa, 6,75 €
    Uno de Lengua de ternera. 6,50 €
    Pies de cerdo a l abrasa 7,50 € Excelentes.
    Una espalda de cabrito a la brasa, 16,50 € en su punto
    1 Recaredo, 21 €
    Café Irlandés de los que a mi me gustan de 2 capas,
    Infusiones, agua, etc…
    Precio total 66,69 €

    • Café Irlandés como a mi me gusta. 2 capas

    como todos apuntan por la misma direccion me reafirmo.la ensalada de aguacate y bacalao muy buena y el novillo a la brasa perfecto,en cuanto a los vinos no esta mal la carta que tienen,tomamos un terres negre de bodegas espelt que no me termino de gustar . para quien guste este tipo de cocina totalmente recomendable

    La verdad el balcó es un gran restaurante para los amantes de la carne ( sobretodo argentinos).

    No entrare en detalles de la carta pq ya se especificó antes pero bajo mi impression el unico problema que tiene es que es caro.
    Bajo la excusa de una calidad en carnes excelente, es la pura verdad, te sablean bastante y te vas facilmente a los 40-50 euros eso teniendo en cuenta que los vinos no sone xcelentes.

    para mi forma de ver un buen restaurante aunque caro.

    El viernes por la noche, nos apetecía carne de la buena y volvimos a elegir El Balcó.
    El novillo argentino celestial, entrantes queso provolone, ensalada de queso de cabra, postre, un café irlandés muy bueno, vino en su punto, vamos que poco que añadir a mi anterior valoración

    Este sitio web usa cookies para analizar la navegación del usuario. Política de cookies.
    Cerrar